Crisis, izquierda mediática y déficit de representatividad

Que quede claro, antes de nada: las medidas de Zapatero no son sólo vergonzosas “en sí”, pues cabría discutir si los funcionarios y los pensionistas deberían ser los principales perjudicados por la explosión de una burbuja de la que apenas se beneficiaron en su día (el funcionario tiene su sueldazo de 1500 euros garantizados en plena crisis, pero también lo tenía en 2005, cuando la gente, no sólo los empresarios, sino muchos trabajadores, se compraban terceras y cuartas viviendas, las revendían, levantaban 5000 o 6000 euros limpios al mes o más y renovaban el BMW constantemente). Son vergonzosas, sobre todo, por la patética demostración de cobardía, no sólo de impotencia, de cobardía, de absoluta sujeción a los fundamentos del poder económico que ha generado esta crisis y ahora se presenta, dos años después, con las recetas para superarla, por parte de quien se presentaba como paladín de los humildes.

Puede que venirles a Ustedes a estas alturas con las famosas medidas de Zapatero para combatir el déficit podría resultar más que redundante. A fin de cuentas, ya se ha explicado sobradamente, en sendos artículos de LPD y en sus comentarios, por qué es una vergüenza lo que se ha hecho y qué podría hacerse en lugar de ello. Sin embargo, sí que querría deternerme brevemente sobre una cuestión en absoluto menor: el pacto de silencio periodístico, al más puro estilo Familia Real, que en torno a las vergonzosas medidas llevadas a cabo por Zapatero ha urdido la supuesta “izquierda mediática”.

Cabría suponer que un presidente que deja caer todo el peso de la crisis sobre los funcionarios, los pensionistas y la ayuda al desarrollo, mientras rebaja el Impuesto de sociedades, se gasta todo su margen de maniobra en apuntalar el ladrillo durante unos meses y se esfuerza en garantizar hasta el infinito la solidez de la banca española, debería recibir algún tipo de contestación social. Parte de esa contestación, en teoría, debería provenir de los medios de comunicación que, por su orientación, por el público que buscan y por los continuos brindis al sol reivindicando su profesión de fe izquierdista que hacen sus principales voceros, tradicionalmente se erigen como principales representantes de la izquierda en este país. Esto es, mayormente: PRISA y Globomedia (La Sexta – Público).

Pero pretender eso sería vivir, como Marge Simpson, en la casa de la Gominola de la calle de la Piruleta, en pleno País Feliz. Los medios españoles están para defender a muerte una trinchera, que para algo les paga, y si se desvían del camino será sólo porque sus mentores políticos no les ajuntan momentáneamente y les escamotean sus derechos audiovisuales. Para lo demás, ellos, como el Gobierno, como la sociedad, también arriman el hombro, en una estrategia de “explicación” de las medidas que se basa en un triple eje:

Pobre hombre, qué pesada carga lleva. Zapatero es, fundamentalmente, un buen tío, que cree en lo que hace. Y, oye, progre hasta el límite. ¡Qué progre es! Es tan progre que, si pudiera hacer sus comparecencias en el Congreso bailando alguna danza indígena reivindicativa de algo, lo haría. Pero no ha tenido más remedio que hacer esto, y mira cómo sufre, mira cómo le duele a él, tan progre, tomar medidas perjudiciales para la gente humilde a la que lleva años, qué digo años, décadas, toda su vida defendiendo. Esto le han obligado a hacerlo desde fuera, los pérfidos extranjeros, el nacionalsocialismo internacional, la banca y el gran capital (en cuanto a lo que dice esto sobre la estatura política de Zapatero no entran mucho, claro)

– Es un ejercicio de responsabilidad: había que hacerlo. La cosa, amigo izquierdista, estaba muy mal. Y todos lo sabíamos. Zapatero también, y aunque durante años ha intentado, con sus propias manos, sostener el Estado del Bienestar del que todos nos enorgullecemos, había que apretarse el cinturón para no fenecer. Zapatero demuestra, una vez más, que es un estadista al que no le pesa adoptar medidas dolorosísimas, perjudiciales electoralmente, si es en pro del bien común y, sobre todo, de la causa común de la izquierda española. Claro que en esta evaluación suelen dejarse en el tintero un par de cosillas sin importancia (se olvidan de que fue él quien se negó a adoptar medidas de alguna clase durante años, y sobre todo se olvidan, como ya hemos dicho, que tal vez habría que enjuiciar si son estas las medidas más adecuadas y, en particular, más progresistas).

Todos unidos ante la adversidad… Menos el PP, que hay que ver lo malo que es siempre. Y así alimentan a la bestia hooligan que todo español que se precie lleva dentro, que lo que quiere es caña al enemigo atávico. Es también el gran argumento electoral que, como siempre, utilizará Zapatero en… ¿2011?: que ellos, a pesar de todas las apariencias, no son el PP. Y tienen razón, pues sus medidas, quitado el barniz de izquierdismo de opereta D.O. Hipatia de Benidorm, están muy a la derecha de lo que dice el PP que haría, y de lo que hizo cuando ocupó el poder.

Está claro, en resumen, que la semana pasada provocó un problema para una parte sustancial de la población española: la ausencia de representatividad de sus postulados ideológicos. Ausencia mediática, como ya hemos indicado, aunque se vea paliada en la red (y su infinito abanico de integrismos de todo pelaje), o incluso gracias a la existencia de la Caverna, contumaz en su crítica a Zapatero (pero, claro, la Caverna, a fin de cuentas, son “los otros”). Pero, sobre todo, es un problema de representatividad política. Por efecto del bipartidismo rampante (que esperemos que ante este espectáculo se vea paliado en los próximos comicios locales, autonómicos y nacionales) y por efecto del patetismo, cada vez más patente, de la clase política española.

Los políticos de hoy llevan toda su vida en democracia, y esto significa, en muchos casos (como el de Zapatero y, en la práctica, también el de Rajoy), que llevan toda su vida adulta dedicándose a la política, viviendo de ella, y sobre todo viviendo en ella. Quiere esto decir que son maestros en las políticas de la imagen, en la gestión de la agenda política y en el regate en corto. En cambio, sus ideales, si alguna vez los tuvieron, han quedado enterrados por décadas de maniobras y navajeos para sobrevivir, y después prosperar, en el negro pozo de la estructura de los partidos políticos. Y que no se entienda por “ideales” querer hacer un mundo mejor, ni zarandajas por el estilo. Por “ideales” entiendo, sencillamente, tener un plan de gobierno, unas intenciones en el largo plazo.

Zapatero no lo tiene, pues no lo necesita. Lo que necesita es sobrevivir, y si es posible aumentar sus expectativas electorales, semana a semana, sacándose efectistas medidas y declaraciones pensadas para ocupar la agenda, que podrán ser abandonadas, relativizadas o matizadas hasta el paroxismo la semana que viene. Exactamente igual que el PP, por otra parte. Se trata de ganar, porque ganar es mandar, colocarse y colocar a los suyos. Y, al fin y al cabo, a eso se dedican.

Zapatero ha conseguido que echemos en falta a todos los anteriores presidentes del Gobierno. A Suárez, a González e incluso, en algunos aspectos (jamás pensé que diría esto), a Aznar. Está claro que aún le queda un buen trecho para alcanzar los límites del Aznar enajenado de la segunda legislatura (y siguientes años). Pero al menos Aznar, precisamente para evitarse problemas mayores, fue mucho más respetuoso con los trabajadores, los funcionarios y los pensionistas de lo que lo está siendo Zapatero. González era un caradura y un arrogante, pero tenía la cabeza bien amueblada y se atrevió a adoptar decisiones difíciles (sin necesidad de que le pusieran una pistola en la cabeza desde Bruselas).

El más similar a Zapatero probablemente sea Adolfo Suárez, también un maestro en el manejo de los tiempos políticos, el regate en corto y la gestión de la imagen. Al igual que Zapatero, Suárez comenzó con energía y con una serie de decisiones acertadas y luego cayó en una confusa mezcla de inacción y alejamiento de la realidad. Claro que Suárez, en sus años buenos, legalizó el PCE, consiguió que el tránsito al sistema democrático fuera pacífico, orquestó una Constitución y un Estado autonómico, … Zapatero trajo a las tropas de Iraq y legalizó el matrimonio homosexual.



64 comentarios en Crisis, izquierda mediática y déficit de representatividad
  1. Me parece un análisis impecable. La obscenidad de ver a medios como El País o la Cadena Ser, que este verano (con el decretazo digital reciente) se dedicaban a cosas como la famosa portada de “A la deriva” con ZP caricaturizado a toda plana al más puro estilo L.M. Anson tratando de apuntalar a la desesperada ahora (con su salvación financiera debido a la refinanciación de la deuda generosamente intermediada por el Gobierno) al PSOE es algo absolutamente espectacular.

    Sobre todo, por lo mucho que dice sobre el respeto que le merecen sus lectores, la opinión pública española y, en general, el nivel medio de discusión política de este país.

    En cualquier caso, si la gente “de izquierdas” de este país no tiene otros medios de comunicación es porque no se los merece, ni los compra, ni los reclama. Se quedan con PRISA, o con Mediapro, y tan contentos.

    Así nos va. Que manda cojones que leer la prensa conservadurísima europea, como la FAZ, o moderadamente conservadora, como Le Monde o Die Zeit, sea más reconfortante que soportar el nivel de esta gente.

    Comentario escrito por Andrés Boix Palop (LPD) — 18 de mayo de 2010 a las 7:15 pm

  2. Pintan bastos en muchos sentidos, mucho más si se trata de defender en esta web a nuestro presidente de gobierno. Supongo que por eso vale la pena intentarlo. Y como no hay mejor defensa que un buen ataque, me dispongo a lanzarme en plan Kamikaze contra tu artículo;
    Nada que decir respecto a la introducción.
    “Esto le han obligado a hacerlo desde fuera, los pérfidos extranjeros, el nacionalsocialismo internacional, la banca y el gran capital (en cuanto a lo que dice esto sobre la estatura política de Zapatero no entran mucho, claro)”
    A bote pronto me parece que España tenía dos problemas económicos (me refiero a la España pública), que los mercados nos estaban haciendo pagar cada vez más cara la deuda y que el “paraguas” del euro parecía a punto de petar. El anuncio de las medidas que hizo Zp es difícilmente separable de las medidas adoptadas en Europa para defender el Euro. A este presidente al que siempre se le niega todo (al fin y al cabo hasta ahora si ha ganado alguna elección ha sido por suerte o por circunstancias) ni nos planteamos que formado parte de una operación en la que ningún país ha salido tan beneficiado como España. Hasta el lunes pasado el único comentario era que después de Grecia iba España. Por ahora, y salvo que esa magnifica presidenta germana siga haciendo de las suyas, ese mensaje ha desaparecido. Era sin duda nuestra mayor amenaza. Que el presidente del gobierno más beneficiado tenga algo que ver con lo ocurrido es algo tan evidente que solo un filtro global sobre su capacidad personal interpuesto durante bastantes años por los media (y al que tú, Guillermo, has claudicado pese a tu denuncia) puede obrar el milagro de que mayoritariamente la gente piense que, una vez más, ha sido suerte, o, aun más asombroso, que apenas se reflexione sobre el tema. Mi opinión es que no han obligado a Zp a hacer nada (por cierto, la tendencia a asumir que siempre nos dan pescozones como si los demás fuesen siempre más justos y sabios también es bastante española). Creo que se trató de un acuerdo entre gobiernos europeos y el gobierno de EEUU. Ese acuerdo tenía como objetivo frenar los ataques especulativos (y tan claramente hemos demostrado nuestra debilidad que aún queda para ahuyentar a tanto tiburón). Europa creaba un fondo de rescate importante y los países con mayor déficit (talón de aquiles) aprobaban medidas concretas para reducirlo. Entiendo que se trato de una acción coordinada de políticos para enfrentarse con los mercados. No creo que Zp tenga ninguna capacidad para cambiar las reglas de los mercados (bastante es que lo dejan con estar en las reuniones de los que mandan, recordemos que es al primero al que se lo permiten) pero el presidente de EEUU puede que sí. Mis esperanzas están depositadas en él, aunque en escasa cuantía, soy más bien pesimista.
    En todo caso no creo que las medidas anunciadas sean un gran sacrificio dado lo conseguido. Pienso que el pacto de estabilidad es muy restrictivo, que un país en circunstancias excepcionales puede permitirse deficits altos mientras no sea por mucho tiempo. No veo la necesidad de reducir rapidamente ese deficit y, desde luego, sé que puede hacerse con medidas mucho más sociales. Pero se trataba de frenar el aumento de los intereses de la deuda Española, y eso no iba a ocurrir adoptando esas otras medidas expuestas en esta web o, simplemente, no adoptando ninguna. El deficit nos coloca en manos de usureros y si te suben los intereses no hay quien levante cabeza. No se trata de una opción valiente, sino inteligente. Hombre, claro que ni a zp ni a ningún presidente le gusta tomar medidas que afecten a las pensiones o a los salarios, sobre todo cuando todo el mundo está pendiente de ver si bajas los salarios o tocas las pensiones pero Zp no ha tomado estas medidas pq se ha vuelto un neocon o pq le han obligado, sino a cambio de un plan de estabilidad para el euro que nos viene como agua de mayo.

    “se olvidan de que fue él quien se negó a adoptar medidas de alguna clase durante años”
    A ver si lo entiendo. Te parece mal que adopte las medidas y te parece mal que no las adoptara antes. Pues no, no lo entiendo.
    Si esas medidas joden a los pensionistas y a los salarios y a los dependientes… ¿para que cojones queremos que se adopten antes? Llevo toda la semana escuchando a la gente decir: ahora, después de dos años sin hacer nada, aplica medidas.
    Pues chapo si durante dos años no se han aplicado. Que yo sepa, en estos dos años, ese deficit no ha encarecido sustancialmente los intereses de la deuda luego, ¿de que hubiese servido adoptar antes esas medidas? Adoptándolas ahora tiene todo el sentido, por un lado se frena el aumento de los intereses que, ahora sí, estaba disparandose, y por otro se hace a cambio de algo muy importante, el compromiso de estabilizar el euro.

    “al menos Aznar, precisamente para evitarse problemas mayores, fue mucho más respetuoso con los trabajadores, los funcionarios y los pensionistas de lo que lo está siendo Zapatero”
    No puedo estar más en desacuerdo. Cualquier investigador sabe que las comparaciones han de hacerse en condiciones similares. Comparar como trató Aznar a los trabajadores y a los pensionistas (yo considero que los funcionarios están dentro del grupo de los trabajadores, ¿tú no?) durante los 8 años que gobernó con como lo ha hecho Zp en la primera legislatura (situación económica comparable) o incluso durante estos dos primeros años de crisis y concluir que Aznar fué más respetuoso me parece un magnifico dislate.
    Respecto a los otros dos presidentes con los que lo comparas pues claro, hicieron cosas distintas en momentos muy distintos. En mi opinión (y si quieres te facilito mi identidad para que compruebes que ni formo parte del psoe ni tengo cargo alguno ni relación con nada que tenga que ver con el psoe u otro partido) Zp es mucho mejor político que los otros dos. Con mucho menos apoyo que Felipe tumbó a la vieja guardia, Felipe incluido, acabó con la derecha que gobernaba con mayoría absoluta, se enfrentó a prisa, acabó con los nacionalistas en el País Vasco (el plan Ibarretche estaba en su mesa cuando llegó a la Moncloa, ¿recuerdas?) y con 20 años de CIU en Cataluña (sin él no se hubiese conseguido, y eso no es darle méritos que no le corresponden). Ninguno de los presidentes que has nombrado tuvo logros ni tan siquiera similares. Claro, que no consiguió una transición pacifica a la democracia, pero es que resulta que estamos en el año 2010. A mi no me gusta ni la vieja guardia del psoe que mangoneo hasta la nausea sus propios principios democráticos en unas primarias infumables. No me gusta ni un pelo el pp, al que consideró caballo de Troya de los especuladores en la política. No me gustan los nacionalistas puesto que creo en la igualdad de oportunidades. Creo que Zp es el más inteligente de cuantos presidentes hemos tenido. Por todas esas cosas y muchas más le estoy agradecido (entre otras por el incremento de la I+D en el porcentaje del PIB de estos 6 años, por el aumento de la ayuda al desarrollo, por leyes claramente progresistas como la que regula las celulas madres, el matrimonio homosexual o la ley de dependencia…)
    En el otro lado de la balanza un montón de cosas que todos los días se destacan en todos los sitios así que sería estúpido incluirlas aquí. Pero hay una que no puedo dejar de señalar. Bajar los impuestos NO ES DE IZQUIERDAS.

    Comentario escrito por jjoo — 18 de mayo de 2010 a las 7:28 pm

  3. Cuando dices que Aznar respetó al trabajador, ¿te refieres a la congelación de sueldos de los funcionarios durante dos años, no?

    Comentario escrito por mohorte — 18 de mayo de 2010 a las 7:44 pm

  4. Gracias por tu aportación, jjoo. Hay que ser valiente, en efecto, para ponerse a hacer una defensa de ZP con lo que está cayendo. Me permitirás que no sea tan prolijo en mi réplica, aunque espero contestarte a tus críticas:

    – Está claro que este es un movimiento conjunto para solucionar el problema antes de que se haga más grande. No pongo esto en duda, sino si la actitud de Zapatero todos estos años, y particularmente desde que estalló la primera fase de la crisis internacional, ha sido responsable. A mi modo de ver, tuvo tres fases: primero se limitó a negar la mayor, sin hacer nada para tratar de moderar la burbuja, sin plantear auténticas alternativas a través del gasto ni la política de I+D. En una segunda fase, se apresuró a gastarse el dinero de que disponía como margen de maniobra en obras (el Plan E), es decir, en ladrillo “de baja intensidad”, en asegurar la solidez de la banca y en subsidios de desempleo. De nuevo, no se trataba de medidas que permitieran solucionar el problema, sino dilatarlo en el tiempo en la esperanza de que Alemania volviese a funcionar, arrastrase a la UE y, en fin, tuviésemos más ladrillo en 2011. A partir de ahí, sin un duro, acreditando una absoluta incapacidad para tomar decisiones, Zapatero ha estado a verlas venir, y sólo ha adoptado estas medidas cuando no ha tenido más remedio. Y aquí llegaría la segunda parte de mi crítica: que cuando adopta medidas de ajuste, se ceban en los de siempre, de una manera particularmente miserable. Tengo compañeros de trabajo que ganan 1200 euros, que van de culo con la hipoteca y demás, y que ahora ven cómo les recortan 40 euros al mes. Que será muy poco, pero el problema es que ellos tampoco es que hayan podido ahorrar mucho en los días de vino y rosas, dado que entonces ganaban también 1200 euros.

    Creo, en resumen, que es fácil entenderme bien aquí: me parece mal que tome las medidas que ha tomado ahora, en 2008 y en 2006. Un Gobierno supuestamente progresista, en un contexto de crisis internacional propiciada por los excesos de la banca y el sector inmobiliario, lo último que ha de hacer es premiarlos en la esperanza de que la fiesta continúe.

    Sobre los méritos de Zapatero, fíjate que fundamentalmente te centras en méritos políticos: les ha quitado Cataluña y País Vasco a los nacionalistas. Y sí, en ganar elecciones Zapatero es un hacha, está claro. La cuestión es para qué quiere el poder, qué hace con él luego. ¿Tú crees, sinceramente, que el balance del Tripartito en Cataluña, que ya lleva siete añazos, es, siquiera remotamente, positivo? ¿Crees que el Gobierno, desde que ganó las elecciones de 2008, está obrando bien? ¿Que en su legislatura -por comparación- “buena” adoptó muchas medidas destinadas a prosperar en el tiempo?

    Es decir: a mí me parece muy bien que Zapatero lleve a su partido a ganar elecciones. Es una magnífica noticia para Zapatero, y para su partido. Pero yo, al igual que tú, no soy militante del PSOE y nunca he llegado a ser simpatizante (como buen español, me muevo más por fobias que por filias para establecer mis preferencias electorales), así que los éxitos del PSOE me importan poco. La cuestión es evaluar qué ha hecho Zapatero en el Gobierno, no si lo hizo bien llegando a él. Si la cuestión es cerrar el paso al PP, pues muy bien. Yo me cansé de ese discurso al final de la legislatura anterior (y eso que el PP, lo reconozco, ponía mucho de su parte)

    Un cordial saludo

    Comentario escrito por Guillermo_Lopez — 18 de mayo de 2010 a las 7:50 pm

  5. En efecto, Mohorte, me refiero a medidas como esa, menos agresivas con el trabajador, como es notorio, que el actual recorte promedio del 5%.

    Comentario escrito por Guillermo_Lopez — 18 de mayo de 2010 a las 7:55 pm

  6. Al respecto de la batalla PPSOE, un minuto después de que saliera el titular “Rajoy montará una rebelión en toda España contra el pensionazo” aparecía “ZP dará una paga extra para no bajar las pensiones”. Sin embargo, creo que no solo hay que reducirlo a una mera cuestión de bipartidismo -esta mañana IC y ERC acataban obedientemente el tijeretazo en el Consell de Govern de la Generalitat-. En cuanto a los medios de la izquierda, tanto el BOE como el miniBOE de la cosa abriendo vías de investigación a todo trapo traen reminiscencias poco jipis, en fin.

    p.s: jjoo, me alegro de que no tengas ningún familiar sujeto a los derechos reconocidos por la ley de dependencia. Pero eso de considerar a ZP poco menos que un astuto genio, cuando lo único que ha hecho es ofertar al poder derechos que no solo no son suyos sino que se había comprometido a defender, es de glups. Dios quiera que no siga obteniendotriunfos de esa manera, tal y como todo apunta…

    Comentario escrito por popota — 18 de mayo de 2010 a las 7:58 pm

  7. Lo mejor de toda esta historia es lo de que nos presentan a Obama metido en el ajo porque está muy interesado en la estabilidad económica de Europa y tal.

    Ja.

    Obama estaba defendiendo sus intereses, tratando de presionar contra la devaluación del euro que, de modo encubierto, había montado el Bundesbank para tratar de aligerar la carga de comprarse Grecia cuando apenas han dejado de pagar por la compra de la RDA. Como eso jodía ka paraeta a Obama (y al chino, no olvidemos la surrealista aparición del chino), el tío va y resulta que se dignó llamar por fina ZP ¡para amenazarle con lanzarle a los especuladores por lo criminal como no se portara bien por lo civil!

    De traca.

    Comentario escrito por El venal — 18 de mayo de 2010 a las 9:31 pm

  8. popota:
    no tengo ningún familiar dependiente. Lo tuve hasta hace cinco meses. Un dependiente total. Solicitamos la ayuda que le correspondía pero ha muerto sin que se la den. Primero tardaron AÑOS en hacer la evaluación, después perdieron el no sé cuantas veces el expediente. Después, glups!!! olvidaron mandarlo. Murió, como te digo en Diciembre. Adivina en que comunidad autónoma vivo, PREMIO, en MURCIA. Pero tú no tenías ni idea de esa situación, lo que hace que tu post resulte sorprendente. Dime Popota, la ley de dependencia que gobierno la ha propuesto y aprobado. Decir que ZP ha quitado derechos a los dependientes me parece un disparate. Parece que toda la legislatura esté olvidada. La ley de dependencia es la primera que reconoce y completa todos esos derechos de forma bien articulada y su implantación depende, lógicamente, de la disponibilidad económica. Yo he expuesto los motivos por los que creo que Zp ha anunciado un recorte en la velocidad de implantación de esa ley. Desde que entró Zp hasta hoy nocreo que tengas muchas dudas sobre si la situación de los dependientes a mejorado o empeorado, pese a la contumaz resistencia de las comunidades autónomas (responsables de la evaluación del dependiente) gobernadas por el partido popular.

    Comentario escrito por jjoo — 18 de mayo de 2010 a las 9:33 pm

  9. Gracias por tu respuesta Guillermo.
    Tocas muchos temas importantes que no comparto. Pero no puedo responderte ahora. Lo haré mañana si puedo, o pasado.
    Buenas noches

    Comentario escrito por jjoo — 18 de mayo de 2010 a las 9:36 pm

  10. Vaya, pues el mío murió hace 9 meses en una comunidad alegremente socialista en las mismas circunstancias exactas -sí, también lo de la pérdida del expediente-. Lo mismo que un tío abuelo en la misma situación que murió en otra comunidad gobernada por el psoe, qué cosas… Mira que si al final el único que pilló asistencia por esa ley inexistente fuera el que usó Caldera para montar su caciquil rueda de prensa para presentar su medida… Desde luego, yo no tengo la menor duda sobre si la situación de los dependientes ha mejorado o ha empeorado. Siguen con una mano delante y otra detrás y, eso sí, con una sensación de haber sido estafados que da mucho tema de conversación.

    Saludos,

    Comentario escrito por popota — 18 de mayo de 2010 a las 10:20 pm

  11. Dios mío, el venal me ha quitado las letras de la boca. Porque aquí nadie habla de intervención de Obama y del chino, de sus verdaderos motivos y de la avalancha de exportaciones alemanas que van a invadir, en breve, más si cabe el mundo, con un euro a 1 dólar, para desesperación de Obama y de su incipiente recuperación industrial.

    Que el campo de batalla haya sido España es emocionante. ¡Hasta nos llaman los americanos y los chinos! ¡No somos unos pringados!

    En cualquier caso, me alegra mucho que queden personas como jjoo por aquí. Significa que hay vida inteligente en el PSOE. Ideológicamente no estamos en la misma línea, pero al menos podemos discutir sobre el tema, en vez de enrocarnos en la retórica Leirepajinista. Yo estoy más bien con Guillermo y Popota, como es sabido, de modo que poco puedo añadir.

    Ahora bien, lo de la ley de dependencia, a mi juicio, no fue muy edificante. Aprobar la ley, conceder derechos y luego no dar fondos a las CC.AA. para que lo pongan en marcha y echarles la culpa de que el modelo no funcione es un poco feo. Aunque políticamente pueda ser rentable.

    Comentario escrito por Andrés Boix Palop (LPD) — 18 de mayo de 2010 a las 10:23 pm

  12. Solo una puntualización respecto a lo de las terceras y cuartas residencias, ¿los funcionarios no entraron en ese juego?. Yo creo que también hubo funcionarios que con sus ahorros especularon con la vivienda.

    Comentario escrito por Javiwoll — 19 de mayo de 2010 a las 10:14 am

  13. Del resto del artículo, lo triste es que todos estamos de acuerdo, la clase política de este país es del peor nivel imaginable y no hay ninguna posibilidad de deshacernos de ella.

    Comentario escrito por Javiwoll — 19 de mayo de 2010 a las 10:23 am

  14. ¿No os parece que ZP al final de la corrida, solo será recordado por traerse las tropas de Iraq y legalizar el matrimonio homosexual?

    Os lo comento porque busco y rebusco y no hallo gran cosa…

    Comentario escrito por Garganta Profunda — 19 de mayo de 2010 a las 11:48 am

  15. Coincido con lo dicho, zp es una puta vergüenza. Sus únicos objetivos han sido: conseguir el poder y mantenerse en él contra viento y marea. Lo demás es totalmente secundario. La guinda del pastel fue su “argumentación” (por llamarla de alguna manera) del otro día para justificar su hachazo a los derechos de funcionarios y pensionistas. Si tuviera un mínimo de vergüenza hubiera dimitido un segundo después. Y que se preparen los demás, puesto que está dispuesto a realizar una nueva contrarreforma laboral por decreto dentro de poco.

    Comentario escrito por desempleado — 19 de mayo de 2010 a las 12:50 pm

  16. Bueno, desempleado, en cuanto a la justificación de las medidas, no creo que nada supere la inenarrable afirmación de Leire Pajín de que son sacrificios que los españoles hemos de hacer por “solidaridad” con las otras economías europeas y con el euro, tan maltrechas ellas y él, porque nos “toca” dada nuestra solvencia, solidez, etc.

    Comentario escrito por Andrés Boix Palop — 19 de mayo de 2010 a las 2:22 pm

  17. hay que hacer algo, tomar el palacio de invierno o así, qué desasiego, no puede ser que millones de españoles no tengan representación politica de facto. Gran articulo Guillermo.

    Comentario escrito por casio — 19 de mayo de 2010 a las 2:42 pm

  18. Yo, después de 19 años votando socialista (y tengo 37, calculen) proclamo solemnemente (pffffff) que un servidor no va a volver a votarles en su puta vida mientras ejerzan de primeras espadas gente como Pajín , Madina, Oscar López o Aído que no ha trabajado fuera de la política en su vida. A los que curiosamente ha entronizado el serpiente, oigan. De Blanco ya no hablo porque me queda como muy mayor. Ellos sabrán lo que se hacen. Opciones aparte de ellos en la izquierda hay a porrillo.

    Comentario escrito por John Constantine — 19 de mayo de 2010 a las 2:56 pm

  19. “En cualquier caso, si la gente “de izquierdas” de este país no tiene otros medios de comunicación es porque no se los merece, ni los compra, ni los reclama. Se quedan con PRISA, o con Mediapro, y tan contentos.”

    La respuesta a por que no hay otros medios, donde digamos, gente “critica” pueda verse reflejada creo que da para análisis aparte. A mi me gustaría dejar un par de puntos(ampliables) y un accesit para que me opinarais al respecto.

    1- Las grandes plataformas (periódicos de tirada nacional o televisiones) ya nacen predeterminadas como medio empresarial al servicio de la misma. Su objeto en opinión política por esto mismo, es promocionar a los candidatos de sus “ideales” (en el sentido del articulo) que podrán a su vez devolver el favor a la empresa a golpe subjetivo de decreto y hasta legislación.
    Según este currado esquema en Word (Tome ejemplo usted de como hacerse un grafico sin necesidad de colores ni horteradas)

    Empresa –> beneficia a -> periodico/panfleto –> beneficia a
    -> politico –> beneficia a -> Empresa –> beneficia a ->(Infinito)

    2-Gran parte de la gente de izquierdas o simpatizante jamás podrá verse reflejada en medio mayoritario ninguno por:

    •Exceso de escepticismo (a.k.a. escarmentados a palos, revienta fiestas, listillos)
    •Necesidad de sentimiento de independencia (a.k.a. intelectuales(de antes), heroes crepusculares)
    •Inconformismo (a.k.a. rebeldes sin causa)
    •Exceso idealismo (a.k.a. sectarios, radicales, che guevaras urbanos, terroristas, amargados).
    •Egolatría, sentimiento de superioridad intelectual (a.k.a. redactores y lectores de LPD).
    •Otros (a.k.a. raritos, frikis, marginados, condenados al ostracismo, impopulares).

    Accesit, no tengo el dato pero la pregunta seria ¿Cuánta gente se tiro hacia Publico en su salida y lo dejo al ver más de lo mismo?

    Comentario escrito por Bunnymen — 19 de mayo de 2010 a las 5:35 pm

  20. Está bien visto, Bunnymen. Dicho lo cual a la gente de LPD nos podrías haber metido también cualquiera de las otras secciones, me temo.

    Comentario escrito por Andrés Boix Palop (LPD) — 19 de mayo de 2010 a las 5:46 pm

  21. la legitimación de los medios y de la clase politica y empresarial es circular, claro. El problema o la pregunta es cuanto tiempo puede estar alimentandose unos a otros sin que haya una intrusión de los que estan fuera de la fiesta con malos modos. Internet es una valvula de escape ¿nada más?

    Comentario escrito por casio — 19 de mayo de 2010 a las 6:08 pm

  22. Muy bueno Bunnymen. todavía estoy dudando en cual de las categorías calificarme. Está claro que en más de una.

    De todas formas y aunque no tengamos un gran medio , me gustaría saber porqué no tenemos ni tan sólo un medio tirando a cutre. Los ultras tienen Intereconomía por ejemplo. ¿Por qué la gente que ahora parece de extrema izquierda (aunque en realidad somos una panda de rosaditos si lo comparamos con las ideologías de hace 30 o 40 años) no tenemos ni tan sólo un periódico mínimamente presentable?

    Comentario escrito por Jordi P. — 19 de mayo de 2010 a las 7:18 pm

  23. A un servidor “público” no le duró ni un asalto. Lo compré el primer día y me decepcionó mucho. Sin embargo debo decir que su colección de libros rojos es buena, buena.
    Lo nuestro es Internet, está clarísismo.

    Comentario escrito por desempleado — 19 de mayo de 2010 a las 8:52 pm

  24. El primer comentario, el de Andrés me parece muy digno de destacar. Andrés señala ‘motivos ulteriores’ en la opinión que refleja El País. Por supuesto motivos ulteriores imaginarios, porque ya me gustaría a mí saber que refinanciación de la deuda de ese editor ha hecho el gobierno. Andando por esa misma vereda de los ‘motivos ulteriores’ uno igual encuentre curioso que Guiilermo hable de los pobres funcionarios de 1.200 euros al mes como víctimas de esta medida, olvidándose de los funcionarios, como su sr. catedrático padre, de 8.000 euros al mes que más lo van a sufrir. A los primeros les descontaran un 3%, unos 36 eurazos, a los segundos con un 11% la cosa se les va a poner mas cerca de 900 euros menos cada mes.
    La medida es un desastre, la política económica debería seguir siendo expansiva, aumentar el gasto del estado y reducir impuestos. Es todo lo contrario. Cualquiera que el verano pasado estuviese en contra de las medidas que se implementaron el año pasado debería estar ahora aplaudiendo las que se han tomado. Eso es lo coherente. Lo que ocurre es que hay medios que se tomen las políticas que se tomen están en contra simplemente por quién las toma. Ese lugar, que en este momento sigue ocupando esa prensa casposa cavernaria, es el que le gustaría a Guillermo ocupar ahora. Pero esa gente son como los del Alcazar, ni un paso alante, ni uno a un lado ni uno atrás. Ya lo siento Guillermo, esos son tus compañeros para tu opinión de ahora y para tus motivos ulteriores, si es que, como dice Andrés, todo el mundo los tiene.

    Comentario escrito por Felipe — 19 de mayo de 2010 a las 11:43 pm

  25. Felipe, no me parece buena idea centrarme en el caso de mi sr. catedrático padre. Entre otras cosas, porque es el mismo que el mío (salvo, por desgracia, que yo gano mucho menos). Yo también, al igual que él y que todos los funcionarios del cuerpo de profesores de Universidad, soy “rico” a efectos del cálculo de porcentajes y arrimaré el hombro con el 10% de mi sueldo. Espero que ahora que Zapatero anuncia que gravará más a los que más tienen nos tenga de nuevo en cuenta a mi padre y a mí, ricos que somos, y rice el rizo quitándonos un 10% y luego subiéndonos, no sé, otro 10% en impuestos. Que aquí hay que joder a los que cubren el 90% de la carga impositiva global, los asalariados, que por supuesto copan la mayor parte de la riqueza del país. Todo sea por la causa.

    Y si no me parece buena idea centrarme en ese ejemplo es porque creo mucho más ilustrativo de la miseria moral e intelectual con la que se adoptan estas medidas que afecten también a los funcionarios con sueldos más bajos. Si a mí me quitan 150 euros al mes me joderá, pero sobreviviré, y podré pagar la hipoteca y demás sin demasiados problemas. No creo que pueda decirse lo mismo del mileurista al que le quitan esos 34 euros a los que tan escasa importancia confieres.

    En cuanto a la otra crítica, me suena mucho a una crítica en la que, como quieres demostrar la conclusión a la que llegas, estableces unas bases que te permitan oponer unos términos con otros. A costa de cualquier sombra de verosimilitud, me temo. A mí no me pareció bien la política de expansión del gasto porque, a diferencia de la doctrina keynesiana tipo “enterrad dinero en la playa” que defiendes, a mí me importa bastante en qué se gaste el dinero, y creo que es un factor crucial para evaluar las políticas de gasto. Teniendo en cuenta que el boom inmobiliario es la causa de buena parte de nuestros males, gastarse el margen de maniobra en medio apuntalarlo un año más no me parece la mejor de las medidas posibles.

    Un cordial saludo

    Comentario escrito por Guillermo_Lopez — 20 de mayo de 2010 a las 12:52 am

  26. La recortes son progresivos, quizás sea lo único salvable del asunto. Cuando uno no quiere ver, no ve siquiera eso, pero ahí está. Si traigo el caso es por el hartazgo con hallar ‘motivos ulteriores’ en cualquier acto. El cinismo constante. Si es El País, entonces es que claro les han ayudado a encontrar financiación. Cuando la realidad es que han tenido que vender hasta los camisones de la abuela a precios de saldo. Bien cierto es que ellos se metieron en el berenjenal que se metieron, pero bien cierto también es que lo están pagando con su propia sangre. Si es Mediapro pues también, que si las licencias, que si patatín. Eso sí, si hablo en primera persona la pureza de espíritu no me la pongo en duda. Yo no pongo en duda la tuya, de verdad, a no ser para señalar estas paradojas.
    Respecto a lo de Keynes enterrando el dinero en la playa, perdona pero no lo cojo. Me parece que don Maynard era más de poner el dinero a circular, así que no lo entiendo. Tampoco capto lo de ‘medio apuntalar’ el boom inmobiliario con el margen de maniobra ¿a que medida concreta te refieres? Yo cuando hablo de gastos públicos que se han aumentado me refiero a medidas de protección social, a ampliar coberturas por desempleo, al cheque bebé, dinero que va a parar directamente al consumo y con ello a la actividad. Me refiero a adelantar los 400 euros de retenciones para poner dinero en circulación en manos de todo el mundo o a programar las devoluciones del IVA mensualmente con el mismo resultado pero esta vez para las empresas. Me refiero a no congelar sino aumentar el gasto en infraestructuras, a poner 35.000 millones a disposición del ICO para créditos a empresas. De eso hablo. Ah, y a no bajar el sueldo de los funcionarios sino aumentar el capítulo de sueldos de estos. Recordemos que según Eurostat:
    “El sueldo de los empleados del sector público en España creció entre 2000 y 2008 una media del 5,1% frente al 3,2% en el resto de países de la Unión Europea, lo que supone un 40% más.”

    Comentario escrito por Felipe — 20 de mayo de 2010 a las 1:57 am

  27. ¿Eurostat afirma que el sueldo medio de un empleado del sector público subió un 5,1% al año entre 2000 y 2008? ¿De verdad?

    Joder, ¿qué se ha fumado esa gente? Eso son nueve años que, con un crecimiento de más del 5% al año, no llevaría a concluir que en 2008 los sueldos se habían, prácticamente, doblado. Como Eurostat comunique ese dato a la mayoría de los funcionarios españoles seguro que les da una alegría.

    Por lo demás, Felipe, la refinanciación de la deuda de PRISA, según ha informado la prensa hostil a ese grupo de comunicación, se ha operado gracias a la ayuda del Santander y, sobre todo, de Telefónica, previamente puestos en posición de firme por el Gobierno. Ignoro cuánto habrá de verdad en ello, pero es cierto que la línea editorial de El País ha virado 180º.

    ¿Es posible un cambio de opinión que no responda a motivos interesados? Por supuesto. Ahora bien, en tal caso, como lector de El País que soy, creo que me deben una explicación. Si en un añito hemos pasado de considerar a ZP un incompetente peligrosísimo para la economía a entender que es un hombre de estado de talla sin igual, con un sentido de la responsabilidad que pá qué, me parece razonable que, quien así vira de opinión eche la vista atrás, recuerde lo que decía hace muy poco y justifique mínimamente:
    – si quien ha cambiado es ZP, y en tal caso, cómo, cuándo, dónde, por qué, y en qué línea;
    – o si lo que ha cambiado es la visión editorial del medio, y en tal caso, cómo, dónde, cuándo, por qué y cuáles son las razones que les hacen pensar que ese equivocaban tan gravemente hace 1 año.

    ¡Si hasta nosotros, por las cosillas que escribimos aquí, tenemos que dar explicaciones y rendir cuentas, como es normal, so pena de quedar como unos patanes!

    Me parece, vamos, que ese radical cambio, silente y subterráneo, asumiendo que sus lectores ni lo van a notar ni se lo van a cuestionar, por lo que ni vale la pena dar cuenta de él, en la medida en que siga siendo tan poco transparente alienta legítimamente la sospecha de que ese periódico altera su línea editorial con toda la tranquilidad del mundo según sus intereses empresariales. Pero, por supuesto, es lo que me parece a mí. Y por los motivos expuestos. Puedo estar, por supuesto, totalmente equivocado.

    Será por eso que la línea de El País en casos de prevaricación judicial ha sido tan parecida con los asuntos Gómez de Liaño y Garzón.

    Comentario escrito por Andrés Boix Palop (LPD) — 20 de mayo de 2010 a las 8:11 am

  28. Con que su padre es Catedrático es la Universidad, ¿eh. Guillermo? Ahora todas las piezas encajan cual puzzle cósmico…

    Coñas aparte y como funcionario de la Conselleria de Sanitat, mi contramedida a la bajada de sueldos se llama: “dos guardias más al mes…”. Es efectiva, es rápida pero tiene dos problemillas: luego hacienda te mete un palo que te avía y al final de la contienda te pasas media vida en el Hospital…

    Comentario escrito por Garganta Profunda — 20 de mayo de 2010 a las 8:25 am

  29. A mí lo que más me gusta de días como hoy, en que la prensa se explaya comentando cuánto pagamos, más o menos, a Hacienda los españoles, es constatar que, sin ser Catedrático de Universidad, ya soy todo un ricachón.

    Por eso el Zapatero-Nage me afecta en un 10’5%. Y por eso, previsiblemente, me subirán los impuestos.

    Hay que tener en cuenta que formo parte del escaso 9% de privilegiados españoles que tenemos rentas superiores a los 40.000 euros brutos al año. Es decir, como yo ando en ese límite, hay un 9% de ciudadanos más ricos que yo. Pero estoy mucho mejor que el 91% restante. Vamos, que formo parte de la elite económica del país.

    Lo cual, dado que el estado de mis cuentas corrientes a día de hoy, con 33 añitos y tras más de 10 de cobrar por trabajar, me hace envidiar las de Camps, que debo unos 120.000 euros como consecuencia de la casa de 80 metros cuadrados (comprada por unos 200.000 en época de burbuja de media intensidad, a la que dediqué los ahorros de toda mi vida y la cuenta vivienda), que no tengo segunda residencia, que no tengo coche, que no tengo joyas, ni productos de lujo, ni ropa cara… aunque sí tengo un portátil de 850 euros y un ordenador de sobremesa de unos 1.100 euros, así como muchos libros (soy todavía de la generación que acapara libros, aun sabiendo que es un error), me hace congratularme de la gran capacidad de ahorro de muchos de los españoles que, disponiendo de infinitamente menos recursos que yo, les sacan mucho más partido.

    Obviamente, mi situación económica y patrimonial es muy buena, de lo que soy muy consciente y por lo que me siento afortunadísimo (ya que, como es obvio, no todo corresponde a méritos míos, sino que influye mucho el entorno social, cultural y económico en el que he tenido la suerte de vivir). Pero no deja de ser alucinante, a la vista de los coches y las casas que tiene la gente, de los restaurantes a los que van, de los complementos que se gastan… que vivamos en la ficción de que yo soy el ricachón.

    Comentario escrito por Andrés Boix Palop — 20 de mayo de 2010 a las 11:33 am

  30. Me refiero al Plan E, Felipe. A gastarse el margen de maniobra que tenía el Gobierno en el Plan E, es decir, en más ladrillo, en lugar de buscar que la recuperación supusiera una incipiente modificación del modelo productivo, dado que el actual ha cosechado semejante éxito. Medidas como los 400 euros no parecen muy buena idea, teniendo en cuenta que la crisis ya asomaba por entonces, pero aún no se había perfilado del todo. Ese tipo de cosas mejor hacerlas en plena crisis, cuando es importante que aumente la circulación de dinero. Y, en cualquier caso, los 400 euros me parecieron, entonces y ahora, una medida impresentable para un Gobierno que se dice de izquierdas.

    Un cordial saludo

    Comentario escrito por Guillermo López — 20 de mayo de 2010 a las 11:52 am

  31. Guillermo,

    He hablado de cinco o seis medidas y tu hablas del Plan-E como la que se gasta el margen de maniobra, cuando en realidad no es mas que una fracción de todo el gasto que se puso sobre la mesa (si lo comparas con p.e. el dinero que se puso al no congelar o bajar el sueldo a los funcionarios habiendo deflación, resulta una minucia, la verdad) Pero es que además en el plan-e el gobierno lo único que hizo fue poner el dinero, en qué se gastaba era cosa de autoridades locales que solo debían demostrar que se creaba empleo. Es para mi un misterio porqué te parece que los 400 euros se pusieron demasiado pronto (ya había quebrado Lehmans entonces) o que sea impresentable para un gobierno de izquierdas: no fueron una bajada de impuestos, fue un retraso en las retenciones y además con un reparto progresivo: 400 euros son mas para rentas bajas que para rentas altas y todos recibieron lo mismo. En cualquier caso tengo la sensación de que no sé para que digo todo esto, a ti te basta con adjetivar la medida sin explicar el adjetivo. Pareces tener las opiniones muy grabadas aunque sea sin ningún razonamiento detrás.

    Andrés,

    Sí, eurostat afirma eso y es más tu fuente El Mundo lo refleja, búscalo en Google. Quizás de esa forma le das más crédito.
    Alucinante que para entender la situación de Prisa te guíes por lo que pueda decir El Mundo, ríete tú de motivos ulteriores. Prisa compró la plataforma digital de Telefónica por un dineral, cuando no pudo refinanciar la compra, Telfónica le recompró una parte, la parte que todavía no había pagado Prisa. El pequeñísimo detalle es que Telefónica le pagó a Prisa menos de la cuarta parte del precio que habían acordado para la venta inicial. Es decir, Prisa le siguió debiendo dinero por unas acciones que ya no eran suyas. Tan es así que Prisa ha tenido que vender otros activos para seguir cubriendo todo lo que le pagó a Telefónica. Desde el canal en abierto hasta más de la mitad de las acciones de la familia Polanco. Chorradas como gobiernos llamando a firmes, son eso, chorradas. Para este caso y para todos los demás. Hay gente a la que le da por las telenovelas, otros prefieren creer que no tienen esas inclinaciones y sin embargo se montan el mismo tipo de historias en la vida real.
    El viraje de opinión de Prisa yo no sé explicarlo mas que quizás ateniéndome a que las medidas del gobierno han virado también, de ser expansivas a ser restrictivas. Eso lo entiende cualquiera y a cualquiera que nos parezcan mal las medidas restrictivas nos molesta. Me parece que la navajita de Occam corta muy bien esta explicación. Mas absurdo son los que no han cambiado su opinión, y ya lamento que hayas de encontrarte con ellos para seguir hablando mal de Zapatero.
    La respuesta #29 no sé si es tuya o habéis encontrado ya un nuevo facha residente: así que lees muchos libros, trabajas mucho, tienes pocas cosas y te fríen a impuestos. Que pena. Se me saltan los lagrimones. Me recuerda a un artículo de Antonio Burgos hablando de los BMW’s que se encontró en una playa de Málaga llena de Jennies en que escuchaban la SER:
    http://www.antonioburgos.com/abc/2006/07/re072606.html

    Comentario escrito por Felipe — 20 de mayo de 2010 a las 3:23 pm

  32. A mí me pone mucha esa novedosa lectura progresista de la progresividad consistente en identificar un colectivo y, alehop, convertirlo en un gehtto de progresividad como se ha hecho con funcionarios y pensionistas. Auguro momentos de diversión cuando algún experto se tire a la piscina y lo defienda para otros colectivos como los parados o los mileuristas.

    Comentario escrito por popota — 20 de mayo de 2010 a las 5:50 pm

  33. Igual es una barrera idiomática. Progresividad se refiere a que entre el conjunto de los funcionarios aquellos con mayores ingresos ‘aportarán’ más porcentualmente de sus salarios que aquellos con menores ingresos.

    Comentario escrito por Felipe — 20 de mayo de 2010 a las 5:58 pm

  34. Hombre, Felipe, la clave aquí sería no si Telefónica compra o no a buen precio (de hecho, compra a un precio altísimo, porque nadie más quería ni acercarse a ese techo), que también, sino si tiene el más mínimo sentido que Telefónica reincida en aventuras en un negocio que sólo le dio problemas.

    De todos modos, ya te digo, ¿no tendría sentido que, dado que antes ZP era un indocumentado y ahora parece que está salvando al euro y a toda la UE, que nos explicaran los motivos por los que han cambiado tan radicalmente de opinión? Joder, que lo expliquen. Si se trata sólo de que la rectificación espectacular les tiene encantados, que lo digan. Si creen que todo el proceso ha sido una maquiavélica manera de ir preparando el panorama para recortes sociales, que lo digan.

    A mí me parece que ZP no ha cambiado demasiado el rumbo. De llevar una política moderadamente antisocial y entregada a las oligarquías que controlan el país hemos pasado a disfrutar una política descaradamente antisocial y absolutamente entregada. Veo un cambio de intensidad en el despropósito, no una modificación en el rumbo.

    Respecto de mi comentario #29, lamento que lo entiendas así y que prefieras ridiculizarlo. Porque intuyo que, al igual que yo, hay mucha gente bastante harta de seguir comprometida con el Estado, pagando religiosamente impuestos, sin defraudar, porque somos conscientes de nuestras situación privilegiada (como he dicho desde un primer momento, porque es cierto que somos unos privilegiados), asistiendo a un espectáculo generalizado de insolidaridad y fraude que, lejos de ser desincentivado por el Estado, por los medios de comunicación y por la cultura dominante, es alentado y jaleado por todos. Una situación así es insostenible y peligrosa. Mucho más peligrosa, por cierto, para el currante de clase media o media-baja que para los que tenemos situaciones sociales de relativa indemnidad. Al menos, a medio y largo plazo. Pero si todo el mundo está conforme, por mí, qué quieres que te diga, adelante.

    Y si de esto se queja Antonio Burgos (a quien no he leído, la verdad), pues me parece muy bien. Lo diga él o su porquero, es indecente el derroche generalizado en que se ha instalado, irresponsablemente, esta sociedad. Y es indecente la cantidad de dinero que ha circulado por ahí recompensando no se sabe muy bien qué. Si a ti no te lo parece es que, como es obvio, tenemos una visión diferente de lo que ha de ser la convivencia en sociedad, en un mundo de recursos limitados como éste, para tratar de hacerla lo más justa posible. Y, por supuesto, una visión muy diferente de cómo creemos que ha de actuar el Estado.

    Una última aclaración: no he dicho que lea muchos libros, he dicho que compro muchos libros (porque soy de una generación que todavía no ha superado esa lamentable pulsión), que es algo bastante diferente; y tampoco he dicho que trabaje mucho, sólo he dicho que llevo 10 años cobrando un sueldo (yo, la verdad, no creo que de una cosa se derive la otra), tampoco he dicho que me frían a impuestos (es más, me parece que la cantidad de impuestos que pago es ridícula y demostrativo de que vivo en una sociedad poco desarrollada) sino que me llama poderosamente la atención que otros muchos, que aparentan tener un nivel de renta y capacidad adquisitiva muy superior a la mía, paguen bien poco o nada (y sí, la verdad, eso es algo que me llama la atención, así como me alucina que a ti te parezca lo normal hasta el punto de que para ti lo criticable y digno de hacer burla es que alguien lo haga notar). Sí he dicho que tengo pocos bienes. O, más bien, que no tengo demasiados. Lo cual no sé si será verdad o no. Es mi sensación. Pero eso supongo que corresponde a cada cual juzgarlo. También es cierto que lo de tener una casa en propiedad no deja de ser una tontería y un error achacable a la juventud.

    A mí mi situación personal no me preocupa, la verdad. Y ya sé la mucha suerte que tengo por ello. Por supuesto, preferiría que no recortaran el sueldo, la verdad, pero como si me lo bajan un 20% más. Tengo montada la vida para poder vivir con mucho menos de lo que gano. No es ése el tema.

    Lo que me preocupa es esta sociedad en que hay mucha gente que, como tú, vive empeñada en demostrarme que el sistema fiscal es progresivo y que yo formo parte del 9% más opulento de esta sociedad. Porque eso demuestra que hay muchísima gente que, sencillamente, está fuera de la realidad. Y eso siempre es algo que, como sociedad, no puede traer nada bueno.

    Comentario escrito por Andrés Boix Palop — 20 de mayo de 2010 a las 8:56 pm

  35. Hace unos meses tomé una decisión con respecto al sempiterno comentario con el que me encuentro en el ejercicio de mis funciones laborables. Trabajo en Sanidad y siempre me ha hecho gracia el comentario…”oiga!, que yo a usted le pago su sueldo!”, cuando alguien quiere mostrar su disconformidad a traves de la “superioridad moral” de ser contribuyente…

    Me lo he escuchado varias veces y casi siempre proveniente del tipico mameluco quejica del posiblemente único sistema (con sus aciertos y sus fallos) del que podemos sentirnos orgullosos los españoles (a parte del 4-4-2 de la Roja!). Ni que decir tiene que el mameluco tiene todas las trazas de ser el último que cumple con sus obligaciones para con el Estado…

    Mi respuesta ante esta muletilla no se hace esperar. Cuando la oigo salto como un resorte y exclamo “¡No me diga!, ¿con que es usted? ¡Mil gracias por todo lo que he podido adquirir estos últimos años gracias a su desinteresada donación…deje que le enseñe la foto de mi casa, la del coche y la del últimas vacaciones con la parienta!!…” (aquí es cuando echo mano al movil y hago el amago de enseñarle las fotos…)

    Ni que decir tiene que se quedan con “el culo torcido”…

    Todo esto viene a colación de lo que esta pasando estos últimos días. Hasta que punto se está estigmatizando a un colectivo (con sus aciertos y sus fallos) útil y necesario.

    Comentario escrito por Garganta Profunda — 20 de mayo de 2010 a las 9:21 pm

  36. Hola. Interesante debate el que se ha montado aquí.

    Sin embargo me gustaría hacer un par de matices,
    Felipe muestra la mayor subida salarial de los empleados públicos españoles respecto a la media europea como una muestra de lo potentados que están. Sin embargo, como casi siempre que en españa alguien esgrime una estadística para hablar de europa, estamos comparando cosas muy diferentes… porque digo yo que si un maestro español tuviera el salario de uno alemán (algo más del doble) posiblemente no le dolería tanto un recorte, y por otro lado una subida del 2 o 3% para una nómina de ese tamaño, pues también es bastante jugosa (sobre todo si tenemos en cuenta las cifras del ipc en los países de la “vieja Europa”, mucho más moderada que en estos pagos). Si siguen cabiendo dudas, quizás haya que recordar que los países europeos que vienen pidiéndonos recortes para que sus banqueros sean felices, tienen cifras de gasto social que dejan las nuestras en una evidencia lamentable.

    El justificar, por otro lado, que los funcionarios deban pagar porque algo tienen resulta poco sólido, salvo que lo basemos en una cuestión simplemente de que los funcionarios, admitámoslo, no caen simpáticos. Al parecer, el hecho de que hayan sido los únicos en no ir a la calle con la crisis disgusta. Sin embargo, en los años en que las obras sin factura daban la llave a lujosos apartamentos y coches deportivos, todo el mundo pensaba que ser funcionario era de pringaos, ya que “en españa el que a los 35 no es rico es porque no quiere.”

    Sería absurdo recordar ahora lo ridículo de querer recortar por aquí, a la vez que se aprueban subvenciones del estado para fundaciones de cocineros, o que se decide unir intérpretes a esa fiesta de la democracia que es nuestro senado, pero lo dejaremos por la úlcera. Sin embargo, sí merece una mención el llamar “progresista” a la famosa medida de los 400 erios.
    -Medida puesta en marcha también por otros gobiernos progresistas, como el de George W. Bush, y con resultados estupendos (acabar en 2 años con el superavit de las cuentas públicas estadounidenses), que poco menos que nos obligaban a copiar la medida.
    -Medida que como bien ha señalado Felipe, era un “adelanto”, de manera que medio sostenió el consumo (asumámoslo, 400 erios dan para un capricho o una necesidad, pero no convierten un hogar en un bastión capitalista), para hundirlo al ejercicio fiscal siguiente. Por lo demás, repartir el dinero público entre los contribuyentes, que yo sepa, más que una medida “progresista”, es como funcionan las tripulaciones piratas, con el objetivo (que suelen cumplir) de esquilmar el botín, no hacerlo dinámico ni sostenible.

    Por lo demás, merece la pena recordar el efecto nocivo de estas medidas de desmantelamiento del estado para todos: erosionan la competitividad entre sector público y privado, mejorando por tanto el margen de los empresarios del sector privado para ofrecer contratos de miseria.
    ¿O es que acaso alguien cree que aplauden estas medidas porque les preocupa la estabilidad de las cuentas públicas?

    pd. Por cierto, Garganta profunda, un familiar de un amigo, maestro, alguna vez ha soltado una perla bastante más dura de digerir: “pues si usted mañana se muere, yo sigo cobrando igual, así que no crea que su dinero es cosa mía”.

    Comentario escrito por perri el sucio — 21 de mayo de 2010 a las 1:47 am

  37. Estoy totalmente de acuerdo con Perri. De todos modos, Guillermo y Andrés, tampoco estaría mal que comentarais algo sobre la pasta adicional que todos los profes de Universidad cobran. ¡O lo que se ahorran muchos de ellos -y aquí Andrés seguro que me entiende porque tiene ejemplos cercanos- en putillas!

    Comentario escrito por Clara M. — 21 de mayo de 2010 a las 9:50 am

  38. Clara, joder, que los ricachones como los profesores de Universidad no se van de putillas. Eso es para las clases bajas. Los profesores de Universidad, les cuesten más o menos dinero, les pongan piso o no, tienen “admiradoras”.

    Comentario escrito por Andrés Boix Palop (LPD) — 21 de mayo de 2010 a las 10:06 am

  39. Allá va mi striptease, a modo de compensación por la ausencia de putillas. Lo que ganamos todos los titulares es ahora mismo 2479 € brutos, que se quedan en 1960 € netos. Luego hay una serie de complementos adicionales, en efecto, que en mi caso son: dos quinquenios (evaluación positiva de la docencia en períodos de cinco años. Por supuesto, te lo dan siempre, aunque seas el peor profesor de la historia), a 100 € por quinquenio; un sexenio (evaluación positiva de la investigación en períodos de seis años. Este te lo dan siempre en las ciencias y la mitad de las veces en las letras), también a 100 €. Tres trienios, a 20 € por trienio (te los dan siempre). Y un complemento autonómico por estancias de investigación en períodos de siete años (100 € al mes, este hay que pedirlo y no sé si lo dan siempre o según les da). Al final se me quedaba en unos 2300 € netos. No me quejo, por supuesto.

    Más allá de esto, los complementos que dan suelen ser por cargos – chollo o por haber tenido cargos – chollo. Como yo ni tengo ni he tenido, ahí no añado nada.

    Un cordial saludo

    Comentario escrito por Guillermo López — 21 de mayo de 2010 a las 11:45 am

  40. A ver Andrés, la disyuntiva que se le presentaba a Telefónica era no cobrar nada de lo que faltaba por pagar o no cobrar eso y recuperar de gratis muchas de las acciones que había vendido ya. La decisión es suya y aunque ya sé que tú opinas que solo hay una alternativa lógica, en la realidad hay dos: ellos eligieron la que a ti no se te ocurre. Yo hubiera hecho lo mismo. Es una aventura gratis, hay que ser muy tonto para no embarcarse. En números y algo exageradamente es como si Telefónica hubiese vendido 10 acciones a 10 euros y solo hubiese cobrado en un principio 90 euros; lo siguiente es que le ofrecian 4 acciones por los 10 euros que faltaban por cobrar, o no cobrar nada. Eligió coger las acciones. Es decir, termino habiendo vendido 6 acciones por 90 euros, cada una a 15, más de lo que pactó.
    Luego está la descripción muy particular tuya sobre el trato que El País daba y da al gobierno. Yo sinceramente no veo ni tanto ni tan calvo. Algo más moderado en ambos sentidos. Sin duda ha habido un cambio, pero es que la política del gobierno ha cambiado, pero ni salvador de europa ni todo lo contrario. A mi desde luego no me deben ninguna explicación, me basta con saber que las políticas del año pasado son distintas a las de este para entender que se ha de opinar distinto sobre unas o sobre otras.
    De todas maneras si tú caracterizas la política anterior como moderadamente antisocial y esta como descaradamente antisocial, entonces no puedes más que concluir que El País está por el descaro antisocial y dejarte de gaitas. Cuando te tenían engañado era antes: si decían que no les gustaba Zapatero era por lo moderado que era, antisocialmente hablando. Igual tú creías que no les gustaba lo de antisocial, pero ahora ya has descubierto que lo que no tragaban era lo de moderado. A Prisa, en tu planeta, le van las medidas mas radicales en lo que a lo antisocial se refiere. Eso saco de tu discurso. Por lo menos he conseguido que reconozcas un cambio entre el antes y el ahora, no solo en lo que dice El País sino también en lo que hace el gobierno.

    Respecto a la imagen que tienes sobre tu situación, y la comparación con la del resto de la sociedad, lo único que me traes para sostenerla es tu impresión. Quizás si me dijeses con datos estadísticos que más del 9% de los coches matriculados en España son de una categoría que tú no te puedes permitir el discurso tomase mas solidez. Sinceramente dudo que sea el caso. Lo mismo para el 9% de las viviendas o para el 9% de los ordenadores (con tu situación yo no hubiese dudado en ir por un Mac, te lo puedes permitir y lo tenemos bastante menos del 9% de la gente). Aquello que no tengas de esas cosas será producto de tu decisión de no tenerlo. Pensar que aquellos que las tengan haya sido necesariamente haciendo trampas es una disonancia cognitiva bastante cándida llamada algo así como “pobre de mí, pobre de mí estoy ‘evidentemente’ peor que los demás y eso que yo he hecho lo correcto y ellos no”. O “yo SOY mejor que los demás, a mis decisiones me remito, y ESTOY peor que los demás, no hay mas que ver las apariencias” ‘Una dolencia muy extendida. Por otro lado no logro entender que pienses que porque tú has elegido qué sé yo… no comprarte un coche, se te haya de premiar con algo más que el no haber tenido que gastar tu dinero en esa adquisición ni en los gastos que conlleva. No sé si prohibirias que la gente tomase decisiones distintas a las tuyas, si quieres que sean mas onerosas o qué. Eso sí las que tú tomes deberian ser más fáciles y asequibles, por ejemplo la adquisición de la propiedad de un piso. En una cosa sí que estamos de acuerdo: es preocupante si se llega a demostrar que hay gran cantidad de gente con una visión delirante de la sociedad. Claro que yo no soy tan taxativo como tú para asegurar que mi visión es la correcta y precisa, pero sí me gustan mas los datos estadísticos que las impresiones para llegar a conclusiones.

    Que quede claro que a mi me parece que en España los profesores están mal pagados, y los médicos y los bomberos,… Todos deberían ganar más. Eso sí, cuando leáis que qué barbaridad es el déficit del estado en un momento de contracción de la economía no os llevéis las manos a la cabeza pidiendo medidas para recortarlo. Explicad que el gasto del estado es un motor para la economía. Explicad que los sueldos que paga el estado, que junto con los gastos sociales son la mayor de sus partidas, son en realidad bastante bajos. Yo no veo ninguna justificación para recortar esos salarios, salvo la de reducir un déficit que fue el pasado ejercicio más del 20% del presupuesto por lo que el recorte no puede dejar de tocar absolutamente ninguna de sus partidas en mayor o menor medida. Discursos anecdóticos hablando de chocolates del loro no sirven cuando las cuentas son de este calibre. Repito, para mí el estado debería seguir aumentando su gasto, la deuda del estado español es menor que la media europea, los gastos sociales son mas bajos que la media, los sueldos de los funcionarios son mas bajos,… Lo que no se puede es estar en misa y repicando. Si se ha dejado calar, o si simplemente ha calado el discurso de que la deuda es alta y los gastos son desmesurados entonces solo queda recortarlos en todos sus frentes en mayor o menor medida.

    PS: Con el nuevo impuesto a grandes patrimonios de hoy ya sabeis: si lo apoya El País, es porque es descaradamente antisocial; si está en contra estaríamos ante algo solo moderadamente antisocial. A ver que sale.

    Comentario escrito por Felipe — 21 de mayo de 2010 a las 1:24 pm

  41. En resumen, Felipe:

    – Te parece muy raro y sospechoso todo lo que defienden los demás si no concuerda con lo tuyo. Pero si se trata de hablar de PRISA, de que a los demás nos parece raro que PRISA generalmente defienda al Gobierno, éste haga su decretazo agostil de la TV de pago, se de la conjunción planetaria de que a partir de ese momento, y durante dos o tres semanas, PRISA va a saco a por el Gobierno, y luego se da la conjunción planetaria II de que se produce el milagro y Telefónica acepta unas acciones que no valen nada, PRISA y Mediapro se ajuntan en el chollito del fútbol, y entonces PRISA dice donde dije digo digo Diego, que lo del editorial de “A la deriva” lo dije por decir y ahora mismo me olvido de todo y vuelvo a apoyar al Gobierno, todo eso es casualidad, lógicos y congruentes cambios de opinión, y los que lo critican es que son antiprisistas.

    – Tú quieres que el Gobierno gaste. Eso sí, has dejado muy claro que te da igual en qué. Con que gasten, tú tan feliz. Por eso te dije la frase de Keynes de “enterrar el dinero en la playa”, que al parecer no conocías. Y da igual no sólo cuánto, sino cuándo gasten. Es decir, que si el Gobierno, que hasta ahora creo que criticábamos porque hace lo que hace y se autodenomina de izquierdas, se saca de la manga los 400 eurazos (que es extraordinariamente igualitaria, como es sabido: como cuando Bush ofrecía a los padres un cheque para que contraten ellos mismos la educación de sus hijos; la explicación de Perri y el símil de los piratas me parece inmejorable), tanto da, a ti siempre te va a parecer bien. ¡Que gasten, coño!

    – Estas medidas son un error. Pero no porque se ceben por ahora en pensionistas, funcionarios, etc., sino porque lo que habría que hacer es gastar más para salir de la crisis. El problema, Felipe, es que a estas alturas hablamos de un 20% de paro, y la cosa va a más. Y los que hasta ahora nos medio sostenían han decidido dar un golpe de Estado económico y dejar claro quién manda. Así que el ajuste es un diktat, la cuestión es cómo hacerlo, que es lo que estamos criticando desde el principio. Tú consideras que el procedimiento actual es igualitario a más no poder. Hombre, jode a más gente, eso sí es cierto, si quieres leer su igualitarismo por ahí…

    Un cordial saludo

    Comentario escrito por Guillermo López — 21 de mayo de 2010 a las 1:51 pm

  42. -Hombre a mi no me acuses de ver cosas sospechosas, no lo he hecho. En todo caso digo que a los que les gusta sospechar tienen su plato bien servido leyendo a funcionarios hablando de la bajada de sueldos a los funcionarios. Lo he dicho literalmente y lo repito, creo que aquí escribís lo que pensáis honestamente y sin atender a razones personales.

    -¿He dejado claro que me da igual en qué, cuando y cuanto? Desde luego no ha sido mi intención, y soy incapaz de leer eso en mis palabras. Explícitamente digo ahora que lo contrario es cierto: el estado debe gastar en servicios a los ciudadanos, en infraestructuras, y en proteger a los más desfavorecidos; cada vez más. Sigues sin entender los 400 eurazos: no se reducen los impuestos sino la retención: al final todos lo vuelven a pagar y no se sustituye un servicio, como es el caso del cheque escolar, son a cambio de nada.

    -Es justamente cuando hay mas paro y menos inflación cuando las políticas fiscales expansivas tienen mas sentido, no al contrario. Las políticas restrictivas no reducen el paro, reducen la actividad, el crecimiento, y quizás solo quizás el déficit y con él la deuda. Cosa esta última que está muy bien como está y cosas las dos primeras con no vendría mal incentivar.
    -Estando en contra de la reducción de los salarios a funcionarios la forma en que se ha propuesto la considero no ya igualitaria, dentro de ese ámbito, sino aún mejor, porque es una reducción progresiva.

    Comentario escrito por Felipe — 21 de mayo de 2010 a las 2:39 pm

  43. Ah, se me olvidaba… la cita de Keynes (no era en una playa, era en una mina de carbón abandonada) se refiere al fomento de la actividad privada por parte del estado e incluía no solo enterrar el dinero sino también vender los derechos a acceder a la mina. Una cosa por la otra. La paradoja es que si hay un mecanismo para dar y otro para quitar la suma no es cero sino que en medio hay actividad.

    Comentario escrito por Felipe — 21 de mayo de 2010 a las 2:53 pm

  44. Muy recomendable el editorial de hoy en El País:

    http://www.elpais.com/articulo/opinion/hora/crucial/elpepiopi/20100521elpepiopi_1/Tes

    Comentario escrito por popota — 21 de mayo de 2010 a las 4:06 pm

  45. Felipe, por ir concretando puntos de acuerdo y desacuerdo:

    – Estamos de acuerdo en que en un momento como el actual lo esencial sería centrarse en reactivar la economía y tratar de reducir el paro;

    – Estamos de acuerdo en que un modelo fiscal progresivo es mejor que uno que no lo sea;

    – No estamos de acuerdo en que el Gobierno lo hiciera bien antes de que se haya descontrolado el asunto del todo. Porque a mía (al igual que a Guillermo) me parece que, puestos a gastar, mejor gastar bien. Los 30.000 millones del Plan E, que en sí mismo no me parecen una mala idea, se deberían haber gastado en inversión productiva y no en cambiar baldosas antiguas por gres nuevo y más lujoso (y no es verdad que las concretas inversiones las decidiera cada Ayuntamiento, pues éstos actuaban dentro de un marco que les marcaba el Gobierno y, además, estaban “urgidos” a hacer obras que finalizaran rápido, intensivas en mano de obra y que requirieran proyectos sencillos de aprobar). Lo del cheque-bebé, como es obvio, no es un ejemplo de progresividad. Y lo de los 400 euros el que no lo entiendes, lamento decirlo así, eres tú: no fue una mera reducción de la retención, sino una deducción adicional que, además de incorporarse y consolidarse en la declaración de la renta, iba acompañada de la reducción de al retención para inyectar cuando antes el dinero en la economía. Es decir, que sí supuso una rebaja de impuestos. Lienal, no progresiva. De nuevo.

    – Creo que tampoco estamos de acuerdo en el juicio que nos merece, además de lo que ha hecho el Gobierno, lo que ha dejado de hacer: en materias como el impuesto de sociedades, el de patrimonio, el de sucesiones, etc.; en lo que se refiere al empleo del FROB y a la reestructuración bancaria; y más genéricamente en su complacencia suicida con la economía del ladrillo y todas sus consecuencias antisociales y contrarias a la distribución de riqueza.

    – Tampoco estamos de acuerdo, intuyo, en la valoración de la actuación de medios como PRISA y sus conflictos de intereses. Esto ya entra dentro de la confianza personal, y me temo que tiene poco sentido discutir sobre este asunto. Tú si crees que han mantenido una trayectoria impecable y que es más o menos posible seguir un hilo argumental razonable en sus diferentes posiciones a lo largo del tiempo (básicamente, tu posición es que ellos están con los postulados más favorables a la mano dura y la contención del gasto y que por ello este verano criticaban con tanta dureza ya ahora están encantados). A mí, como lector de ese periódico, me habría gustado alguna explicación de su línea editorial adicional.

    – Sí estamos de acuerdo, en cambio, en que PRISA estaba quebrada antes de al intervención de Telefónica. Tú mismo lo dices cuando señalas que la alternativa para la operadora era no cobrar ni un duro de lo debido. La cuestión, ¿qué vale más, el paquete de acciones tóxicas que se han quedado o lo que hubiera obtenido Telefónica, a partir de su cuota en la deuda de PRISA, con la sociedad disuelta una vez su hubieran vendido los activos?

    – No sé si te parece también dentro de mercado la operación de hace 2 meses del Santander refinanciando la deuda de PRISA, por lo demás.

    Por último, y respecto de mi situación personal. Como es obvio, a mí me parece muy bien que cada cual haga con su vida lo que quiera. No tengo interés en prohibir a los demás cosas. Sí creo, en cambio, que las que generan externalidades negativas habrían de estar económicamente desincentivadas. Mucho más de lo que lo están. Por ejemplo, ir en avión. O comprar un coche. No me voy a explayar en las razones, porque creo que las entiendes.

    La cuestión no es ahora ésa. No se trata de eso sino de otra cosa. De si esas elecciones libres, cuando se revelan después fallidas y erróneas, las hemos de asumir los demás. Y hasta qué punto. Eso, por un lado.

    Por otro, el fraude fiscal masivo que hay en este país. Y que, sí, yo en parte detecto a partir de la ostentación externa de signos de riqueza. Como parece, por lo demás, sensato y razonable. Y hacen todas las policías del mundo y todos los servicios tributarios del planeta.

    Si tú lo que me quieres decir es que te parece sensato que los errores privados derivados de la codicia y el egoísmo que, cuando vienen mal dadas las cosas, provocan pérdidas, han de ser cubiertos entre todos a pesar de que esas actividades no compartieron apenas la riqueza que lograron en su día, no estamos de acuerdo en eso. Si lo que tratas de argumentar es que nada de esto ha pasado, me lo tendrás que explicar muy bien. Aunque soy todo oídos.

    Igualmente, si lo que estás haciendo es justificar el fraude fiscal a partir de la tradicional tesis liberal en la materia (que habla de un “,mercado” del fraude que se equilibra, y de unos incentivos para defraudar que hacen que ciertos riesgos compensen y que, en general, introducen dinamismo en la economía), no estamos de acuerdo tampoco en este punto. Si lo que me quieres decir, por el contrario, es que entiendes que los niveles de fraude fiscal en España no son relevantes y que, además, están homogeneamente repartidos en el sistema por lo que no comprometen su justicia y progresividad, de nuevo me lo tendrás que explicar para que me lo crea. Porque todo lo que veo a mi alrededor me hace pensar, más bien, que la situación es la contraria.

    Por lo demás, no te engañes. Yo soy como soy, tomo mis decisiones, sé más o menos en qué mundo vivo y en qué consecuencias suelen comportar. No me hago demasiadas ilusiones sobre la recompensa que puede tener, en términos personales egoístas, en un mundo organizado como el que tenemos, adoptar una postura menos consumista o cumplir con tus obligaciones fiscales. No es por esa razón por lo que lo hago, por lo que no me siento estafado de que luego las cosas acaben como acaban. Eso sí, si me lo permites, y por vergüenza torera, una cosa es eso y otra que esté dispuesto a aceptar que pase por buena la afirmación de que en este país los ricos son cierto segmento de los asalariados y que por ello han de contribuir más, mientras que quienes obtienen sus recursos por medio de otro tipo de actividades son sistemáticamente los eslabones débiles de esta cadena. Por ahí no paso. Y no por nada, ni para conseguir nada más allá de que, al menos, el debate público no se degrade hasta esos extremos. Por higiene discursiva, si quieres.

    Comentario escrito por Andrés Boix Palop (LPD) — 21 de mayo de 2010 a las 4:46 pm

  46. Muy bonito, popota, el editorial de El Paíz. Marchemos todos, y yo el primero, que se decía, por la senda de los recortes sociales y de progreso.

    Comentario escrito por Andrés Boix Palop (LPD) — 21 de mayo de 2010 a las 4:51 pm

  47. Sobre la relación entre Zp y el grupo PRISA está todo más que escrito ya. Para los anales la frasecita de la periodista de la SER que hace el programa por la noche: “la decepción es mayor si quien te decepciona es aquel en quien confiaste” (¿refiriendose a algún familiar que ha abusado de sus hijos? No, refiriendose al gobierno por retrasarse en concretar una subida de impuestos anunciada).
    Sin embargo de vez en cuando publican o dicen algo que vale la pena. Como un artículo en El periodico de ayer titulado algo así como el perro y las pulgas en el que dos profesores de Oxford explican de forma muy sencilla los problemas que España tiene para salir de la crisis y, desde su punto de vista (que comparto) lo que zp está haciendo mal.

    Comentario escrito por jjoo — 21 de mayo de 2010 a las 5:39 pm

  48. ¿Enlace, por favor?

    Comentario escrito por Andrés Boix Palop (LPD) — 21 de mayo de 2010 a las 6:11 pm

  49. Andrés,

    Impresionante despliegue de hombres de paja. Así que me respondes a si…. estoy a favor del fraude, de las políticas ultraliberales, de definir a los ricos como un sector de los asalariados, a afirmar que prisa mantiene una actitud impecable (nada menos),… Permíteme que evite contestarte porque evidentemente estas hablando con otro que no soy yo.

    jjoo,

    Me dejas ensimismado, ¡Prisa publica algo contra el gobierno aun después de que este le haya salvado económicamente! Mira a ver si es una opinión con segundas o algo.

    Comentario escrito por Felipe — 21 de mayo de 2010 a las 6:30 pm

  50. Gracias por el enlace, jjoo, ya había leído ese artículo. ¡Pero pensaba que te referías a algo de El Periódico de Cataluña!

    En cuanto a Felipe, no digo que estés a favor de todo eso. Digo que, si te parece tan aberrante mi queja referida a esos fenómenos lo normal es que eso sea por una de estas dos razones: o bien estás a favor de los mismos o bien no crees que se estén produciendo.

    Yo era el primero que te decía que, si estás a favor de ese tipo de historias, supongo que será difícil ponernos de acuerdo porque, a estas alturas, cada cual tiene ya montada su idea de equidad, justicia y eficacia del pacto social. Pero te decía también que, si no es ése el caso, si no se trata de que todo eso te parezca bien, el hecho de que mi queja te parezca tan risible debe de ser porque consideras que nada de ello se está dando en España (o no a una escala que lo haga verdaderamente peligroso). Y te decía que ahí estaría encantado de leerte, que soy todo oídos porque, de verdad, tengo mucha curiosidad por descubrir cómo puedes de verdad tener esa sensación.

    Al margen de esa cuestión he contestado a más asuntos que mencionabas, más concretos. Te lo recuerdo por si estimas que ésos sí merecen alguna contestación.

    Un saludo.

    Comentario escrito por Andrés Boix Palop (LPD) — 21 de mayo de 2010 a las 6:57 pm

  51. Andres, gracias por aclarar que en efecto habías decidido usar la táctica del hombre de paja. No, no estoy a favor de esas cosas.

    Lo otro que quieres que te responda creo que es lo siguiente:

    1) Los 400 euros no fueron una medida regresiva. Simplemente hay que darle la vuelta al calcetín para entenderlo. Si el gobierno cobrase una tasa/impuesto igual a todos los ciudadanos independiente de sus ingresos, digamos una especie de Poll Tax, eso sería una medida regresiva. A los que mas tienen les costaría menos pagarla que a los que menos tienen. Si, por el contrario, el gobierno da un subsidio lineal a todos los ciudadanos, digamos un retraso de la retención de 400 euros es una medida progresiva; ese dinero es un mayor porcentaje de los ingresos de los que menos tienen que de los que mas tienen. Esto es así y punto, no es una cuestión ideológica de qué considero regresivo y qué considero progresivo, son matemáticas.

    2) Respecto a Prisa, si afirmas que estaba en bancarrota, desde luego sus acciones como empresa en funcionamiento valen más que lo que se pueda cobrar de sus deudas estando cerrada. Una empresa de medios de comunicación tiene un valor de libros muy cercano a cero, no tienen edificios, ni solares, ni casi maquinaria y tienen sin embargo muchos contratos y compromisos con distribuidoras, productoras con personal etc, que hace muy difícil cobrar en una fila tan larga. Prisa tiene un cashflow anual que es más que su deuda total. Es ese dinero circulante lo que es su capital, con la empresa parada no es nada. A Telefónica se le apareció dios cuando Prisa le ofreció lo que le ofreció por su plataforma digital y se le apareció otra vez cuando concluyó sus negociaciones de recompra a precio de saldo. Ahora además es dueña en parte de una empresa sin competencia. Por supuesto a prisa también le viene bien la cosa, pero bien caro le ha costado el arreglo.

    Comentario escrito por Felipe — 23 de mayo de 2010 a las 2:09 pm

  52. No quiero entrar en el fondo de vuestra discusión que ya tiene muchos hilos y es complicado intervenir. Pero no puedo entender como alguien puede defender la medida de los 400 euros y menos visto lo visto.

    – Regalar 400 euros a los que realizaban declaración de la renta implicaba dejar fuera de juego a grandes partes de la población entre las rentas más bajas, entre ellos muchos jubilados. Esto es así objetivamente.

    – Se pueden realizar medidas de este tipo dentro del sistema de desgravación de la declaración de IRPF, pero como se tenía que meter a toda prisa ya que venían elecciones se metió en la nómina de forma un tanto freaky, de modo que provocó cantidades de problemas en la elaboración de nóminas en todo el estado y además con mucha gente que no lo entendía.

    – No se supo, o no se quiso, ver la que se nos venía encima en déficit público y se contribuyó a aumentarlo. Dos años después eso sí, se intenta meter mano a las pensiones que no se vieron favorecidas por el regalo.

    Se mire como se mire los 400 euros, junto con la eliminación del impuesto sobre el patrimonio, fueron dos medidas absurdas. Seguramente entre otras del mismo estilo.

    Comentario escrito por Jordi P. — 23 de mayo de 2010 a las 3:29 pm

  53. Pues vas a tener razón Jordi:

    -El cheque bebé deja en el desamparo a todas aquellas personas que no son fértiles.
    -La ley de violencia doméstica no resuelve ningún problema a las mujeres que no son maltratadas.
    -El ordenador para cada niño se olvida de todos aquellos que también lo necesitan y no están edad escolar.
    -El aumento del gasto en pensiones de toda la legislatura o el aumento de los subsidios de desempleo no atiende a los niños de familias humildes con padres jóvenes y con trabajo.

    Y…. el retraso en la retención fiscal no atiende a aquellos que no pagan impuestos.

    Se supo perfectamente que estas medidas aumentan el déficit y con el la deuda. Se hicieron porque es lo que se hace cuando se pretende estimular la actividad en condiciones de deflación y desempleo y porque la deuda del estado español podía permitírselo, al ser muy baja y al venir de dos ejercicios con superavit y diez años de reducción de deuda del estado.

    Comentario escrito por Felipe — 23 de mayo de 2010 a las 4:27 pm

  54. Felipe,

    Los casos que mencionas buscan o bien compensar una situación de dificultad (los costes económicos de un nacimiento o adopción y promover la natalidad) o erradicar la desgracia del maltrato o bien fomentar la educación (en el caso de los ordenadores) como es el caso de otras políticas de estímulo a un determinado sector.

    Los 400 euros se repartieron de forma igual a todos los contribuyentes indistintamente de su renta, dejando al margen ,tal y como decía, no sólo a jubilados sino a otros colectivos de rentas bajas. Es decir se trata de una medida perfecta para George Bush pero discutible para un socialdemócrata.

    Si se quería fomentar la actividad económica incidiendo en los impuestos, se podía perfectamente aplicar un cambio en el escalado de retención del IRPF, reduciendo más la retención en las rentas más bajas. Pero esto no se nota del mismo modo y a mucha gente le pasa desapercibido.

    Que la deuda del estado español no podía permitírselo es una cuestión que se demostró en apenas seis meses, pero claro entonces ya se había ganado las elecciones. En el mismo partido socialista ya hubo mucha discrepancia por una propuesta que era un error claro.

    Comentario escrito por Jordi P. — 23 de mayo de 2010 a las 6:59 pm

  55. Retener 400 euros a alguien que cotiza poco ES reducir mas la retención a quienes menos cotizan. Es decir tus palabras: “se podía perfectamente aplicar un cambio en el escalado de retención del IRPF, reduciendo más la retención en las rentas más bajas.” Describen exactamente lo que se hizo. Mira a ver si va resultar que eres un George Bush de la vida.

    Que la deuda española puede permitirselo es una cuestión demostrable seis meses despues y dos años despues tambien: la deuda pública española es más baja en relación al PIB que la media europea, mas baja que Francia, UK, Alemania, Italia,… Y por supuesto mas baja que Japón.

    Comentario escrito por Felipe — 23 de mayo de 2010 a las 8:41 pm

  56. A ver Felipe si a partir de determinadas rentas no le aplicas reducción de IRPF le rebajas cero y en cambio la medida del gobierno “regaló” 400 a todos por igual. Para que te quede claro cualquier número multiplicado por cero es cero.

    Sí, las cuentas del estado español son tan solventes que no solo quitaron los 400 euros, sino que se rebaja el sueldo de funcionarios y se propone congelar las pensiones. Ya me ha quedado claro que todo esto lo hacemos por solidaridad con el resto de Europa que los pobres no saben demasiado de economía.

    Comentario escrito por Jordi P. — 23 de mayo de 2010 a las 10:18 pm

  57. Jordi,

    En numeritos (coge papel y lápiz): Si a alguien que ganase 10.000 le retenían un 10% y a alguien que ganase 40.000 le retenían el 30%…. al no retenerles a ambos 400 euros queda que al primero le han bajado la retención el 4% (del 10% al 6%) y al segundo se la han bajado el 1% (del 30% al 29%). Como ves no a todos por igual. No hace falta que a algunos se les reduzca 0% para que sea progresivo.
    Respecto a que la deuda del estado español es menor que la media europea, que es lo que he dicho literalmente y es un hecho, no tengo ni idea que tiene eso que ver con que si solidaridad europea ni insolvencia de nuestras cuentas. Por si no te has enterado, de los 27 países de unión europea, 25 han recibido informes del ECOFIN ordenándoles que reduzcan su déficit. Intenta a ver si eres capaz de decir su nombre sin leerlos, 25:
    http://ec.europa.eu/economy_finance/sgp/deficit/countries/index_en.htm

    Comentario escrito por Felipe — 24 de mayo de 2010 a las 10:12 am

  58. Como siempre en estas ocasiones, en las que opiniones se enquistan, considero que es mejor dejarlo estar. Ha quedado claro que para ti el regalo de los 400 euros es una medida correcta y además de izquierdas, y que para mi (y para el gobierno actualmente ya que la ha retirado) es una medida errónea. Además de considerarla, siempre en mi opinión, una idea que no cuadra con un perfil socialdemócrata ya que a alguien que cobra 6000 euros al mes no se le tienen que regalar 400 euros sin motivo aparente. En cualquier caso, un saludo.

    Comentario escrito por Jordi P. — 24 de mayo de 2010 a las 7:18 pm

  59. Lo que a mi me ha quedado claro es que los 400 euros de aplazamiento de la retención del IRPF igual para todos los tramos de ingresos es una medida progresiva que da más a quien menos tiene y menos a quien más tiene. Es algo que ya sabía y nadie consigue demostrarme lo contrario. Sencillamente porque no es una cuestión de opinión sino de matemáticas básicas y de definición de diccionario. Ahora, ¿que a ti no te gusta? pues me parece muy bien, pero elige bien tus motivos y no digas que no es progresiva, porque eso sí es. Por otro lado no pongas palabras en mi boca ni saques conclusiones tan apresuradamente: el gobierno parece que la ha retirado no porque la considere ‘erronea’ sino porque ha cambiado de una política fiscal expansiva a una restrictiva. Para mí eso sí es un error. Y esto ya sí que es una cuestión de opinión ya que por lo visto al FMI y al ECOFIN les parecen muy bien este tipo de políticas en la actual situación. A mí, ya digo, no.

    Comentario escrito por Felipe — 24 de mayo de 2010 a las 7:50 pm

  60. Si lo quieres comentémoslo desde un punto de vista matemático. Un sistema fiscal progresivo como es, más o menos, el de IRPF es aquel en el cual el porcentaje de retención aumenta a medida que aumenta la renta. A un señor que gana X le retienen por ejemplo un 18% y a un señor que gana X*2 le retienen por poner un ejemplo un 35%. Si al señor que gana X y al señor que gana X*2 les retienes a los dos 300 euros al mes no es progresivo porque porcentualmente el señor que gana X*2 le sale muy bien la jugada.

    En el caso comentado no es una retención sino una aportación positiva y aquí es donde mucha gente se engañó. Porque en efecto sería peor regalar a todos un 1% ya que el que más gana se llevaría más dinero. Pero es que en esto caso la progresividad debería venir por una aplicación de un escalado por renta que disminuyera la aportación neta, por poner un ejemplo:

    Si se gana menos de 1500 euros/mes -> 400 euros (o el porcentaje equivalente).
    Si se gana de 1500 euros a 2500 euros -> 300 euros

    Si se gana más de 4000 euros/mes -> 0 euros.

    Esto sí sería una progresividad ya que las rentas más altas recibirían una cantidad menor, llegando al extremo de 0 euros en algunos casos.

    Comentario escrito por Jordi P. — 24 de mayo de 2010 a las 10:51 pm

  61. Felipe, sigues emperrado, por lo demás, en que lo de los 400 euros era un “aplazamiento de la retención del IRPF” o algo así. Y no. Era una deducción fiscal nueva. Que, además, generaba cambios en las retenciones para poner el dinero en circulación. Pero cuya basa era una nueva deducción.

    Comentario escrito por Andrés Boix Palop — 25 de mayo de 2010 a las 12:47 pm

  62. ¿Son galgos o son podencos?

    Comentario escrito por jjoo — 26 de mayo de 2010 a las 1:32 am

  63. Jordi,

    Lo que tú cuentas es progresivo. Es cierto. Lo que se hizo (400 para todos) TAMBIÉN. Si quieres te pongo otra medida progresiva: El gobierno subirá el sueldo de todo el mundo hasta 15.000 euros al mes: a los que ganen 1.000 les añadirá 14.000 y a los que ganan 11.000 les añadirá 4.000 . Qué bonito verdad, es progresivo, pero dudo que se aplique nunca. Hay otras veces que ni siquiera es 400 para todos sino que es más (en valor absoluto) para los que mas ganan y también es progresivo. Por ejemplo, la subida de las pensiones: se sube el 10% a las mas bajas no contributivas y ‘solo’ el 4% a las mas altas. Eso es progresivo y sin embargo unos ven su pensión aumentada en 50 euros y otros en 80. Progresivo significa ‘proporcionalmente más a los que menos tienen’.

    Andrés,

    Mira a ver si te lo explica el del comentario número 36. Ese de lo emperrado que está se ha puesto el seudónimo ‘perri’.

    Comentario escrito por Felipe — 26 de mayo de 2010 a las 6:51 pm

Comentarios cerrados para esta entrada.