- No se trata de hacer leer - http://www.lapaginadefinitiva.com/aboix -

¡Milagro!

Esta semana han empezado las clases y con ellas queda definitivamente lanzado el curso 2008-2009. Empieza con buenos augurios para la Universidad y el respeto a las reglas del juego.

Porque España es un país, por ejemplo, donde montas un negocio basado en vender sellos a personas que te los compran con la legítima aunque cuando menos peculiar convicción de que muchos otros llegarán detrás para comprar más y más sellos con la consiguiente revalorización de los activos y el Gobierno te manda a la Guardia Civil, algún juez de la Audiencia Nacional te mete en la cárcel y todos tan contentos. Por estafador. En cambio, llevar dos años vendiendo títulos de licenciado en Medicina (sí, es cierto que de momento sólo venden, a precio generoso, estudios de primero y segundo de Medicina, Odontología y demás, y que lo hacen para evitar que las Facultades públicas se dediquen a formar a una panda de genocidas sin escrúpulos) sin tener la más mínima autorización para ello; es más, habiendo visto rechazada su evaluación por el organismo independiente encargado de analizar si se tienen las mínimas condiciones para poner en marcha una carrera (y ello a pesar de que han contado con todos los favores, incluyendo alguna manifiesta ilegalidad [1], por parte del Gobierno valenciano); tiene una recompensa bien distinta: el Gobierno (valenciano, en este caso) te inaugura el fantasmal curso académico [2] y te paga las obras de la nueva Facultad.

Supongo que aspirar a que aparezca la Guardia Civil a detener a quien vende títulos académicos falsos o, al menos, a que lo haga el Ministerio de Educación y ponga fin a este sonrojante episodio utilizando sus competencias de alta inspección es una ingenuidad. Tendrá que ver con tal pasividad, claro, que, a fin de cuentas, tampoco estamos hablando de algo tan importante. Que se despachen títulos de médico, odontólogo y demás por quien tenga a bien dedicarse a tan noble tarea sólo puede ser bueno para todos: el libre mercado activará la competencia, bajarán los precios, mejorará la formación de los «licenciados»… gracias a que el Estado, en su sabia inacción, ha dejado a la mano invisible poner las cosas en su sitio. ¡Nada que ver con el tráfico de sellos a gran escala, que supone riesgos gravísimos para la sociedad en su conjunto y que sí requiere de todos los medios contraterroristas que tenemos a mano para ponerle fin!

Como a estas alturas ya se ve claramente cómo va a acabar esta historia (con el foralista Gobierno valenciano apoyando a «su» Universidad y haciendo caso omiso de cualquier norma estatal en la materia, sin que el Gobierno de España vaya a hacer nada para impedirlo y, es más, tragando de aquí a unos meses y aceptando el fait accompli), sólo queda resignadamente felicitar a quienes han sido los artífices de este milagro, que habrá permitido convertir en médicos en dos o tres añitos a todos los nenes bien de Valencia que, a falta de capacidad para incorporarse al sistema público de formación de profesionales de la salud, tenían unos papás con dinero suficiente para pagarse este remedio proporcionado por el Arzobispado.

Comments Disabled (Open | Close)

Comments Disabled To "¡Milagro!"

#1 Comment By gosseta67 On 23 septiembre 2008 @ 9:03 am

Supongo que la mano visible del mercado conseguirá que salvo en Administraciones Públicas confesionales sus titulos valgan una mierda. O que no puedan irse de Erasmus ó con Becas de Doctorado a Universidades Herejes.
Lo malo será para los que recibimos atención sanitaria en la Comunidad Valenciana, seguro refugio de estos profesionales.

#2 Comment By HORUS On 23 septiembre 2008 @ 10:53 am

«tenían unos papás con dinero suficiente para pagarse este remedio proporcionado por el Arzobispado.»

Pues nada felicidades a los agraciados.
Pero aunque no sea yo el mayor defensor de la catolica iglesia(como dios pagano),recordar que el asunto se ha hecho con la complicidad de laicos.
O quizas no tan laicos, que adorais al becerro de oro que da gusto,ingenuos mortales. xD.
Si ,si usted tambien sr.BOIX no se me esconda,JI JI JI.
No le acuso de corrupto,pero si de ingenuo.
De todas maneras interesante informacion,gracias.

#3 Comment By Guillermo López On 25 septiembre 2008 @ 11:22 am

Al hilo de lo que comentas, otro espectacular caso de desatención ministerial, en este caso del Ministerio de Educación, es el de «Education for the Citizenship».

A mí todo esto me parece de un tercermundismo verbenero, el cacique curil que comete arbitrariedades con toda su desfachatez. Pero, en efecto, en estos casos la culpa no es sólo del cacique, sino de los que miran para otro lado porque lo primero es no crear follón (de ninguna clase; y, al final, claro, no se crea follón porque no se hace nada).

Incisivo lamento de un docente de «Citizenship»: [3]

Un cordial saludo

#4 Comment By deivid On 25 septiembre 2008 @ 11:47 pm

Lo que es de vergüenza es que el Estado nos imponga por cullons una asignatura para adoctrinarnos. Si tanto talante tiene Zapatero, que la establezca como voluntaria, como sucede con la religión.

Y en cuanto a lo de la Universidad esta, pues vergonzoso, para qué vamos a engañarnos. Menudos meapilas gobiernan la Comunidad Valenciana. Y menudos médicos tan estupendísimos que van a disfrutar los valencianos.

Por otra parte, hay títulos de Universidades públicas (pagadas por todos, y bien caras que cuestan) que también son regalados, y que no valen ni el papel en el que están impresos…

#5 Comment By Garganta Profunda On 26 septiembre 2008 @ 9:34 am

«sólo queda resignadamente felicitar a quienes han sido los artífices de este milagro, que habrá permitido convertir en médicos en dos o tres añitos a todos los nenes bien de Valencia »

Señor Boix, me gusta. Usted no se anda con chiquitas y las cosas las dice claras como el agua.

En efecto y si. La Universidad Catolica y sus titulos sanitarios ad hoc para la pijeria valenciana no tienen parangon. Los primeros sintomas se manifestaron cuando les dieron la licencia para impartir el primer ciclo de Farmacia. Obviamente, para cursar el segundo ciclo la remesa acudía a la pública y es ahí cuando la cosa tornabase «entretenida»…por decir algo: el nivel adquirido durante los tres primeros años era bajo. Y lo notaban en algunas asignaturas en cuarto donde por regla general les caian por todos los lados ostias como panes. Y es que la vieja Universidad de Valencia ya no era el paraiso «compra-titulos» del CEU San Pablo…y parece que para aprobar algunas asignaturas como la Quimica Farmaceutica, habia que estudiar y todo!!

Problema de fondo. Los chavales, en un 80% hijos de medicos y farmaceuticos de rancio abolengo valenciano, acababan sacandose la carrera con sus mas y sus menos. Pero puesto que sus notas durante los 3 primeros años habian sido convenientemente «infladas» en el CEU, sus expedientes academicos finales (media + desviacion standard) eran por lo general altos. No le cuento la desproporcion injusta a la hora de presentarse a oposiciones del tipo FIR, Inspección, etc, etc. Aunque si quiere que le diga la verdad, la gran mayoría de estos estudiantes tenían la farmacia rural de su papa esperandoles justo para cuando acabaran, y eso de las oposiciones lo dejaban para el vulgo llano…

La cosa luego se arregló, les concedieron el ciclo superior y los niños bien valencianos ya pueden pagar por su titulo de Licenciado en Farmacia sin salir de Godella.

#6 Comment By Perro Muchacho On 29 septiembre 2008 @ 10:59 am

Es un nuevo episodio caciquil del Gobierno «Camps», y no será el último.

Y es que hay que tener huevos, y Camps los tiene, y bien grandes, por que para quien no se haya dado cuenta ya, lo suyo es una misión, o mejor dicho, una cruzada. Su apoyo a los dictados de un Arzobispo y una Iglesia fascista es incondicional. Camps ha sido elegido para luchar contra la herejía del Siglo XXI, y tiene la mejor arma para vencer; el Poder.

Pero como estas venimos tragándonos ya unas cuantas… y las que nos quedan. Al menos con Zaplana como President podíamos dormir tranquilos pensando que su misión personal era forrarse y que, al fin y al cabo, siendo su mayor pecado la avaricia, lo de ir al cielo y lo de la eternidad ni se lo planteaba. Pero Camps me da miedo, y mucho, por que lo suyo no es capricho de un cacique sino devoción divina… lo suyo es, como digo, una cruzada.

Solo hay un paso que diferencia a Camps de un muyahidín… el terror! Tiempo al tiempo, que PP en el País Valencià hay para rato.

#7 Comment By Macanaz On 29 septiembre 2008 @ 9:55 pm

Lamento discrepar de la mayoria, bueno no discrepo porque me temo que tienen razon. La discrepancia estriba en entender que el gobierno valenciano actua ilegalmente frente a la buena fe que se presume (y TVE atribuye sistematicamente) al gobierno central.
Erase una vez una ley organica LO 10/2002 de calidad de la educacion. Dicha ley aprobada por unas cortes democraticas establecia un calendario para favorecer su aplicacion (en un estado social y democratico de derecho se supone que las leyes nacen para ser cumplidas). Pues bien, resulta que se celebraron elecciones y surgio otro ejecutivo al que no le gustaba dicha ley. Como no le daba tiempo a tramitar una nueva decidio que lo mejor era promulgar un real decreto (1318/2004) por el que paralizaba la ley.
Si Jellinek o Forsthoff levantaran la cabeza dirian ¡como, un reglamento no puede parar una ley!
Pues si, queridos niños, nuestro bienamado lider de la alianza de las civilizaciones lo hizo, lo cual no es que este tan mal como lo que denunciais, sino que lo hizo en medio de una absoluta impunidad generalizada salvo un magistrado del TS que hizo un voto particular en la pieza separada de suspension.
El resto da igual, pq la sentencia que se dicte en su dia ya no servira para reparar el daño que se hizo al sistema de fuentes asi como a la creencia de un servidor respecto a que vivia en un estado de derecho.
P.D. la intencion del reglamento de paralizar la ley no es una suposicion mia sino que figuraba en el preambulo de un borrador del RD que luego fue suprimida por alguien a quien le daba un poco de verguenza que el Consejo de Ministros reconociese que procedia a suspender la aplicacion de una ley.
Colorin colorado

#8 Comment By Andrés Boix Palop On 3 octubre 2008 @ 7:30 pm

Artículo de Josep Lluís Barona en «El País»:
[4]

#9 Comment By Andrés Boix Palop On 13 octubre 2008 @ 8:26 pm

Respecto de lo que comentas, Macanaz, la cosa tampoco es tan exagerada. O bueno, sí, pero no tan excepcional. Los famosos reglamentos con calendarios de aplicación son un clásico a la hora de entender con generosidad el margen con el que la Administración interpreta la ley y hasta qué punto su vinculación a la misma dista mucho de ser, como solemos repetir, esa intratable «positive Bindung» que tenemos tendencia a mencionar.

Ya lo decía el Conde de Romanones, que hagan ellos la ley y me dejen a mí los reglamentos, que con eso me basto y sobro pata montármelo más o menos como quiera.

#10 Comment By Andrés Boix Palop On 13 octubre 2008 @ 8:32 pm

Respecto del caso «Education for Citizenship» tengo una opinión algo más matizada que la que aquí se expresa:

– Me parece, a priori, evidente que el Consell de la Generalitat valenciana, competente en materia de educación, puede desplegar como guste la asignatura siempre y cuando cumpla la ley estatal y las suyas propias. En este sentido, que la materia se de en inglés no es en absoluto, en lo que a mí me consta, ilegal.

– Además, me parece que la introducción de asignaturas en inglés en secundaria y en el bachillerato es una buena noticia y que la escuela pública ha de competir con ese tipo de armas. Y un idioma se aprende así, usándolo. Estoy convencido de que la iniciativa, con esta o con otras asignaturas, acabará extendiéndose, porque es una buena idea. Lo ideal es que la escuela pública, como lo son muchos centros privados de alto copete, tienda al bilingüismo. O aquí, en Valencia, al trilingüismo.

– Cuestión distinta es que resulte evidente, a su vez, que todo esto se ha montado con la intención (inteligentemente articulada) de boicotear una concreta asignatura. ¡Si hubieran empezado por dar geografía, informática o ciencias naturales en inglés la cosa sí me habría parecido perfecta!

– Y cuestión distinta y verbenera es que monten todo esto sin preparar a los profesores y con la estupidez de la traducción simultánea. Esto es, sin organización ni previsión alguna. Pero claro, tampoco hacía falta porque de lo que se trataba era de boicotear la asignatura y para esto nos bastamos y nos sobramos montando la que se está montando.

Eso sí, al igual que el infierno está empedrado de malas intenciones, a veces hay malas acciones que fructifican en cosas beneficiosas para todos. Espero que éste sea uno de esos casos, con más autonomías sumándose al carro, con más asignaturas ofrecidas en inglés y con una organización correcta de la docencia, con profes, estudiantes y materiales preparados.