- La Página Definitiva - https://www.lapaginadefinitiva.com -

Euro2020 – Eslovaquia

Hace cuatro/cinco años, ya nos tocó competir contra la Republica Checa [1] (creo que prefieren Chequia, ¿tal vez como primer paso a la restauración de los Premislidas [2]?). Como yo históricamente sigo anclado en Checoslovaquia, aquí habría peligro de repetir íntegramente el artículo anterior, dadas las similitudes idiomáticas [3]. Por suerte, los eslovacos se independizaron de la madre patria, es decir, SON INDEPES, y eso en España siempre permite montar una polémica. Porque ya saben: eso de independizarse es IMPOSIBLE (y también está MORALMENTE MAL), y por eso en Europa ningún país “salvo la URSS, Yugoslavia y Etiopía [4]” lo reconocen en su constitución. Bueno, y el Reino Unido, pero ese no tiene Constitución. Y Quebec [5], y Francia en Nueva Caledonia [6], pero esos hablan francés y no están en Europa. Y lo de Yugoslavia como que salió mal, ¿no? (Y la gente en la URSS en realidad votó mayormente contra la disolución [7], pero por alguna razón ahí España y Occidente no tuvieron remilgos en reconocer las posteriores independencias.) Pero al margen de todo eso, está MAL, y no hay que dar ideas. Así que Eslovaquia, dice el consenso constitucionalista español, debe ser aplastada. ¿Incluso si eso implica apoyar a la Anti-España de Luis Enrique? Sí, incluso eso y más. En la Cartuja, todos a una, por España y su unidad.

 

El rival

Eslovaquia ya existió brevemente durante el periodo 1939-1945 [8], con un régimen calificado por la cencia poletologeca como “fascismo clerical [9]”. De eso sabemos un rato en España, aunque los eslovacos coronaron el suyo poniendo de caudillo nacional a un cura [10], y de partido único al Partido Popular Eslovaco [11]. Ahí nos ganan. Nunca he estado en Eslovaquia (sí en cambio en Eslovenia, pero me caen demasiado bien para meterlos en esto), así que no sé hasta qué punto sigue la cosa presente en el día a día eslovaco, pero diría que en ese aspecto ganamos nosotros.

 

Estilo de juego

En lo estrictamente futbolístico, Eslovaquia es seguramente el rival más flojo del grupo. En la clasificación fueron superados por Gales, y tuvieron que pelear con Irlanda (penaltis) e Irlanda del Norte (descuento) para llegar a la Euro. Esperamos cerrojazo puro y sin contaminar. En principio no habría que temer nada, pero en el Gran Duelo De Los Pupas, el España-Polonia, la Roja ha demostrado que en cuanto a desgracias puede competir incluso con “el Cristo de las Naciones”. Vamos, que basta un balón tonto al área para que algún central de la División Preferente de la Liga Rumana nos mande a casa.

 

Estrella

Hay más jugadores de la liga española (Valjent del RCD Mallorca, Vavro de la SD Huesca), que de la propia liga eslovaca. Así que hemos decidido elevar al único jugador que ejerce como tal en el territorio de la República Eslovaca, Vladimir Weiss, el Siete. Apellido alemán, nació todavía en Checoslovaquia, y ha jugado en clubes escoceses, catalanes, y dos equipos cataríes. En realidad, toda su carrera senior la ha disputado fuera, hasta que con 30 años se volvió al Slovan de Bratislava, actual campeón de Liga y Copa.

 

“Vengo a apoyar vuestro deseo de independencia del FC Barcelona.”

 

Nuestra propuesta al Comisario Político de la Anti-España

De normal, y aprovechando que el partido se celebra en suelo español, aquí no debería haber dudas de la herramienta a emplear: llamar a una dotación de la Guardia Civil, y según salten al campo los eslovacos empezar a darles con todo, mientras el público corea el “¡a por ellos!” Posteriormente, alineamos en la cancha una selección formada en exclusiva por jueces del Supremo, en el minuto 23 Marchena entra en plancha a rematar, y tres puntos al casillero. Y lo mejor es que el TEDH no tendrá tiempo de pronunciarse antes de octavos.

Pero por desgracia, la UEFA tiene ideas raras sobre estas cosas (insistimos: han admitido a Escocia, Gales e incluso la República de Irlanda, sediciosamente separada de su madre patria [12]). Vacío dependerá de los votos de la Anti-España, pero no estamos para regalar puntos. De modo que hay que combinar ambos: Junqueras solo recibirá el indulto si Weiss falla más que Morata, y a cambio Weiss podrá jugar una temporada cedido en el FC Barcelona. Así se cierran heridas, se mira adelante, y se sientan las bases de la convivencia Barça-Espanyol, aunque viendo el nivel de juego igual nos hacen un favor acortando la agonía.