- La Página Definitiva - http://www.lapaginadefinitiva.com -

Coces y martillazos

Izquierda Unida es un ejemplo ilustrativo del refrán popular «Dime de qué presumes y te diré de qué careces». En sus treinta años de existencia ha demostrado fervientemente que la unidad no es uno de sus puntos fuertes. IU se constituyó como lugar de encuentro de partidos y organizaciones de izquierda, nucleados entorno al PCE, que se organizaban para ser una alternativa atractiva al PSOE, en busca del anhelado sorpasso. Sin embargo en su ADN está incrustado la conflictividad interna, ya sea porque por su misma estructura permite la existencia de diversos partidos y corrientes dentro de su organización, por las discrepancias sobre el papel central del PCE o porque le falta el mayor aglutinante de los grandes partidos: tener poder que repartir para apaciguar los ánimos de los levantiscos y premiar a los fieles.

Tras el surgimiento de Pablemos [1] en las elecciones europeas, a IU le entró el vértigo, que fue ya pánico tras el resultado de las autonómicas, y se puso en manos de Alberto Garzón, su estrella emergente, que impulsó que IU concurriera incluyendo la marca Ahora en Común-Unidad Popular, tras el fracaso de la confluencia con Pablemos. Pero no parece que sirviera de mucho: en las pasadas elecciones generales, IU perdió el 45 % de los votos para quedarse con dos tristes diputados —luego hay otros dos diputados de marcas de IU en las influencias, pero que no se han querido integrar en el grupo parlamentario de IU—. Afortunadamente para Garzón, uno de los diputados es él y la otra diputada es Sol Sánchez, un fichaje del propio Garzón, que no es de IU [2], y que por lo tanto está desconectada de su organización. Claro que también podía haber sido peor: en las elecciones a la Asamblea de Madrid, IU-CM obtuvo 130 mil votos (4,2 %), mientras que en las generales IU subió a 190 mil votos (5,3 %).

Garzón sigue siendo visto por muchos como la única solución [3]: «Actores políticos como Cayo Lara y otros deben apartarse y no crear más división y confusión más allá de apoyar y reforzar la gestión de Alberto Garzón». Mientras, hay una marejada de fondo de militantes y simpatizantes de IU que critican las actitudes de Garzón, considerándolo casi —o sin casi— un submarino pablemita, aunque no se prodigan cargos importantes de IU que se hayan enfrentado públicamente a él, salvo los defenestrados de la antigua IU de la Comunidad de Madrid, IU-CM, la de los créditos y tarjetas blacks en Caja Madrid.

Precisamente, este fin de semana pasado hemos asistido al ajuste de cuentas de la facción garzonita de IU con IU-CM, creando una nueva organización territorial en Madrid, aún a costa de perder más de la mitad de la militancia (IU-CM eran 4.800 y ahora alrededor de 1.800) de los cuales unos 480 [4] han asistido a la asamblea constituyente, con el documento político aprobado con 250 votos [5]. Para comparar, en la votación presencial donde rechazaron entrar en Ahora Madrid, realizada solo en la ciudad de Madrid, participaron unos 800 afiliados [6].

Pablo Iglesias nunca ha dejado de mostrar su interés por Garzón —no fue casualidad que fuera Garzón el que le diera la alternativa [7] en el ruedo político—, pero sin mochila [8]. Garzón es un claro defensor de las confluencias o unidades populares, pero hasta ahora no se ha resistido [9] a los cantos de sirena pablemitas:

Podemos ha manifestado que lo único que busca de IU es su integración en Podemos, su absorción por Podemos, o el fichaje concreto de determinadas personas, entre ellas yo mismo, para sus listas electorales. Si esas son las condiciones o la posición de Podemos la única respuesta es un contundente ‘no’.

La próxima confrontación será en el XIX Congreso del PCE [10], donde Garzón formará parte de la numerosa delegación andaluza y contará con el apoyo del actual secretario general, José Luis Centella. Y luego, si las elecciones generales no lo impiden, llegará la XI Asamblea de IU [11], donde veremos si hay alguien que se oponga de forma efectiva a la pronosticada marcha triunfal de Garzón con sus garzonitas.

Para la Asamblea se han presentado seis ponencias que tienen que ser refrendadas por los afiliados de IU. En LPD, nos hemos querido sumar al desconcierto de IU y hemos leído detenidamente ojeado por encima los seis documentos. En los seis documentos vamos a encontrar una base común: hay una crisis del capitalismo, con la Europa de los tratados de Maastricht no se llega a ningún lado y quieren un estado plurinacional con derecho a decidir/autodeterminarse. Además, la solución vendrá con los movimientos sociales, con mejor democracia interna y con la mayor participación de los afiliados y simpatizantes. Al final, después de todo no son tan diferentes en sus fundamentos, pero entonces es cuando llegan los detallitos… como quién es el más adecuado para dirigir la organización y cosas así. Vamos a hacer ahora el repaso de los detallitos que más nos han llamado la atención de las ponencias.

 

PONENCIA PUNTO 8 PARA LA XI ASAMBLEA DE IU: EUROPA: DIAGNÓSTICO Y POSICIÓN ANTE EL PROYECTO DE INTEGRACIÓN EUROPEO, Y EN CONCRETO, ANTE EL ACTUAL MODELO DE INTEGRACIÓN DEFINIDO EN LA EUROPA DEL EURO

3 páginas, escrito en Word, sin justificación de párrafos, página de tamaño carta, sin numeración

A este documento le pasa lo mismo que a los que hace el jefe: que está malamente maquetado, que para eso luego están los becarios para que lo pongan bonito. Y en este caso, el documento está firmado por Julio Anguita de la Asamblea local de IU de Ciudad Rodrigo (Salamanca), el alma —errante— de IU.

Este breve documento pide situar a IU contra la Europa y unión monetaria surgida del tratado de Maastricht.

 

POR LA REFUNDACIÓN DE IU EN EL MARCO DE LA UNIDAD POPULAR

27 páginas, escrito en Word, icono mejorable

Este documento fue presentado por IU x La Base, movimiento asambleario andaluz en IU donde antes participaba las CUT. Muy garzonitas, citan unas declaraciones de Julio Anguita tras las elecciones:

Corresponde a Garzón, el activo más importante, con más capacidad y valía –y si puede– la tarea de detener y reinvertir el sentido de un proceso de extinción…

Lo curioso es que luego piden dimisiones tras el fracaso electoral, que no debe de ir con Garzón:

La dimisión es necesaria, imprescindible, después de las elecciones generales si es que se repiten en mayo. El fracaso electoral ha sido el culmen de un proceso lleno de desaciertos y empecinamientos, con muchos compañeros y compañeras excluidos en el camino… y un proyecto en vías de extinción…

Muestran también su adhesión a la ponencia de Julio Anguita.

 

PONENCIA DE IU ALEMANIA PARA LA XI ASAMBLEA FEDERAL DE IZQUIERDA UNIDA

13 páginas, escrito en Word

Me ha parecido indicativo del sentir general de IU el siguiente fragmento de texto:

Nuestros enemigos son:

— El patriarcado pisotea y hasta elimina a la mujer, que intenta encontrarse de igual a igual en la sociedad con el hombre.

— La banca nos desahucia e impone paraísos fiscales, donde no se controlan los movimientos del capital y donde las inversiones que luego mueven grandes negocios especulativos circulan a sus anchas.

— La patronal impone una estructura legal que impone la precariedad.

— Los estamentos del antiguo régimen, que aún sostienen el estado español, la corona, el ejército, los señoritos/caciques y la jerarquía católica atacan y criminalizan todo lo que cuestiona los fundamentos de sus privilegios y el modelo de estado heredado del franquismo.

— El régimen bipartidista al servicio de la banca, la patronal y los estamentos del antiguo régimen criminaliza la legítima protesta, impone un sistema educativo destinado a formar un ejército de mano de obra barata y dócil, destruye los servicios públicos y las garantías de los derechos ciudadanos y crea habitantes de primera, segunda, tercera y hasta cuarta clase.

— La Troika, como entidad institucional establecida para desarrollar e imponer el programa neoliberal en la Unión Europea: por encima de la soberanía de sus pueblos, por encima de la voluntad, la dignidad y aún la misma integridad de sus ciudadanas y ciudadanos. Por encima de la garantía universal de los derechos más

— Los medios de comunicación al servicio de la banca, la patronal y los estamentos del antiguo régimen envenenan la opinión pública, señalan los siguientes objetivos a batir por la clase dominante y crean un ambiente de triunfalismo de la clase explotadora.

Luego el documento hace un especial énfasis a la necesidad de herramientas telemáticas para que los afiliados participen en las decisiones de la organización —claro, siendo IU en Alemania—, llegando incluso a detallarlas:

Para ello, creemos que la organización debe disponer de:

— un foro telemático en el que contribuir, formarse y debatir acerca de las distintas áreas del programa (ej. Plataforma Loomio usada en la campaña de las generales);

— un foro telemático general en el que discutir temas de actualidad política.

No sé si preferirían más un forocoches o un reddit, o si les basta con un menéame.

 

REVOLUCIÓN DEMOCRÁTICA PARA UNA IZQUIERDA GANADORA

30 páginas, escrito en Pages, el procesador de textos de Apple

Es la ponencia presentada por el partido Izquierda Abierta que lidera Gaspar Llamazares, aunque él no se presente a la portavocía de IU. Sin duda IA son los hipsters de IU, los Timón y Pumba que no van a liderar IU pero que bien la pueden acompañar para dar colorido y gracia a la nueva dirección. Si se diera una situación de empate, podrían ser los que inclinaran la balanza, si obtienen las compensaciones adecuadas. Desde el principio ya indican claramente sus intenciones:

Por eso proponemos una Revolución Democrática que rejuvenezca (no generacional sino operativamente), engrose, permita hacer habitable y nos proyecte con fuerza socialmente, a una Izquierda Unida que, si bien es una obra imperfecta, también nos da la posibilidad de combinar, cambiar y transformarla debidamente en aquello que flaquee: no hay sustituto conocido, ni sujeto político organizado de carácter federal, a la izquierda del PSOE y no subsidiario de PODEMOS

Son los que más detallan cómo se debe organizar IU, con el objetivo indubitativo de que no sean planchados como la IA de Pablemos en Vistalegre:

Por eso, aquí y ahora, en la España de 2016, una revolución política en IU es más que nunca una necesidad política y social. Para ello, queremos proponer:

— Adaptar los estatutos para dotarnos de portavocías compartidas y plurales.

— Establecer el sufragio universal para elegir a nuestros co-portavoces en elección diferenciada de la de la dirección, evitando el presidencialismo y sus nocivas consecuencias.

— Usar listas abiertas para crear y generar equipos mestizos y desbloquear las listas preconfiguradas desde los aparatos de partidos o corrientes, además de evitar el pernicioso efecto plancha de listas cerradas al abrigo de personalismos

— Establecer el sistema de votación Dowdall, empleado en las primarias de Ahora Madrid, con correcciones de representatividad positiva, para elegir al 2/3 del CPF.

— Permitir que 1/3 del Consejo Político Federal sea asignado por los territorios para salvaguardar la presencia de pequeñas federaciones o aquellas con menor afiliación.

— Garantizar la independencia del Comité de Garantías asegurando la ecuanimidad, equilibrio y pluralidad y en el que estén presentes juristas del entorno de IU de reconocido prestigio.

Sobre las confluencias, sus mochilas y líderes salvadores, también lo tienen claro:

Llegados a este punto parece evidente que una inmensa mayoría de militancia comparte ideas esenciales para este momento político en nuestro país. Por un lado, la necesidad de IU, el orgullo por un pasado (y su mochila) en el que fue muy difícil defender las ideas de izquierdas como única fuerza a nivel del estado, a contracorriente, enfrentándonos a la voracidad neoliberal y a una gran coalición que apenas dejaba respirar. Por otra parte, conscientes de que la gente entumecida y cansada se ha desmovilizado a la espera de un líder salvador que de momento no tiene visos de aparecer comparte también que este es tiempo de confluencias, de encuentros y de acuerdos, de liderazgos compartidos, que es tiempo de aprovechar la oportunidad para darle la vuelta a la política en nuestro país e inaugurar un nuevo tiempo.

Hakuna-Matata

Finalmente, no falta una puya a los nostálgicos soviéticos:

Por otra parte, la impugnación de las políticas de austeridad y sus consecuencias no se hizo en nombre de ningún grupo en particular: la idea de que había un 99% de perjudicados frente a un 1% de privilegiados por las lógicas extractivas del imperialismo capitalista salvaje y del imperialismo post-soviético de algunos regímenes han construido un nuevo imaginario político.

 

IU, SÍ; CON MÁS FUERZA

29 páginas, escrito en Word, icono mejorable, autor llamado Jose

Llamada también la declaración de Zamora, agrupa a contrarios al proyecto de Alberto Garzón para IU. Precisamente es Zamora donde IU tiene el único alcalde de una capital de provincia, y sin haber ido en ninguna confluencia. Parece que será apoyada por Cayo Lara. Este ponencia es la esperanza de los antigarzonitas, los de la Izquierda Unida y PCE auténticos y verdaderos.

En su ponencia empiezan reivindicando la historia de IU:

Nuestra Asamblea se celebra en el 30 aniversario de la creación de Izquierda Unida.
La historia de estos 30 años debe incorporar un hecho esencial: sin la presencia de IU sería incomprensible la historia política de nuestro país. Hemos sido la fuerza que ha mantenido, con avances y retrocesos, éxitos y errores, la defensa de los intereses de los trabajadores y otros sectores populares, antes del inicio de la crisis y después, frente a las políticas neoliberales y social liberales. Con nosotros fue posible la presencia en el Congreso de las propuestas de los sindicatos de clase y las principales reivindicaciones de los movimientos sociales; una política alternativa coherente en relación a la UE y sus instituciones a través de nuestro trabajo en el GUE y nuestra vinculación con el Partido de la Izquierda Europea (política enfrentada al pacto explicito, unas veces, e implícito otras, entre los conservadores y la socialdemocracia europea y española), y la solidaridad incondicional con la lucha de los pueblos palestino y saharaui, y con los países que intentan construir su futuro al margen de las imposiciones imperialistas y neoliberales. Cuba, en primer lugar. También Venezuela, Ecuador, Bolivia y el resto de los países del ALBA. Finalmente, nuestra lucha por la paz frente al imperialismo, que incluye la oposición a la OTAN y las bases militares en territorio español, y la defensa de una solución pacífica para la guerra de Siria y la situación de Ucrania.

Hay que reconocer que aciertan en la pregunta:

Como se preguntan muchos compañeros y compañeras: ¿por qué no somos atractivos e ilusionantes para mucha gente de izquierda?

La victoria del proletariado es una inevitabilidad histórica

Aunque no sé si están muy acertados en la respuesta, aunque ya se les nota sus principios:

Esta pregunta exige respuesta. Pero esa respuesta no puede construirse desde un lenguaje ambiguo, cuando no manipulado. La introducción del llamado post marxismo en la práctica política viene unido a la utilización de una neo lengua que relata una ideología entendida en el sentido que Marx daba a la ideología burguesa como ocultadora de la realidad, y no como desveladora de la misma.

¿Quién no va a estar en contra de la burocratización, y a favor del sufragio universal, de la participación, de lo nuevo, de la confluencia, de la movilización, etc.?

También se aprecia que no tienen reparo en buscar errores en la estrategia de los demás, pese a que los que están en crisis son ellos:

“Ahora o nunca” o “asaltar los cielos” se han mostrado en muy corto plazo como propuestas idealistas. Hay que organizar y movilizar para conseguir que la crisis de régimen llegue a ser global.

Si no precisamos bien el concepto de régimen, la apreciación de que existe una crisis de régimen (sin mayor matiz) nos puede llevar a un diagnóstico de la situación profundamente equivocado que esterilice nuestra acción política y el logro de nuestros objetivos.

Para hacer una evaluación más ajustada hay que recurrir, de nuevo, al análisis concreto de la realidad concreta y eso implica tener en cuenta los elementos esenciales que pueden caracterizar el régimen constitucional de 1978.

Tampoco podía faltar la crítica al método de reparto de escaños [12]:

La Ley Electoral española generará siempre modelos bipartidistas y por eso, una de las conclusiones del trabajo político de esta Asamblea debe ser la de reforzar la lucha contra esa Ley Electoral, que necesita el correlato de la lucha por la transformación del Congreso de los Diputados para hacer posible una mayor participación. Un Congreso donde candidaturas que han obtenidos el doble de votos que otras no tienen Grupo Parlamentario, mientras lo tienen las menos votadas, constituye una afrenta a la democracia y al sentido común.

La culpa del fracaso electoral, además, fue de Pablemos que no hizo lo que querían:

Los resultados de las elecciones generales han sido malos para IU. Eso no nos fortalece, precisamente, y la falta de grupo parlamentario agrava considerablemente la situación. La nueva dirección deberá sacar conclusiones concretas que impidan la repetición de una situación equivalente. Estuvimos esperando que se produjera una confluencia con Podemos, con una total ausencia de “plan B”, en caso de producirse, como así fue, un portazo por su parte a nuestras múltiples llamadas.

Eso sí, la militancia de IU es estupenda… y más aún si nos avala y vota:

A pesar de esto la campaña realizada ha sido extraordinaria gracias a la militancia, porque en la última recta de la misma hemos puesto en valor nuestra identidad, tanto la de IU como también la de la izquierda.

También se consideran, muy humildemente, que son imprescindibles:

Además, como hemos visto antes, sólo Izquierda Unida mantiene un proyecto estratégico de construcción de Bloque Político y Social. La pregunta a la que se debería responder es: ¿Se puede construir ese proyecto plural y participativo sin IU?

Sinceramente, creemos que no.

Y sí, Alberto Garzón es culpable:

En el último período estos problemas [enfrentamientos internos, dificultades para gestionar la pluralidad interna, calle e institución, federalidad, relación con el PSOE] se han agudizado como consecuencia de:

1.- Una parálisis política de los órganos de dirección, que perdieron su funcionalidad en favor de una concepción propia del partido demócrata estadounidense donde candidato y dirección se confunden.

2.- Las dilaciones en el debate interno para constituir un grupo parlamentario propio que han agotado su posibilidad y creado una situación muy difícil para la visibilidad política parlamentaria de IU y para su autonomía electoral, especialmente si se convocan nuevas elecciones.

 

UNA IU PARA UN NUEVO PAÍS. CONSTRUYENDO UN MOVIMIENTO POLÍTICO Y SOCIAL SOCIALISTA, FEMINISTA Y ECOLOGISTA

33 páginas, escrito en Adobe InDesign CC 2015 (Mac), autor llamado «not who you think»

Este es el documento suscrito por Alberto Garzón y sus garzonitas (hasta 250, empezando por Garzón). Es el documento con la maquetación más cuidada, al estilo de la que usa Pablemos (El documento de Pablemos Un país para la gente [13] fue hecho también con Adobe InDesign CC para Mac, pero con la versión del año 2015).

En este documento, no encuentro mucha crítica al resultado electoral, como si no fuera con ellos. Su diagnóstico del resultado electoral es:

En cuanto a España, el mal resultado del PSOE se ha producido en beneficio de formaciones políticas situadas más a su izquierda, pero este dato positivo no debe hacernos olvidar otro dato particularmente negativo: que, a pesar de venir de una durísima etapa de gobierno gestionada por un partido tan conservador como corrupto, los resultados del 20-D han arrojado un resultado ambiguo y bastante parejo en la divisoria derecha/izquierda tanto en votos como en representación institucional (excepto en el Senado donde, a causa del sistema mayoritario, el peso conservador es muy mayoritario).

Hasta da la impresión de cierta satisfacción, y solo les preocupa de no ser capaces de ser capaces de canalizar la frustración:

Nuestra IU, mil veces enterrada por los grandes grupos mediáticos y atacada desde muy diversos ángulos, se ha acreditado como una fuerza sólida y que descansa sobre tres grandes pilares: su bagaje ideológico, su estructura organizativa y el trabajo de su militancia. Al mismo tiempo, IU ha dado muestras en repetidas ocasiones de una extraordinaria lucidez a la hora de analizar la realidad. Supimos hacerlo hace décadas con el modelo de construcción europea que otros vendían como el mejor de los mundos y lo hemos hecho más recientemente, con la crisis social, los efectos de las políticas de recortes, el desgaste del bipartidismo y la crisis política e institucional… Sin embargo, no hemos sido capaces de canalizar de manera satisfactoria la frustración social creciente.

Alberto Garzón llevando su ponencia a la Asamblea de IU

Que Pablemos les haya robado su queso tampoco es problema:

Que surgiera otro partido al socaire de esta incapacidad y nos arrebatara un tercio de nuestro electorado es lo de menos: la gran pregunta que nos debemos hacer es si, a partir de ahora, vamos a tener el coraje político e intelectual para superar nuestras limitaciones y conseguir los objetivos estratégicos que llevamos defendiendo desde hace treinta años.

IU debe transformarse, eso sí es lo importante:

Izquierda Unida de constituirnos como movimiento político y social. Izquierda Unida se fundó como organización que recogía lo mejor del movimiento obrero y lo mejor de los nuevos y nacientes movimientos sociales, y sin duda en ese mestizaje virtuoso se ha producido un éxito notable. Sin embargo, en la I Asamblea de Izquierda Unida, en 1989, se explicitó que nuestra organización tenía que renunciar a ser un partido político tradicional, es decir, que no hiciera de lo electoral su razón de ser.

Lo de preparar elecciones y sacar buenos resultados, definitivamente, no va con ellos:

Desgraciadamente ese ha sido un objetivo no cumplido. IU se ha convertido cada vez más en una maquinaria electoral que ha dedicado su actividad política y la mayoría de sus recursos y estructuras a los hitos electorales. Así, se ha ido produciendo una conexión insuficiente entre los conflictos sociales y el ser de la organización. Siempre ha existido una conexión entre IU y los conflictos laborales, gracias a un nítido compromiso político, pero esa relación ha sido más pasiva que activa. IU asistía e incluso participaba en el conflicto pero no era ni vertebraba el conflicto.

Al mismo tiempo, las estructuras de la organización se han burocratizado como en cualquier partido político clásico. Eso ha convertido IU en una organización lenta, burocrática e inmovilista en su proclamada refundación, no cumpliendo los compromisos adquiridos con la militancia en sucesivas asambleas.

Un último apunte para reseñar qué consideran como federalidad bien entendida para que no salgan federados ranas como los de IU-CM o hagan consultas a los afiliados:

Es imprescindible la correcta aplicación del principio de federalidad, entendiendo que las decisiones estratégicas son compartidas y elaboradas por todas y la aplicación de la política aprobada se adaptará a cada realidad territorial pero sin que contravenga lo aprobado o genere desigualdades entre territorios. A pesar que los estatutos regulan bien el principio de federalidad haciendo compatibles las competencias de las federaciones con las federales para garantizar la necesaria coherencia y unidad de acción, sin embargo la realidad, muchas veces nos ha llevado a incumplir en la práctica lo establecido. Este ha sido un déficit de los órganos de dirección federales que no debemos permitir que siga produciéndose. Estableceremos mecanismos de control sobre los mismos por parte de la militancia u otros órganos para que siempre se asegure su cumplimiento. Por parte de las federaciones ocurre lo mismo y estas se excusan en sus estatutos, su rango (personalidad jurídica propia) o consultas a su afiliación para justificar decisiones que rompen el pacto federal por lo que es necesario también, revisar los protocolos, estatutos de federación y mecanismos de intervención que garanticen estos cumplimientos más allá de la necesaria corresponsabilidad consciente y consecuente de todas las partes con el proyecto federal.

 

Así que tras este repaso de las ponencias presentadas, la próxima Asamblea de IU se presenta entretenida, donde IU se juega un poco su futuro. Apostar por Garzón y su capacidad de conseguir la anhelada confluencia con Pablemos tiene el riesgo de volver a repetir el fracaso del anterior intento de confluencia y el resultado electoral paupérrimo, salvo si los tozudos electores por fin hacen caso a Metroscopia [14]. Pero, ¿tiene futuro IU sin Alberto Garzón? Difícilmente mejorarían resultados y quedarse sin diputados en el Congreso en una legislatura puede ser fatal para IU, aunque es cierto que si hay una organización que ha mostrado capacidad de aguante ha sido el PCE. Pero también eran otros tiempos cuando no existía otra alternativa a la izquierda del PSOE.