Las elecciones virales en Cataluña

En una cosa tenía cierta razón el exministro Salvador Illa: desde que se certificó que las elecciones catalanas se celebrarían mañana, 14 de febrero, los casos de coronavirus han bajado en España. El escenario apocalíptico que se delineaba entonces no se ha consumado hasta sus últimas consecuencias. Todo lo cual, por supuesto, no exime a Illa y al PSOE de la responsabilidad (o irresponsabilidad, en este caso) inherente a montar unas elecciones en una situación de pandemia como la que vivimos. Porque que los casos hayan bajado no quiere decir que estemos en unas condiciones en las que movilizar a millones de personas, incluyendo a los contagiados de covid, para votar, sea algo mínimamente razonable.

 Habrá que ver, de hecho, si esto provoca algún tipo de repunte en los contagios en Cataluña, cuya responsabilidad habría que imputar, exclusivamente, al empeño del Gobierno español y del PSOE por celebrar las elecciones. Como ya señalaban atinadamente en la publicación satírica El Mundo Today, es una contradicción difícil de asumir que la misma persona que lleva meses diciendo a la gente que hay que quedarse en casa, mantener la distancia social, etcétera, se haya dedicado en las últimas semanas a pedir que la gente salga de su casa y deje de mantener la distancia social para votarle a él en unas elecciones [acceso al artículo completo]


Compartir:

»

Nadie ha dicho nada aún.

Publicar comentario

(imprescindible)

(Imprescindible, pero no la publicamos)

RSS feed for comments on this post. TrackBack URI