.patriauna:Jódete, hijodeputa*

 

RBBE REDACCIÓN VARSOVIA Que no se va a hablar más de la Eurocopa, mis cojones, hombre ya. Porque llevo tres semanas amordazado, impedido para dirigirme a la parroquia errebebera, discriminado no por razones de preferencia sexual, que sería hasta respetable, o de raza, que sería lo normal, sino por mi desafección hacia el equipo de la Real Federación Española de Fútbol. Pero mientras un solo informativo de Cuatroº nos recuerde de nuevo que somos campeones de Europa, yo tengo todo el derecho del mundo a explicar cómo de mal me siento, como si esto fuera el foro de la Super Pop. Y es que qué duro es ser antiespañol, y que jamás había sido así, porque ser antiespañol en Catalunya no es que fuera normal, es que era hasta fácil. Uno nace en un entorno determinado, con una familia determinada y unos amigos determinados y antes de que te quieras dar cuenta estás intentando buscar excusas racionales, con más o menos éxito y gracia, para justificar una postura que ni siquiera recuerdas haber escogido y por la que nadie te ha interrogado. Y hasta hace una semana y pico ser antiespañol me había dado, en lo tocante a lo estrictamente futbolístico, más alegrías de las que les había dado a ustedes no serlo, no me lo negarán. Pero se intuye un cambio de ciclo en la última década y media: hemos pasado de una selección catalana que llenaba Montjuïc contra Bulgaria mientras la española caía en los cuartos del Mundial de USA, a otra selección catalana que ni llena contra Argentina mientras que España se proclama campeona de Europa con todas las de la ley. Y yo sin perderme detalle. Mecagoendiós.

Para el primer partido, una feliz coincidencia: a la misma vez que España debutaba en la competición yo tenía programado un seminario de Análisis de Textos y Contenidos. Pero es que escoger entre Saussure y Lama es fácil: siempre Lama, así que no quieran saber cómo es Saussure. Como un universitario logsiano, de estos que ya no saben ni hacerse las chuletas como Dios manda, ocultaba un auricular en la manga y poniendo cara de que me interesaba la hostia la Teoría del Análisis Crítico del Discurso, acodándome en el brazo de la silla, seguía a duras penas el partido contra Rusia, pero incluso sin auricular se me hubiera hecho evidente cada gol del tal Villa, porque el Asturias Patria Querida voz en grito no se lo saltaba un gitano hasta el punto que reverberaban los cristales del aula con los berridos del fulano que salían de los radiocasetes de la parada de taxis de la acera de enfrente. 3 a 1 y resultaba que Rusia no era tan fiera como Lopintan.

El segundo fue incluso peor: en casa, con la mujer, hecho que me permitía, por un lado, gritar como un energúmeno todas las desgracias que le pasaran a La Roja sin miedo a tropezar con algún yo-soy-español-español-español con una copa de más en el bar que no quisiera creerse, a pesar del color de mi pelo y ojos, que soy sueco, pero por otro, me impedía deleitarme de manera descarada –y hacer comentarios lúbricos- con la visión de las novias de Ljunberg, Wilhemsson y hasta la de Larsson si fuera menester. Ni siquiera recuerdo gran cosa de la primera parte, pero sí recuerdo que a la media parte se nos unió un amigo que, a su vez, traía a otro amigo. Asesor él, consecutivamente, de Albertito Fernández, Nebreda y Sirera, los por entonces tres candidatos a presidir el PP de Catalunya, una joven promesa liberal bien conectada y que quizá empequeñecido por lo que mi amigo le hubiera podido contar de mi “conciencia nacional” intentaba convencerme de que el fútbol en general y la selección en particular, en realidad, se la sudaban. Su puta madre. Gol de Villa en el descuento y su “goooooooooooool” superó en varios decibelios mi “mecagoendiós” y el ruido que hace un 727 al pasar por encima de Gavá Mar sumados. Gana España de nuevo y mi mujer indignada, no por las suecas sino por haberle metido a un libeggal en casa. Por lo menos teníamos ya a España donde la queríamos: en cuartos, y Álvarez empezaba a desperezarse y a mandarme los primeros mensajes de ánimo (sic) al móvil. El tercero poca historia: también en casa, me dormí con España perdiendo uno a cero, triste consuelo, y cuando mi novia me despertó para cenar me contó que a) el partido había acabado y b) que se había remontado con goles de De la Red y Güiza. Ni siquiera cené. Me volví a dormir, lo integré en el sueño y listos. Habría que eliminar este tipo de partidos de mierda, pero es que ni con esas pensé en hacer algo distinto a dormirme delante del televisor, que aunque técnicamente no sea ver el partido era todo lo más que estaba dispuesto a hacer. Oligofrénico mandril.

Los cuartos eran el día D. Los amigos determinados del primer párrafo nos reuníamos para ver caer por enésima vez a la selección española y quedarnos tranquilos durante, por lo menos, dos años más. Siempre ha sido así, y desde siempre nos dividimos en dos facciones enfrentadas: los que quieren que España caiga en las rondas clasificatorias –el ala conservadora, por aquello del ridículo histórico y de reducir a cero las posibilidades de un triunfo español en un gran torneo-, y los que quieren que España caiga cuanto más lejos mejor –opción arriesgada, a poder ser en la final y de manera injusta, aunque la maldición de los cuartos empezaba a ser confortable, sobre todo desde la nariz rota de Luis Enrique en los USA-. Siendo ya imposible que Irlanda del Norte apeara a España del evento en Austria y Suiza y superada con holgura la primera fase, nos quedaba fiarlo todo a Italia en cuartos, que a priori no era una mala combinación. El partido supongo que sería un coñazo para el no aficionado a uno u otro equipo, pero nosotros en ese momento éramos más italianos que engominarse los huevos y celebrábamos cada ocasión de los azzurri –o sea, media en 120 minutos- como si nos fuera la vida en ello. 0 a 0 y a los penales, y sólo Güiza nos dio un momento de alegría más que previsible. Al instante, los petardos comenzaron a sonar de manera atronadora a nuestro alrededor, pero quisimos atribuirlo a la coincidencia con las fiestas del pueblo y a la proximidad de la verbena de San Juan y a esta costumbre tan mediterránea de tirar petardos con cualquier excusa, y así, ignorantes pero felices, nos emborrachamos cagándonos en Dios por cuarta vez en diez días. 

Lo de las semifinales contra Rusia iba a ser todavía más esperpéntico y ahondaba en esta imagen de oligofrénico mandril que espero que atraviese de lado a lado todo el artículo: no sólo lo vi, sino que lo vi dónde y con quién no debía. El partido volvía a coincidirme, gracias a Dios, con algo relativamente importante, así que albergaba la esperanza de no verlo, porque mis tragaderas estaban ya rebosantes de lefa españolista y amenazaba tormenta. En este algo relativamente importante iba a estar presente Johan Cruyff, entre otros deportistas y exdeportistas profesionales, por lo que decidieron que el magno acto académico programado hacía más de un mes empequeñecía ante las semifinales de la Eurocopa, de manera que quedaba más que justificado cambiar toda la programación de hoy para mañana para que pudiéramos ver el partido en una pantalla gigante que no era más que una pizarra electrónica de un aula de un master que mi buen dinero me había costado. Una puta vergüenza, pero al menos tenía la oportunidad de ver caer a España en compañía de Cruyff y de antiguos internacionales españoles (y de sus mujeres). Y ni con esas: goles de Xavi, Güiza y Silva y a la final. Y lo que es peor: “alégrate, que por lo menos ha marcado un catalán”. O yo no me explico o la gente es gilipollas: que marquen los catalanes –y/o que Puyol se quede afónico como jamás se ha quedado por el Barça o que Capdevila haga malabares con los cubatas- lo empeora todo. Pero mucho, ¿eh? A la hora de cenar, con mi úlcera ya en estado sangrante, un periodista importante de la SER en Barcelona se añadió a nuestra mesa: venía de Canaletes, no menos de mil personas (sic) celebrando el pase a la final. Mi indignación fue tal que aunque por primera vez en mis veintinueve años no sólo no iba a quedarme en la puerta del Luz de Gas sino que iba a entrar de gorra al reservado, me fui para casa sereno. Esto ya estaba siendo demasiado duro.

¿Y la final? Sí, todo puede ser peor. No lo creerán, pero previendo que España habría caído antes, mucho antes, hacía meses que tenía programado un viaje de, esto, negocios, a Madrid. Qué hostias: a visitar a la familia política, y sin la posibilidad de quedar con Álvarez para sufrir juntos, cada uno a su manera, la final. O sea: un catalán abiertamente antiespañol, 24 años después de la última final con presencia española, no tiene nada mejor que hacer ese día que irse a Madrid, al vientre de la Bestia. Es que hay que ser idiota. Y a punto estuve de irme a Colón al aceptar, borracho, una invitación la noche anterior. Pero el inmenso amor de mi señora esposa me hizo recapacitar y hacerme ver que era mejor que la primera víctima mortal de la victoria de España fuera un señor borracho de Alcalá al golpearse la cabeza contra el suelo de mármol y no yo, aunque lo cierto es que si me plantaba en medio de Colón bien merecido lo tendría. Así que con la compañía de la familia política –o sea, sereno y callado como una puta- apenas sufrí en una final que España controló de cabo a rabo y que mereció ganar sin discusión. De nuevo, petardos. Al rato, cláxones camino de Cibeles. Y el griterío de los niños en los balcones y los patios interiores y de los inmigrantes latinos en la calle Embajadores, que deslomarse aquí catorce horas al día seis días por semana puede que no les dé derecho a votar, pero sin duda sí se lo da para hacer el mandril como cualquiera de nosotros. Qué envidia. Ellos que no son ni siquiera españoles y borrachos de júbilo, y yo, que lo soy, hundido en la miseria. Qué paradoja. Me fui a la cama, cabizbajo, pero el rumor amortecido de las celebraciones no me dejaba dormir. Y todavía menos cuando un mensaje al móvil a las dos menos cuarto me desveló del todo. Era Álvarez: “Jódete, hijodeputa”.



37 Comentarios en “.patriauna:Jódete, hijodeputa*

  1. CusCus Dijo:

    Welcome back, Ràtz!

  2. horus Dijo:

    En 24 horas la republica independiente de laportalandia sera destruida,buenos dias.
    ¿A que jode, eehh? Rip torn en MEN IN BLACK.
    VISVA PAÑA Xavi dixit digamoslo otra vez que caray:VISVA PAÑA 😀

  3. CusCus Dijo:

    Uy, quizá es popota que vuelve. Me he colao.

  4. R.B.B.E. Dijo:

    La madre que te parió, CusCus. Qué coño voy a ser popota. Soy Ràtzia, el Ràtzia de siempre, el de las gentes. El de la «RBBE REDACCIÓN VARSOVIA». Y necesito consuelo, que no veas lo mal que lo he pasado este último mes…

    [Y de paso dejáis respirar a popota, eso también. Dadle algo de tregua.]

  5. Agarkala Dijo:

    Casi me das pena y todo…casi.

  6. Agarkala Dijo:

    Episodio II: Triste y deprimido, un domingo por la mañana volviendo de la playa, nuestro redactor se cae de la moto al contemplar frente a sus ojos una aparición de Felipe V, que le dice «Ràtzia, Ràtzia, ¿poggqué me peggsigues?». Inmediatamente, abraza la Fe Verdadera; se corta el pelo a lo cenicero, se compra tres chándales y camisetas del toro sin mangas, se hace dos tatuajes y se planta en medio de Canaletes a cantar en solitario y a capella el «YO SOY ESPAÑOL, ESPAÑOL, ESPAÑOOOOL»

  7. Wolfe Dijo:

    A mí el polaco éste me cae hasta bien, pese a su deriva parafílica-político-patriótica-futbolera. No me digáis que no os ha enternecido ese corazón abierto, esas letras saliendo de las más profundas entrañas, ese rendirse ante la evidencia del poderío del opresor de su patria…

    Y estas palabras ya han conseguido, directamente, arrancarme una látgrima:

    «Ellos que no son ni siquiera españoles y borrachos de júbilo, y yo, que lo soy, hundido en la miseria»

    Propongo que la divisa de la RBBE sea, hasta el próximo Mundial, «Y yo, que lo soy» y sea grabada en su frontispicio con la punta de una barretina por los niños cantores aflautados de Montserrat.

  8. Data Dijo:

    Ràtzia, resiste.. no estás solo!

  9. CusCus Dijo:

    Siempre dicen que la primera intuición es la buena.

  10. Agarkala Dijo:

    En el fondo es entrañable…¡separatista de peluche!

    ¿Tu también, Data, hijo mío?

  11. Data Dijo:

    Agarkala.. ya me conoces (personalmente para desgracia tuya) y ya sabes que soy algo frenasténico … lo cual me hace alegrarme por la victoria de la selección española a la par que ser separtista…. pero ante el bombardeo nacionalista español solo puedo decir que «Lo peor de España, son los españoles»
    Todo desde el cariño!

  12. tartamundos trotamudo Dijo:

    Bueno, Ràtzia, supongo que al menos no te tragarías el «especial» de Cuatroº con el Vivaspaña de Xavi Hernández, ¿no?

    Porque si no, lo tuyo se puede llamar sin tapujos masoquismo.

  13. Álvarez Dijo:

    Hay cosas más tristes. Yo salí de trabajar -sobre la selección, al menos- minutos antes de ese mensaje. En el momento de mandarlo estaba en una gasolinera. Yo, con cuatro tías. La idea era comernos un pastel todos juntos. Yo estaba tan sumamente cansado que no lo vi mal. En la calle, todo el país salía a pegar voces. Banderas, cláxones, incluso muy a tomar por el culo de la urbe, que es donde laboro. El caso es que, en un momento de lucidez, te mandé el sms. Vino inducido porque una de mis acompañantes, que vivía al lado, sugirió ir a la sauna de su casa «en la que ya había aparecido más de una mascá» (sic). Ahí ya me vi crecido, miré a un lado, al otro, y me salió eso, escriborte. Pero la idea de sauna a 43 grados noche no cuajó y terminé eso, comiéndome un pastel con cuatro tías en un parque el día más feliz de mi muy masculina vida. Me fumé unos porros, sí. Pero no. Puedo alegar que curraba el lunes también, pero no. Si fuese un libro, sería ‘En torno al casticismo’. Si fuese un sms, ‘jódete, hijoputa’. Sin ‘de’, me cuesta creer que le ponga el ‘de’ a un amigo. Sólo si es cierto que negaste la patria una y dieciséis veces en el Any Trouble antes de caer sobre unos sillones mientras Gatinho y yo nos apoderábamos del poder de Greyskull, podría darse tal caso de enconada ira eufórica. Ahora pienso que tal vez sí. Con todo:

    V I V A E S P A Ñ A

  14. Agarkala Dijo:

    Lo único que me queda claro que aquí los únicos ibéricos que no están oligofrénicos perdidos son los que te ponen en el plato…

  15. R.B.B.E. Dijo:

    #12: ¿Que si vi las celebraciones? ¿Que si las vi? Tú no sabes lo que es vivir con mi mujer. Es una apasionada del deporte, pero he descubierto recientemente que no lo es por el deporte en si, sino por las celebraciones posteriores. Desde que el avión llegó a Barajas hasta que se llevaron a Reina a hacer una cura de desintoxicación lo vi todo, todo y todo. Pero vaya, que después de 7 horas con Nadal en la tele también me tuve que tragar los parlamentos y el mordisco a la copa y su puta madre. Es muy duro todo, sí.

    #13: Reclamo mi derecho a disputar el partido de vuelta, en el Any Trouble, el Excalibur o donde haga falta. Seguiré negando la Patria las veces que sean necesarias, pero me comprometo a no dormirme en un sofá con un cubata en la mano. Vale, puede que fuera «hijoputa», sin el de, todo sea por no poner en duda nuestra hamistad.

  16. CusCus Dijo:

    Álvarez, o bien está usted casado y es un hombre de bien o debe de hacerselo mirar. La elección de comer un pastel con 4 tías la noche que España campeona por esos mundos de Dios cuando le proponen ir a una sauna es ciertamente inquietante.

  17. CusCus Dijo:

    Esto de dormirse en un nightclub. Recuerdo una vez en Valencia, en el Iguana creo (un club con acuarios llenos de tiburones por paredes) me sobé contra el bafle. Me despierta un tío con acento andalú en plan: «quiyo, que te estás sobando. ¿Sabes quién soy?» Su puta madre, estoy borracho, llevo 36 horas de farra, en ciudad desconocida y no conozco a nadie aquí con acento andalú. «Soy Cañas, el del Betis».

    Efectivamente, acababa de palmar el Valencia contra el Betis 1-0 y Cañas estaba de copas (se pagó una, eso sí, para despertarme).

  18. geodotto Dijo:

    #13
    O bien las tías eran cayos malayos de cuidao o bien es ud más gay que el maquillaje de Guti.

  19. tartamundos trotamudo Dijo:

    La discoteca que menciona CusCus no se llamaba el Iguana, sino la Indiana. Se quemó hace dos nocheviejas, antes de que la gente estuviese dentro, pero después de que les hubieran cobrado las entradas anticipadas. Hubo que lamentar la muerte de tres escualos y dos o tres tortugas (a las que no les dio tiempo a huir de las llamas).

    La discoteca tiene varias conexiones futbolísticas. Uno de sus propietarios era el ínclito Jaime «PelucaNaranaja» Ortí, ex-presidente del Violencia.

    Además, allí era muy habitual encontrarse con jugadores del club. De hecho, yo estaba allí cuando el Valencia celebró la primera liga de la era moderna y coincidí con varios de ellos (Anglomá y su trup, Albelda, etc.) y también con varios del Betis (que había sido el rival ese día), entre ellos Denilso, al que una amiga le dijo que si era el novio de… bueno, una mujer de la farándula con la que salía entonces el Bicicletas.

    Y en cuantro a la MundoGay connection, decir que Michael «VendoZapatillas» Jordan siempre que venía a Valencia a jugar al golf y ver el GP de Motociclismo de Cheste, se pasaba por la Indiana. Él y los doscientos cachas-guardaspaldas que lo acompañan. Otra de esas noches lo vi de lejos.

  20. Judge Dreed Dijo:

    Hostias Ratz, entre el triunfo del Imperio Opresor y que el único símbolo visible de la Resistencia – aka Far$a – se desmorona por las luchas intestinas entre el Kennedy catalán y él, supongo, Lindon B Johnson – aka Ferran Soriano – lo debes estar pasando realmente mal.

    Si es un simple ardid para provocarnos pena y lástima y que te llevemos de putas con todos los gastos pagados, lo llevas claro: recuerda que la mayoría de pobladores de esta bitácora somos catalanes y nos estiramos menos que un portero de futbolín.

  21. Malasombra Dijo:

    Es usted un grande, Sr. Ratzia…
    Tremendo articulo, casi me da pena… casi.

    PD: Jodete (desde el cariño y el respeto)

  22. CusCus Dijo:

    #19: Indiana, sí. Gracias.

  23. asertus Dijo:

    La verdad es que el artículo es de los mejores y menos vomitivos de toda la saga patriauna…

    Maragall tenía razón, cuando Cataluña sea independiente, España se tendrá que cambiar de nombre…, porque cuando no haya españoles que no quieran ser españoles,, es que no habrá españoles….

    Viva España – Xavi dixit….

  24. phedor Dijo:

    PUBLICIDAD
    «¿y dice usted, que a un separatista que no está aun en la carcel, le obliga su mujer a oir los «Viva España» que gritan por la calle unos futbolistas del Barça y además tiene un amigo que en lugar de montar a cuatro tías como un berraco, en una sauna, prefiere enviarle mensajes por teléfono, para llamarle «hijoputa»?»
    «Y Franco, ¿que opina de esto?»
    MUTSUBISHI «Donde te lleve un MONTERO, no te llevará nadie»

  25. MAX MOSLEY Dijo:

    MONTERO?, que grande el tapon de Stojan Vrankovic. Aun me descojono. Un mundogay solo para esa jugada ya!!!…

    Jodanse todos los hijoputas (evidentemente estan incluidos todos los de osasuna por el mero hecho de serlo) que desearon el mal para la españa eurocampeona.

  26. phedor Dijo:

    #25 el tapón fué ilegal; la única vez que me he indignado con una derrota del Barça. Además le conozco.

  27. Controlcé Dijo:

    Ràtz, no estás solo. La diferencia es que yo, como buen fenicio que va allá donde el viento sopla, y con la excusa de que el núcleo triunfante de la sheleshión lo forman fenicios y transilvanos asimilados, me alegré (aparentemente) de la Victoria, aunque la procesión iba por dentro. Talmente como Data, vamos. En fin, siempre nos quedará Luis Enrique, o Arconada, o el egipcio, o Baúl… Las cosas volverán a su cauce.

  28. Controlcé Dijo:

    Se me olvidaba. Álvarez, ostias, tienes señora y cuatro (¡4!) amigas te proponen sesión de sauna+masaje+fisting? Y pasó siquiera por tu cabeza aceptar la propuesta! Qué diría tu señora? Vas a tener que comprar el silencio de las bases RBBEras. A mí con una mariscada me vale*.

    *(A no ser que tu señora conozca, colabore y/o consienta, en cuyo caso te lamo el glande, cabrón hijoputa con suerte).

  29. Agarkala Dijo:

    #27: Tales confesiones no hacen sino aumentar el patetismo inherente al hispano estándar. Parad, coño!

  30. La portera de Nuñez Dijo:

    Descacharrante post, hala que ahora viene la mia, como apaño en tierra de separatistas uno lleva toda la vida aguantando las pullas de los mismos, Y AHORA ES LA MIA.
    AJOerse y AGUAntarse.
    VIVA ASPAÑA

  31. Álvarez Dijo:

    Eran las compañeras del trabajo y todos los planes alternativos sólo tenían como finalidad que yo ahora pudiera decir: celebré el triunfo de la Euro con cuatro tías en una sauna; celebré el triunfo de la Euro con cuatro tías en una piscina. Pero no, nunca, la realidad: celebré el triunfo de la Euro comiéndome un pastel con mis amigas. Se trata de una desgracia, no de un éxito ni un alarde, Controlcé. Todo Madrid estaba en la calle ese día. El mio es el típico sino que sólo castiga a los que no se sientem españoles, tal es mi caso, sino español puro. Está toreando El Cid, por cierto, me voy al bar a verlo.

  32. CusCus Dijo:

    ¿Torea después de muerto? Lo sé, es muy malo.

    Cuáno juego estña dando Laporta en las radios catalufas. ¡Les ha resuelto el verano!

  33. pedhor Dijo:

    ¿La junta directiva del Barça ha invitado al Cid?

  34. Gatinho Dijo:

    Di que sí, Álvarez: para los que sentimos al Equipo de corazón y desde siempre, los que lloramos a Arconada o Zubizarreta pasando por Michel, no era necesario el jolgorio ni celebrarlo de modo épico, se trataba simplemente de alcanzar la paz, con el mundo y con uno mismo. Así que yo, catalán en lo económico y galaico en lo social, esbocé una ligera sonrisa y acudí raudo al lecho para otorgar el perdón a todos los malhechores anteriores.
    Castilian way of life, que al fin y al cabo sois nuestro Piamonte, por no decir nuestra Serbia.

    Ràtzia: No es para tanto, hombre, consuélate pensando en que Inglaterra rindió mucho mejor que otras veces.

  35. petuco Dijo:

    Vi la final en Australia,rodeado de paisanos y doy fe de las conversiones a la unidad del estado y de destino que produjo el evento.
    Fantastico lo de ganar y no tener que aguantar las celebraciones.
    PD;Vivo con un frances al cual le va a dar una aplopejia como algun espaniol gane algo mas.
    Jodete,Rene!!!

  36. Agarkala Dijo:

    Mira, si tenemos Tercios en Australia. Pues qué castellana sobriedad, Gatinho. Yo después de aguantar años y años de hacer el ridículo, no pude contener mis ganas de soltar mi inexistente melena al viento y salir del armario a grito pelao. Pero claro, yo soy un mediterráneo, fenicio de por sí.

    Y después de años y años de rechiflas de los Ràtzias de la vida, estoy disfrutando de su particular San Martín.

    Jódete, Ratz!

  37. Karraspito Dijo:

    #30, veo con agrado que eres lector de la frikipedia. O puede incluso que el articulo sobre Aspa~a de la Frikipedia lo hayas escrito tu, en cuyo caso ya te reverencio y te idolatro.