Municipios (1): Oza-Cesuras

España no es solo las capitales

El próximo 24 de mayo hay elecciones autonómicas y municipales en toda España. LPD, como ya es tradición, ha hecho un amplio seguimiento de todas las autonomías y de las principales ciudades. Pero este análisis deja fuera, injustamente, a los miles de pequeños municipios que también celebran la fiesta de la democracia. Esto también es una tradición de LPD, y es hora de corregirla. La España Rural también es España (y a juzgar por Oza-Cesuras, son más España que nadie). Por eso, hoy elegimos a un municipio para que nos acerque esa realidad político-social que luego –siempre que no haya escándalos sexuales jugosos- ignoraremos el resto de la legislatura.

 

¿Por qué Oza-Cesuras?

Ahora bien, ¿cuáles son las razones para elegir a la bella villa de Oza-Cesuras como paradigma de la Otra España? Pues son unas cuantas. En primer lugar, porque se trata de un municipio totalmente nuevo, que no existía en 2011, y por lo tanto son las primeras elecciones municipales de su historia. ¿Qué mejor forma de darles la bienvenida?

En segundo lugar, por demografía y situación geográfica, es más complicado que un oza-cesurense se plante en mi casa a vengar la posible afrenta a su terruño. Créanlo o no, es una razón de peso.

En tercer lugar, y entroncando con las más ancestrales tradiciones del periodismo español y de LPD, porque ignoro casi todo acerca de este municipio (y ustedes seguramente también, lo que me salva de críticas). Es más: Galicia es, junto a Melilla, la única autonomía de España que jamás hollaron mis pies (pero Melilla fue administrativamente parte de Málaga hasta 1995, y no puedo descartar que no haya pasado de niño por la provincia, lo que comprometería la pureza de mi ignorancia). Esta crónica estará redactada, pues, exclusivamente con búsquedas por Internet, pero a diferencia del periodismo de calidad, a usted le saldrá gratis.

 

Situación aproximada de Oza-Cesuras. ¿Necesitan saber más? ¡Vayan a Google Maps!

Situación aproximada de Oza-Cesuras. ¿Necesitan saber más? ¡Vayan a Google Maps!

 

En cuarto lugar, Galicia no celebra elecciones autonómicas, de modo que estas son unas elecciones municipales puras, sin contaminación por parte de esas moderneces que son las autonomías, que la mayoría de oza-cesuranos, por edad, inclinación, y filiación política, probablemente vean como perniciosas y prescindibles.

En quinto lugar, Oza-Cesuras está al lado de Ferrol, villa natal del Invicto Caudillo, lo que nos conecta con las esencias de la patria. Además, no podemos descartar que Francisco Paulino Hermenegildo Teódulo Franco Bahamonde desarrollara su aversión a los judeo-masones tras sufrir con 15 añitos el rechazo de una moza judeo-masónica en las fiestas del pueblo de Oza-Cesuras. ¡Oza-Cesuras, clave de bóveda del siglo XX español!

En sexto lugar, en Oza-Cesuras sigue viva la España del bipartidismo. No hay un “Ganemos Oza”, ni un “Círculo Meigas dos Ríos” de Podemos, ni un “Somos Cesuras”. Ni falta que hace: toda esa oferta de partidos no hace más que añadir complejidad y crear confusión. El pluralismo bien entendido: con tres candidatos –uno para ganar, otro para hacer como que compite, y un tercero para dar colorido- vamos que chutamos. Los papeles respectivos los ocupan PP, BNG y PSdG. Lo cual a mí como cronista me alivia mucho el trabajo.

En séptimo lugar, aquí no hay zarandajas programáticas que solo sirven para liar a los españoles de bien. De hecho, ni siquiera hay programas (o igual si los hay, pero clavados con hierros a la puerta del ayuntamiento, porque en Internet no están). Todo lo que el votante necesita saber está escrito en el rostro de los candidatos.

Finalmente, los políticos locales no son cuneros, ni rebotados de la política autonómica, ni jóvenes ambiciosos que buscan un trampolín, ni famosetes venidos a menos que utilizan su fama para medrar, como este caso que nos llega (vía popota): un viejo conocido de LPD, Carlos el Yoyah, (un impresentable al que criticaríamos mucho para luego votarle en secreto solo por la diversión que nos traería; el día que nos reclame pago de royalties por usar la palabra “yoyah” nos cierran la web) se presenta a alcalde en Vilanova del Camí. No, en Oza-Cesuras los candidatos son del pueblo de toda la vida y no dejarán plantado al pueblo para irse a los pocos meses (si Dios y la Fiscalía lo permiten, claro).

 

Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local

Pero antes de meternos en los intríngulis de la política oza-cesurense, volvamos por un momento al año 2012. Vencido y derrotado el PSOE de ZP, las huestes populares cuentan con la mayoría absoluta más grande en 30 años y el mandato de “arreglar el país”. Y una de las vías de dicho arreglo, según muchos de sus voceros mediáticos, algunas voces internas y otros actores políticos, era una profunda reforma de la administración, especialmente de los municipios, porque ya se sabe, “en España hay 8112 municipios y eso son demasiados”. Simplemente había que fusionar ayuntamientos hasta que solo quedaran 1800, inspirar un poco de confianza, ¡y el déficit se iría mágicamente! Solo que eso no pasó (lo del déficit, decimos; lo de fusionar tampoco). Pero eso era previsible para cualquiera con dos dedos de frente: lo cierto es que en los ayuntamientos pequeños los concejales no cobran (y en los muy pequeños ni los alcaldes) y el mayor gasto que hay es poner una farola cada 20 años o que Telefónica mantenga una cabina telefónica en la plaza. Si algún alcalde mete la mano en la caja, eso en el pueblo se nota en seguida. Y el alcalde nota que lo notan en cuanto sus olivos/manzanos/marranos se empiezan a morir misteriosamente.

Como Rajoy tampoco es tonto y sabe quién le ha votado y quién le seguirá votando, la megafusión de ayuntamientos se quedó en reformita, con una Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local (LRSAL) en 2013 que deja las fusiones como una opción solamente. Transfiriendo, eso sí, funciones y atribuciones de los municipios más pequeños (pero con sus alcaldes elegidos democráticamente) a las Diputaciones (cuyos integrantes no solo no son elegidos en las urnas… sino que además suelen ser los candidatos a alcalde rechazados en las urnas, y a los que el partido busca un acomodo), todo ello en base a un vago “coste estándar” que ya intuimos será un cachondeo cuyo único propósito es centralizar en las Diputaciones el mangoneo disperso de los pueblos. La verdad, si la causa de la reforma era la “inasumible deuda municipal y el despilfarro”, podrían haber usado un criterio mucho más simple, claro, directo y efectivo para decidir qué ayuntamientos intervenir: la deuda de cada municipio, ya sea total o per cápita. Solo que entonces pasan cosas que no salen en los manuales de FAES. Como que la mitad de la deuda (y del despilfarro, suponemos) está en las capitales de provincia. Un tercio, en las seis mayores (Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, Málaga y Zaragoza, con el 16%de la población). Y uno de cada seis euros lo debe un solo ayuntamiento, 6000 millones del ala. Acumulados, en su mayoría (5000 millones, sobre un total de 38.363 millones de deuda de las Corporaciones Locales… y eso incluye también diputaciones y cabildos insulares), por un único alcalde. En apenas 5 años (2003-2008). En tiempos de bonanza económica. Tras heredar un consistorio saneado de un compañero de partido. Y dicho alcalde no solo no está en la cárcel o en el vil arroyo tras recibir una merecida patada de los militantes de su partido, sino que se le premió sentándole durante tres años en el mismo Consejo de Ministros desde donde se regañaba a los municipios pequeños por ser despilfarradores. Con eso ya saben ustedes todo lo que hay que saber de la Ley de Racionalización y Sostenibilidad de la Administración Local.

 

‘Borgen’ a la española

Confieso que mientras preparaba esta crónica y leía cosas acerca de aquellos gloriosos días de 2012 en que solo el cielo azul plagado de gaviotas era el límite, me asaltaban ganas de verlo todo convertido en miniserie de televisión. Una mezcla entre Borgen y The Wire. Una serie que arranque en un despacho noble en algún ministerio capitalino, Peláez venga acá, vengo de ver al ministro -¡al ministro!- en persona, que quiere impulsar lo de la fusión de municipios, hay que empezar a crear una media story, crear un efecto arrastre como me contaron en el master que hice en Niu Iork, búsqueme dos pueblos aptos para fusionar, tipo la España limpia, humilde y trabajadora que tanto le gusta al presidente, que queden bien en los medios, dígales que habrá subvenciones, ya he apalabrado un par de entrevistas y reportajes con la prensa amiga, si la cosa sale bien puede que salgamos en el Informe Semanal, manos a la obra, y recuerde –recuerde esto, Peláez-, esto puede ser el comienzo de algo grande: el copo de nieve que inició la avalancha del cambio y racionalización de los municipios.

 

¿Alguien dijo “subvención”?

¿Alguien dijo “subvención”?

 

Peláez, que ya estaba repasando mentalmente la lista de gente que le debe favores, pasa a repasar mentalmente –en cuanto cae la palabra “subvenciones”- la lista de personas a las que él debe un favor. Contacta con su primo, asesor de un barón autonómico, para que convenza a su jefe, este se entusiasma ante la idea de poder ganar puntos ante el presidente, y sin pensarlo mucho decide mover los hilos para fusionar lo antes posible dos ayuntamientos con alcaldes débiles a los que se puede presionar. En los ayuntamientos, mientras tanto, las rencillas familiares, los trapos sucios y la inminente bancarrota municipal se esconden temporalmente bajo la alfombra para poder trincar los dineros que traen esos señoritos de la capital. Todo subrayado con largos planos silenciosos de vacas pastando ante herrumbrosos y podridos carteles del Plan E, indiferentes al trajín que se traen los humanos.

 

Regeneración en estado puro

Pero dejemos la fantasía y volvamos a Oza-Cesuras. Empecemos por su mito fundacional, pues la creación de este pueblo es un hito pionero en la nueva España que nos trae la Regeneración: el primer municipio surgido de la fusión de dos ayuntamientos, Cesuras y Oza dos Ríos, para, ya saben, “racionalizar la gestión local y ahorrar costes”. Con tanto entusiasmo acometieron los ocenses y los cesuranos la fusión, que dicha fusión –impuesta en solitario por el PP, sin mayoría de dos tercios, y por supuesto sin hacer referéndum- está recurrida. Pecatta minuta, fruto sin duda de su imparable ansia de ser pioneros. Aunque dado que además se adelantaron en unos meses a la LRSAL, la gestora presidida por el PP se ha quedado fuera de las subvenciones que dicha ley concede a las fusiones, lo que le ha costado al pueblo unos 80.000 euros. Eso sería suficiente para pagar el sueldo autoasignado del gestor y que encima sobrara para poner unas cuantas farolas. Lo que faltaba: te empeñas en ser el primero en hacer los deberes, ¡y te penalizan!

 

El alcalde-gestor, por su pueblo, se hace perroflauta.

El alcalde-gestor, por su pueblo, se hace perroflauta.

 

¿Y qué tal la racionalización? ¿Se ha ahorrado algo? Pues el primer presupuesto conjunto llegaba a 4.300.000 euros, unos 900.000 más que ambos por separados. Resulta que se mantienen ambas casas consistoriales y dos ediles por concejalía. ¿Y los servicios? Pues Google no me lo deja muy claro, pero según este artículo, la guardería ya estaba mancomunada antes de la fusión, y suponemos que el centro de mayores, las basuras y todo lo demás también puede mancomunarse sin demasiados problemas. Los ingresos adicionales que la fusión pone a disposición de Oza-Cesuras no surgen de la racionalización… sino de las subvenciones, exenciones, y en general otras cosillas que, a bote pronto, uno pensaría que no hacen falta porque una racionalización debería liberar recursos de por sí, ¿no? Algo que ni la prensa afín logra maquillar, que prefiere hablar de ahorro en “coste político” (según la gestora, 25.000 euros al año, lo que viene a ser el 0.58% del presupuesto). En otra entrevista de peloteo, el propio alcalde-gestor confiesa que el mayor ahorro vino de despedir a una educadora familiar y a un técnico de empleo, es decir, de reducir servicios. Uno echa en falta que el entrevistador preguntara que si al final sobraban solo dos empelados, por qué no mancomunaron sus funciones en vez de montar todo este lio. Y encima, al tener el nuevo pueblo más de 5000 habitantes (concretamente 5275), la fusión va a obligarle a tener ciertos servicios propios, como Policía Municipal. Va a ser que lo de fusionarse es pan para hoy y hambre para mañana.

Como no podía ser menos, el nuevo ayuntamiento, con apenas dos añitos de vida, ya tiene sus escandalillos de nada: una adjudicación con sobrecostes (y en beneficio del vocal de la gestora). De antes de la fusión, tenemos al último alcalde de Cesuras, Julián Lucas, condenado a un año de cárcel por estafa y que ocultó su condena “para no poner en peligro la fusión”, aprobada mes y medio después de la sentencia, que en teoría le inhabilitaba. Oza dos Ríos iguala y sube: también tiene un alcalde condenado, Jose Ramón Peón Pérez, en este caso por no ejecutar una sentencia de derribo, aunque el hombre siguió de concejal, ha encontrado además acomodo en la Diputación de A Coruña como asesor, y en todo caso el nuevo alcalde-gestor, Pablo González Cacheiro, es su yerno. Todo queda en casa. Julián Lucas, por su parte, sucedió como alcalde de Cesuras a José Ferreiro Pardiñas, regidor desde 1979 hasta su fallecimiento en 2008 a pie de cañón. 29 años que le dieron para militar en tres partidos (UCD hasta 1983, CDS 1983-1991, PPdG desde entonces) sin dejar de ser alcalde un solo día. Pura historia de España.

 

Candidato: Pablo González Cacheiro

Ex alcalde de Oza dos Ríos, yerno del alcalde anterior, y nombrado a dedo presidente de la gestora por la Xunta cuando se disolvieron los consistorios. Este hombre, tras la fusión, se bajó el sueldo un 50%, hasta 1100 euros, para “poder continuar mirando a la cara a los empleados municipales a los que fue imposible renovar su contrato laboral con el fin de evitar duplicidad de funciones en el nuevo Ayuntamiento”. Suponemos que dichos empleados se morirían de asco o emigrarían como buenos gallegos, ya que González -libre del peligro de tener que verles las caras- prontamente se subió el sueldo a 2800 al mes (netos, 14 pagas), aduciendo que su trabajo y “productividad” lo valían. Como la cosa cantaba incluso para los estándares del fascinante mundo de las diputaciones gallegas (fíjense que ni siquiera la proverbial paciencia de Mariano Rajoy le permitió aguantar más de tres años como presidente de la de Pontevedra), finalmente se lo bajó a 2300, lo mismo que cobraba como alcalde de Oza. Puntos a su favor: ya fue alcalde, nunca estuvo imputado, y hoygan ¡que es el candidato del PP! ¿Hace falta decir más?

¿Y los otros candidatos? Pues mire, ni lo sabemos ni nos importan. Como ya dijimos, aquí no hay moderneces ni nada que se le parezca. A la vista de los resultados de las últimas municipales, no puede caber duda de que Pablo González será el primer alcalde electo de Oza-Cesuras. ¿Las condenas de su suegro? Quiten, quiten, ¡si el hombre se desvivía por el bien del pueblo!

 

Resultados de 2011 en Cesuras y Oza dos Ríos.

Resultados de 2011 en Cesuras y Oza dos Ríos.

 

En estos benditos rincones de la España profunda es donde se asienta la fuerza del PP: incólume e irreductible (al menos por enemigo mortal, otra cosa es el paso del tiempo), las legislaturas pasan pero el PP permanece. Ni siquiera las Elecciones Europeas, las primeras como consistorio unido y propicias para un voto de castigo, han significado un varapalo en Oza-Cesuras: el PP ha mantenido el umbral de la mayoría absoluta (si bien por muy poquito: 50.43%).

 

Resultados de las Europeas de 2014 en Oza-Cesuras.

Resultados de las Europeas de 2014 en Oza-Cesuras.

 

Fusión Fría en Galicia

En cuanto a los efectos a largo plazo y el efecto arrastre, parece que van a ser más bien pocos. El presidente de la Xunta, Feijó, que le dedicó elogios a la fusión, parece que no ha vuelto a invocarla. Rajoy ni siquiera ha llegado a mencionarla como ejemplo a seguir en algún Debate sobre el Estado de la Nación, suponemos que aconsejado por sus asesores, que deben haber justificado su sueldo realizando las mismas búsquedas en Google que nosotros. En Galicia ya hablan de su pasotismo como “traición”. Lo cierto es que la progresiva conversión del Partido Popular en algo mitad asociación de agricultores, mitad lobby del jubilado y del pensionista, hace poco aconsejable reducir el único poder territorial claro que van a mantener sin necesidad de pactos. En cuanto a los demás, Podemos pasa del tema porque no le interesa y el PSOE tiene sus propios Oza-Cesuras que mantener. La antorcha de la fusión la lleva ahora el nuevo centro liberal/urbano/lo-que-sea de Ciudadanos, que no se juega nada en los miles de ayuntamientos pequeños de España, pero que sabe que puede puntuar en las ciudades mostrando la voluntad de “no arrugarse ante el desafío de reducir cargos políticos” que el PP prometió en 2011 y luego no cumplió.

¿Todos los pueblos de España se parecen a Oza-Cesuras? Lo pondremos así: si a algo se parece Oza-Cesuras es a las grandes ciudades. Con la diferencia de que Rita Barberá o Ana Botella no tienen un olivar que los ciudadanos indignados puedan visitar de noche acompañados de una carretilla de productos químicos. En realidad, robar a gente que te conoce de toda la vida es más difícil, y se da poco. Y deuda también hay poca porque, ¿qué banco prestaría a un pueblo de 200 habitantes que a lo mejor desaparece en 10 años? Dejemos tranquila a la España rural, que no hace daño a nadie. Porque lo cierto es que está condenada a desaparecer. Lo más que puede hacer el PP como su valedero es administrar la extremaunción y darle una muerte digna. 30 años llevan ya matándola desde Bruselas, y a lo poco que sobrevivió a la PAC le ha venido a dar la puntilla un modelo de desarrollo basado en meter recursos y población en las grandes ciudades, creando páramos despoblados sin paragón en Europa Occidental. Los pueblos de costa han podido dedicarse al turismo, algunos sobreviven como pueblos-dormitorio cerca de grandes ciudades, otros se reinventan como pueblos con encanto y casas rurales, y alguno ha encontrado petróleo en forma de alguna commodity rara. Pero son excepciones. La gran mayoría, especialmente en el interior, no aguantarán: el 11% de los municipios de España están en tres provincias: Zamora, Burgos y Salamanca. 2248 municipios tiene Castilla y León (2,5 millones de habitantes). En muchos no ha nacido un niño desde hace medio siglo. Puede que para el año 2100, la mitad de los municipios se hayan ido. No por el afán de nuestros regeneradores, sino por la acción biológica del tiempo. Los demás habrán alcanzado un equilibrio, suponemos, entre la decadencia del campo y las ventajas que ofrece.

Todo esto no es inevitable ni nada similar: son decisiones y prioridades políticas. Uno solo tiene que visitar el Pirineo aragonés y luego pasar al lado francés. Allí: pueblos pequeños pero vivos, con su oficina de correos, su colegio y sus servicios públicos. Aquí: casas abandonadas en pueblos que murieron cuando el estado cerró la escuela, urbanizaciones de chalets clónicos vacíos el 95% del año, y ese Benidorm en la montaña en que se está convirtiendo Jaca. Pero no hay conciencia de eso a la hora de votar, ni pensamiento en nada que vaya más allá de un par de años. Para el votante rural, a menudo, “política” es que el cacique te coloque al hijo en el ayuntamiento, y “alta política” que te lo coloquen en la Diputación. Un programa de revitalización del mundo rural les tiene que parecer el Tratado de Reducción de Armas Estratégicas. En su versión rusa. Y la circunscripción provincial ha evitado que el mundo rural se una alrededor de un partido Agrario o similar. Tirarán para el PP porque es lo más parecido, y porque ese partido se ha especializado en garantizarles a sus votantes que las cosas seguirán más o menos igual unos añitos más. Eso es todo lo que piden. Y si alguna vez no les votan, siempre pueden fichar directamente a los alcaldes, como con Ferreiro Pardiñas. Aquí un caso aún más extremo: una alcaldesa del Partido Andalucista que este 24M rendirá la “Meca del Anarquismo” a las fuerzas del orden y se presenta por el PP porque es la única manera de que la Diputación le suelte algún duro. Bendita sea. En serio. Benditos todos los que se manchan las manos, las caras y todos los rincones del alma a cambio de un área de recreo para la tercera edad. Benditos los que se humillan hasta límites que en el Japón medieval exigían seppuku, solo para que les aumenten la cuota del agua. Benditos los que venden su alma solo para que la Diputación se digne a soltarles cuatro migajas a sus pueblos. Y benditos los que se prostituyen para que les asfalten la carretera y Correos mantenga un buzón que vacían una vez por semana. Porque lo hacen por sus vecinos, por su gente, por sus pueblos. Por amor. Por alargar un poquito más la agonía de una forma de vida condenada. Son los héroes y mártires del mundo rural. De lo mejor que hay en este país. Cuando ellos dejen de surgir, será cuando muera la España rural: con un inaudible suspiro. Fue entrañable mientras duró.

(Si no es mucho pedir a los productores, junto a la miniserie política también me molaría una de ciencia ficción, ambientada en la España del año 2115: las ciudades habitadas por huestes de pijos votantes del Opus -únicos que se podrán permitir pagar el precio de un piso urbano-, mientras los pueblos han sido colonizados por los expulsados de las grandes urbes: municipios colectivizados por obreros, comunas homosexuales, repoblaciones con inmigrantes latinoamericanos y magrebíes, y jubilados holandeses comprando pueblos enteros y celebrando misas protestantes en iglesias católicas que durante siglos rezaron por la victoria de los Tercios de Flandes. Oza-Cesuras, capital del Orgullo Gay 2115, mientras en las plazas de Chueca ancianos con la boina atornillada celebran las Cruces de Mayo. España como conflicto que nunca acaba. Que clonen a Berlanga y empiecen a rodar ya.)


Compartir:

  1. Comentario de Judge Dredd (14/05/2015 09:48):

    Lo he dicho varias veces, puedo hacerme pesado, pero es necesario decirlo una vez más: es usted un JRANDE!.

    Le matizo, no obstante, un par de afirmaciones a partir de mi experiencia en municipios no muy distintos de Oza-Cesuras, aunque sí de Oza dos Rios y Cesuras por separado.

    Alta política sería manejar para colocar a un pariente en el ayuntamiento, teniendo en cuenta que poca capacidad de contratación tienen los municipios. En el caso que nos ocupa, el noroeste peninsular, tiene bastante miga la contratación de efectivos para las capañas contra incendios. Colocar a un pariente en la diputación es ya más una cosa de geoestrategia. Un Juego de Tronos con Kissinger por medio. Política, simplemente, es maniobrar para que coloquen una farola delante de la puerta de tu casa. O a dos metros. Y el hecho de colocarla o no puede hacer cambiar lealtades.

    Respecto a las humillaciones y la vocación de servicio de los que trabajan por su pueblo, no puedo más que darle la razón. Yo he visto apoyos sin fisuras y a todo el pleno municipal votar de forma unánime una componenda para vestir una marquesina miserable de menos de 6000 euros, en la que los cuatro taxistas del pueblo puedan resguardarse de la lluvia cuando están en la parada, como un proyecto de inversión irrenunciable y ligado a fondos europeos con tal de trincar la pasta de la diputación y poder construirla.

    A todo esto, no descarte que la mano de algún oza-cesurense llegue hasta su cuello. Los descendientes de los suevos destacan por portar un resentimiento notable en su interior.

  2. Comentario de Andrés Boix Palop (14/05/2015 10:38):

    No estoy nada de acuerdo, Carlos, con una afirmación que deslizas en tu texto, cuando señalas que con lo que te has documentado por Internet ya igualas a la prensa seria y que, además, y más o menos, eso mismo será lo que hayan consultado en Moncloa para desaconsejar a Rajoy que saque este ejemplo a pasear. Porque vamos, que ni de coña. El grado de conocimiento que has alcanzado sobre la genealogía del poder local o el tipo de investigación presupuestaria que has realizado, aunque sea a golpe de enlace, está muy alejado de los cánones al uso.

    De hecho, y viene bien para ejemplificarlo, El País hizo ayer un amplio reportaje sobre fusiones de municipios y por supuesto mencionaron Orza-Cesuras, pero de pasada, y aun mencionando el fiasco del tema del ahorro, lo hace con menos detalle que tú y no va más allá:

    http://politica.elpais.com/politica/2015/05/06/actualidad/1430922820_262841.html

    El artículo de El País, de hecho, es muy revelador de lo que es Españaza y de cómo son las opiniones de la mayoría de expertos y académicos (entre las que quizás, me temo, se encuentre la mía que amablemente enlazas en el texto): nos la cogemos con papel de fumar, abundamos en tópicos, vivimos desconectados de la realidad y tenemos una enorme incapacidad para alejarnos del carril marcado por los poderes públicos y quienes mandan. De hecho, toda la neo-Letiziada de origen académico es hasta divertida en su pureza genuflexa: con más o menos gracia, con más o menos datos y gráficas, con más o menos lecturas, con mejor o peor castellano… todo se resume siempre en lo mismo, en dar la razón al poder y señalar que, salvo tres o cuatro apuntes críticos que demuestran que sabemos más que ellos porque somos expertos y que si cuentan con nosotros y nos pagan mejor, todo está sustancialmente bien y la orientación general de la acción pública es correcta. Esto de la fusión de municipios, de hecho, es un ejemplo paradigmático. Todos, pero todos, a favor de que hay que “reducir municipios”. Sin analizar qué es un municipio, qué hace, qué funciones y qué cuesta. Sin entender muchas de las cosas obvias que explicas. Y sin tener ni puta idea, más allá de lo que leen (leemos) en cuatro libros que resumen apresuradamente experiencias comparadas, de lo que pasa fuera. Porque, por poner solo un ejemplo, ¿hay muchas diferencias entre tener municipios pequeñitos que hacen lo que hacen y poco más y que luego mancomunan cosas como aquí, más una Dipu, para bien o para mal, y fusionarlos o tenerlos más grandes pero luego tener juntas de distrito, concejos representativos de ámbito inferior y demás?

  3. Comentario de JoJo (14/05/2015 10:40):

    Además de dar la enhorabuena al autor, me gustaría hecerle una pregunta: ¿de dónde ha sacado la inspiración, idea, iluminación o lo que sea para escribir este artículo? ¿Cómo conoció este pueblo y su historia? Gracias de antemano.

    Aparte de esto, el autor no lo llama por su nombre pero el monstruo de la deuda desorbitada es Gallardón, un tío que por muchos era considerado el mirlo blanco de la política cuando, en realidad, era más bien el caballo de Atila. El ayuntamiento de Madrid alcanza un deuda que es superior a la de las otras cinco ciudades grandes juntas. Los desmanes del ex-alcalde Gallardón iban de lo más grande (sus obras y eventos faraónicos) a lo más pequeño (tenía un mayordomo personal que cobraba 3.000 euros al mes, pagado por el ayuntamiento, que le traía el periódico y el café todos los días y que sólo le atendía a él).

    Por otro lado, agradezco la mención a Jaca. Mi familia política es de Sabiñánigo, el pueblo feo pero industrial de al lado. Ahora en Jaca ya no quedan más que temporeros del ski, empresarios de hostelería y militares (y, de estos, cada vez menos) así que si los jaqueses necesitan algo, desde tiendas de ropa hasta escuelas de música o de idiomas para los críos, tienen que ir a Sabi.

  4. Comentario de Latro (14/05/2015 11:15):

    A mi lo unico que me jode de este artículo es que podias haberlo hecho sobre A Estrada, que vale, no se fusiona ni nada ni es tan pequeña, pero al menos me enteraba de por quien se supone que tengo que recorreo 300 Km para ir a votar a la aldea.

    Saliendo de lo personal, si el resto de la España rural es como la gallega, esta muerta, si, pero igual que muchos de mis venerables compatriotas – tu sabes que Manolo, con 90 años, la va a palmar, pero capaz te sorprende y la palma a los 110. Evidentemente el asunto esta tocado de muerte: cuando yo era crio la aldea era un hervidero de actividad, cada cual produciendo algo, aunque fuera poco, y vendiendolo. Hoy, ya casi nadie tiene vacas, cerdos hay pero menos, vender pinos y todo eso casi ni sale a cuenta… con lo que la aldea y su producción económica se resume en “Fulano jubilado estira su pensión porque los huevos y el vino se lo hace en casa”.

    O sea, igual que antes, pero a mucho menos, porque antes era subsistencia + ganancia, ahora es subsistencia y “vendi unas pocas judias y con eso pago mitad del gasoil de la calefacción” y poco mas.

    Pero claro, eso tiene sus horas contadas, tambien. Porque no es lo mismo un jubilado con 68 que un jubilado con 98 (¿porque cree usted que no hay vacas ya? No es tanto porque no se venda la leche, que tambien – es que pongase usted a lidiar con una vaca a los 80 o 90 años). Esa generación de jubilados esta ya entrando en la dependencia absoluta.

    Y no hay reemplazo. Normalmente siempre lo habia, alguien se quedaba en la aldea con los padres, pero ahora, ni de coña. Te puedes quedar en la aldea, si… para conducir todos los dias a donde tengas trabajo. Si lo tienes.

    Asi que de aqui a unos N años la imagen será de aldeas-dormitorio donde no se produce nada, de nada, de absolutamente nada, y a ver donde aparcamos a todos estos abuelos.

  5. Comentario de Latro (14/05/2015 11:20):

    Por cierto, despreocupese, su seguridad esta mas que garantizada.

    Lo único que puede mover a un gallego a asesinar a alguien es mover los marcos de una leira, y usted eso no lo ha hecho. Aparte de eso nos pueden llamar gilipollas a la cara que nos da igual, o hasta le daremos la razón, aunque nos caguemos en usted luego en casa.

  6. Comentario de Latro (14/05/2015 11:21):

    (Y todo eso es hipotético, eh, no estoy diciendo que su articulo lo haga)

  7. Comentario de Judge Dredd (14/05/2015 11:34):

    Latro, confirmo todo lo dicho por usted. A mí me pilla un poco más arriba, pero es tal cual.
    Vaya a la oficina de patentes y registros y solicite la autoría del término “aldeas-dormitorio” porqué tiene visos de llegar lejos.
    Apunten también como futuro nicho de actividad económica la compra-venta de casas de piedra, de las de toda la vida, por parte de potentados que huyen desde la capital que toque para poder instalarse en una casa “como las de toda la vida”. No sé si dará para burbuja, y mucho me temo que igual ya ha explotado, pero los precios que se han llegado a pagar por cuatro paredes de piedra que antes no se querían ni regaladas da para estudio. A ver si los del BBVA se ponen a ello.

    Por otra parte, piense que el Sr. Jenal puede estar moviendo los marcos, aunque sea mentales. Eso, llegado el caso, puede dar lugar a que a “gadaña” e “a fouce” salgan a pasear.

  8. Comentario de JoJo (14/05/2015 12:51):

    #7 ¿comprar casas de piedra? ¡Qué inocente es usted! Para qué comprarlas si se pueden saquear. Un ex-presidente de la Diputación de Huesca y ex-senador por el PP se hizo una casa de estilo pirenaico con piedra “recogida” de casas y huertas abandonadas. Aunque esas casas estuvieran semiderruidas e inhabitadas, algún dueño tendrían. Pero ¿para qué pedir permiso?

  9. Comentario de galaico67 (14/05/2015 13:14):

    Joder, Latro ¿A Estrada? Xente brava, un poco tocados del bolo, al menos desde el punto extrovertido de la costa, peliiigrooo….
    Nada, la Galicia rural – lease la que está a más de 10 Km de la costa y a más de 10 Km de la Plaza del Ayuntamiento de la capital- está acabada. En la costa he vivido la creación de un nuevo municipio – Illa de Arousa, esos baleáricos que quieren la isla para ellos solos…- y el interior vive subvencionado porque gracias al diseño electoral autonómico, Lugo y Ourense tienen un poder desproporcionado. El interior es la reserva electoral, el hogar del jubilado, la reserva de productos alimenticios enxebres, el desfogue del urbanita que aun lleva tierra en los zapatos y el lugar donde cada uno se ocupa de sus asuntos y se pagan impuestos mínimos. Pero mínimos. Así se tienen servicios mínimos, pero los jubilados no necesitan internet, ni pediatras, ni correos, ni se compran ropa…basta con una farola, un contenedor de la basura y un servicio de autobuses los días de mercado para darse una vuelta.
    Y vistos los primeros intentos, paralizados por el momento, el futuro es la minería a cielo abierto y la selvicultura a lo bestia, para lo que sobra cualquier actuación “francesa” sobre el terreno. Cronica de una muerte anunciada.

  10. Pingback de Municipios (1): Oza-Cesuras (14/05/2015 13:42):

    […] Municipios (1): Oza-Cesuras […]

  11. Comentario de Judge Dredd (14/05/2015 14:55):

    Galaico, en el interior de Lugo son todavía más austeros y pueden prescindir tranquilamente del contenedor de basuras: al monte, que todo lo digiere, o a la cuneta que toque y ya pasarán a buscarlo.
    Lo mismo con el servicio de autobuses: ese parque automovilístico vintage en manos de nonagenarios que deambula por las carreteras y pistas forestales sería el oscuro deseo de cualquier productor cinematográfico que desee hacer una película ambientada en los primeros 70… y si cualquier hecho impidiese al afectado disponer de un vehículo a motor que necesite una licencia, siempre los podrá rescatar el “chimpín” o segadora o no sé como carallo le llaman en el resto de la península.

    Lo de la farola sí que es imprescindible. Además, un estudio de la colocación de las farolas en aldeas semidesiertas y relacionándolo con el partido que ocupa el poder en la alcaldía te permite extrapolar con un 99% de probabilidad de acierto el partido al que vota cada uno de los pocos habitantes que haya en el villorrio.

  12. Comentario de galaico67 (14/05/2015 15:16):

    El chimpin veo que es el pascualín, el motocultor, pero creo que hablas de la “bertolina”. Hay un video cojonudo de la maquineta es en el youtube, se le saltan las lágrimas de la risa a cualquier que sepa lo que es el olor a cuchu
    https://www.youtube.com/watch?v=T9vNoiy08oM

  13. Comentario de pululando (14/05/2015 16:38):

    Al artículo, sólo se le puede añadir un “amén”. Emocionado me ha dejado.
    A los señores JD y Galaico un tirón de orejas: salgan ustedes del tópico y echen cuentas, que lo de la circunscripciones electorales en Galicia es absurdo pero no por la “sobrerepresentación” de Lugo y Ourense, que no decanta los resultados electorales, sino porque el “interior” de Lugo es idéntico al interior de Coruña y en general los intereses de sus votantes se parecen más entre sí que con los de su compadre capitalino… vamos que lo importante no es que el voto de alguien de Vigo “valga menos” que el de alguien de Ourense capital, sino que el de alguien de Fornelos de Montes “vale menos” que el de uno censado intramuros en Lugo… es decir que la supuesta intención de los que pergeñaron la ley electoral y el Estatuto de “proteger” las zonas menos desarrolladas frente a un eje atlántico más desarrollado no se cumple porque la mitad de las zonas menos desarrolladas están en las provincias de Coruña y Pontevedra.

  14. Comentario de Mauricio (14/05/2015 16:59):

    Lo que no parece tener mucho sentido es que 5 pueblos tengan los servicios mancomunados y los ayuntamientos separados. ¿Por qué? ¿Por qué un nativo de Villaconejos de Arriba no sería capaz de entender las particulares necesidades de los habitantes de Villaconejos de Abajo?
    La existencia de estos municipios incapaces de gobernarse por si mismos es la razón principal que esgrimen los políticos para mantener las diputaciones que son verdaderos nidos de corrupción e ineficiencia cuya desaparición supondría un ahorro que diferentes estudios sitúan alrededor de los 20 mil millones. Ahí está el verdadero ahorro y no tanto en ahorrarse un jardinero que también: economías escala, optimización recursos, incremento poder negociación, racionalización administrativa, etc.

    La fusión permitiría profesionalizar la gestión de muchos pueblos. A lo mejor en las aldeas gallegas y castellanas de 1000 habitantes abundan los ciudadanos comprometidos, duchos en derecho administrativo, al corriente de subvenciones y dispuestos a presentarse a alcaldes. Posible pero no probable. Sin duda la posibilidad de encontrar elementos así aumentaría en municipios de 5000, 10.000 habitantes. Incluso en el pueblo gallego este aumento su presupuesto que daría para pagar ciertos administrativos capaces. Y si aun así, precisaran ayuda, para eso están las CCAA.

    En Dinamarca pasaron de 1.389 ayuntamientos 2007 a 98, al obligar a todos los municipios a contar con, al menos, 20 mil habitantes. España podría pasar de 8.116 a 600, pasando de 68.462 a 5.000 concejales. No solo se podrían suprimir diputaciones, sino que las CCAA podrían a su vez transferir competencias los municipios, acercándolas aún más a los ciudadanos.

    Por no hablar, de la limitación democrática que supone pueblos tan pequeños. Si el único tipo dispuesto a presentarse por Podemos a Villaconejos es Paco, que no es muy listo, y además su padre se peleó con unas tierras con el mío, hace que Juan que votaría a Podemos, no lo haga.
    Además serían mucho más fáciles de fiscalizar, imponer medidas de transparencia, etc.

    Lo más rocambolesco es su idea que es más difícil robar a alguien que se conoce ¡Roban los presidentes de escalera!
    no lo hará un alcalde o no se “beneficiara” de su puesto cuando vengar a instalar un molino de viento, la recalificación de un terrenito o no, dependiendo amores y odios ancestrales, la pavimentación de tal calle, etc… eso me recuerda esa dicho tan idiota de no se pueden poner puertas al campo, pues pásense por Galicia y vean lo delimitadito que lo tienen todo.

    La deuda total, por supuesto, será mayor en las grandes ciudades pero si mira porcentualmente, por habitante, o en relación a sus ingresos, vera que se trata de pueblos pequeños

  15. Comentario de Latro (14/05/2015 17:26):

    Lo mas rocambolesco es que da igual que tenga los datos en frente contradiciendo lo que dice, usted a lo mismo, a repetir que es “evidente” todo lo que “evidentemente” ya hemos visto que era “evidente”… que no era asi.

    A mi que se fusionen o que se dejen de fusionar me parece menos importante que la nula voluntad de meter mano en los otros sitios donde, como dice el articulo, esta LA MITAD de la deuda, y la nula voluntad de hacerlo en la supuesta “fusión”, que, como dice el artículo, se limita a fusionar que hemos despedido a 2 funcionaros públicos y punto pelota. Profesional, eso.

    Pero nada, la culpa va a ser de todos los demas, que no vemos como se puede reducir un 5, 10% la deuda en todos los otros sitios donde los gastos son nimios a base de que en vez de 2 alcaldes que cobran una mierda tengan uno y en vez de dos ambulatorios, ninguno, y eso asumiendo que se fuese a hacer de verdad y no el paripé como se ha visto en el caso del articulo, y no lo que se podia ahorrar, yo que se, con que Madrid no estuviese de la mano de ególatras que se quieren traer unas Olimpíadas porque si, porque yo lo valgo, porque me da envidia, y se pulen millones en eso, o una F1 en Valencia, o …

    Lo primero es “evidente” y lo segundo es ser antiespañol, ¿verdad?

  16. Comentario de galaico67 (14/05/2015 17:26):

    A ver, que la intención no era “proteger” a nadie, sino asegurarse unas mayorias parlamentarias asignando votos a territorios, intención que se pretendia maximizar en la abortada “reforma representativa” de Feijoo.
    Asi en Coruña y Pontevedra se necesitan 20.000 votos para un escaño, mientras que en Orense y Lugo son 10.000.
    Decantar no los decanta, no, si lo entendemos como un juego bipartidista, pero si que es una barrera a la entrada de novedades. Luego tendriamos que ponernos a ponderar por zonas, para ver donde está realmente el pescado a vender – los municipios a extinguir por extinción de sus habitantes – y si deberiamos hacer una quinta circunscripción gallega con los gallegos que están escapando por patas a Restoespaña y Restoeuropa, que son legión.
    Tambien una cosita tengo que decirles, si después de hacer pagar agua, saneamiento y recogida de basuras a abuelos que tienen agua de pozo y la mayoría de sus basuras van a estiercol, la gente no se ha levantado, hacer una limpia de municipios en Galicia es pan comido.

  17. Comentario de Carlos Jenal (14/05/2015 17:43):

    @Jojo
    Yo me tropecé con Oza-Cesuras hace unos años ya, en algún rincon de Internet que no logro recordar, cuando se fusionaron y el alcalde se triplicó el sueldo, y se me quedó grabado. A fuerza de tener que buscarlo en Google cada vez que se lo ponía de ejemplo a mis conocidos cuando me hablaban de la necesidad de reducir municipios, fui viendo la intrahistoria de la fusión, así que cuando llegó el Especial Elecciones les propuse a los caciques un artículo sobre el mundo rural.

    @Andres
    No hace falta documentarse demasiado sobre O-C para saber que es mejor no menear el tema. ¡Hasta un asesor de Rajoy sabría verlo! Otra cosa es que yo, por puro morbo, haya seguid excarbando en los detalles más sórdidos del tema :-)

    @Mauricio
    Si es por robar, conozco hijos que roban hasta a sus madres. Lo que digo es que, en un pueblo pequeño, primero, a quien robas incluye a casi toda tu familia, segundo, se darán cuenta muy pronto, y tercero, todos saben donde están tus olivos. Cosas que en una gran ciudad no se dan. Obviamente entre 8000 alcaldes siempre habrá alguna manzana podrida. Y las fusiones puede que incluso traigan eficiencia, pero por muy eficiente que sea no vamos a sacar un decreto que obligue a todo el mundo a irse a vivir a las capitales de provincias. Primero habría que estimar cuanto se puede ahorrar realmente quitando municipios, y luego ya decidir si nos compensa, o si queremos seguir pagándonos el lujo. Yo por mi parte creo que no compensa.

    Y por supuesto, gracias a todos por sus gentiles comentarios.

  18. Comentario de galaico67 (14/05/2015 17:46):

    “La deuda total, por supuesto, será mayor en las grandes ciudades pero si mira porcentualmente, por habitante, o en relación a sus ingresos, vera que se trata de pueblos pequeños”

    Bueno, aunque hable en mauriciano, los ayuntamientos despilfarradores de la Hispania profunda, son bastante austeros, por lo menos en lo que es deuda por habitante:
    http://www.ais-int.com/la-deuda-de-los-ayuntamientos-espanoles-sobre-el-mapa.html.

    Pero bueno, esta claro que siempre hay que empezar por ahorrar en centimos y dejar derrochar los duros a los que puedan justificar que tienen “ingresos”…

  19. Comentario de Johnnie (14/05/2015 18:18):

    No sean ustedes antiespañoles, hombre, lo que quiere decir Mauricio es, que si descontamos el malgasto por parte de los grandes ayuntamientos, el único malgasto que nos queda es el de los pequeños, y entonces sí que compensa.
    Al margen de lo cual, creo que la pregunta correcta es la de Andrés: al pasar de 1300 ayuntamientos a 100 ¿como se resuelven las cosas que antes se resolvían cruzando la calle? ¿sigue existiendo ese servicio pero ahora ya no se llama ayuntamiento, si no que se llama “delegación del ayuntamiento”?
    A mi la existencia de ayuntamientos me da bastante igual, lo que necesito son centros de salud, centros de mayores, guarderías, colegios públicos, recogida de basuras, alumbrado, alcantarillado… y eso no depende del tamaño del municipio para estar optimizado porque, si es muy pequeño se mancomuna y punto. Y, como dice el artículo, los concejales de la mayor parte de ayuntamientos no cobran, y de bastantes no cobra ni el alcalde…

  20. Comentario de JoJo (14/05/2015 19:00):

    En algunas CCAA, se hicieron leyes de comarcalización con desiguales resultados para prestar servicios a los ciudadanos. Ignoro si sale más caro o más barato si estos servicios los presta la comarca que si los presta la diputación, en cualquier caso que las Diputaciones Provinciales son un nido de corrupción lo he visto con mis propios ojos, quizá las comarcas lo sena un poco menos por eso de la cercanía. En cualquier caso, la presidenta de Aragón ya ha dicho que quiere quitar todo contenido a las comarcas, supongo que porque no las puede mangonear a su gusto.

  21. Comentario de pululando (14/05/2015 19:04):

    Galaico: Nótese que con la reforma que planteaba Feijoo el partido más perjudicado en las elecciones de 2012 habría sido el suyo (aunque en la práctica nada habría cambiado). De hecho el resultado en escaños habría sido más parecido a la distribución real del voto del total de Galicia… y el primer partido que queda fuera del parlamente (UPyD) tuvo menos del 1,5% de votos (vamos que si se bajase el umbral del 5 al 3% no cambiaría nada)

    VOTOS % VOTOS ESCAÑOS % ESCAÑOS ESCAÑOS CON REFORMA % ESCAÑOS
    PP 661281 45,8% 41 54,7% 31 50,8%
    PSdeG-PSOE 297584 20,6% 18 24,0% 15 24,6%
    AGE (EU-ANOVA) 200828 13,9% 9 12,0% 8 13,1%
    BNG 146027 10,1% 7 9,3% 6 9,8%

    Con esto a lo que voy es que la circunscripción electoral provincial es absurda, porque el voto en el total de Galicia es lo bastante homogéneo y que no se puede hacer recaer la responsabilidad en le sobrerepresentación que se asigna a las provincias menos pobladas. Lo que sirve para la nacionale no sirve para las gallegas.

    Seguramente en le fondo coincidiremos, pero como vigorensano que soy estoy hasta el carallo de escucharle a alguno de la costa a echar la culpa de sus mierdas a mis paisanos… por eso suelo hacer estos numericos y los porcentages al finla son los que son.

  22. Comentario de galaico67 (14/05/2015 21:55):

    Pululando, los porcentajes no son comparables entre elecciones con circunscripción provincial y autonómica, el efecto “tirar voto a la papelera” tambien cuenta, y por eso no verán sus ojos una circunscripción autonómica, por mucho que el voto este asentado, decantado y madurado y tal, el riesgo de perdida de posición dominante es mucho.
    Y por otro lado, hay otras cuentas que echar:
    en unas elecciones autonomicas con alta participación (2009), al PP le costo 21.000 votos un escaño, igual que al PsoE, mientas que el BNG tuvo un peaje de casi un 10%. En unas con una participación chunga (2012), al PP le costó el escaño poco menos de 17.000 , igual que al PsoE, mientras que BNG casi 21 y ANOVA, 22.000.
    Tambien le he echado un vistazo a simulaciones – si el porcentaje de voto se repitiera- y la cosa varía solo en porcentajes del 1%, en asignación de restos. En una autonomía que la mayoría ha ido de un escaño en varias ocasiones, no es negocio baladí.
    De todas formas, al ritmo que vamos, en diez años, la Galicia intradiez va a convertirse en un parque natural…

  23. Comentario de pululando (15/05/2015 07:30):

    Sí, en todo eso coincidimos.

  24. Comentario de Lluís (15/05/2015 08:28):

    #19

    En la Cataluña profunda vivimos eso de la descomarcalización. Bueno, de hecho en toda Cataluña, porque el “café para todos” no es un virus que afecte únicamente a los inquilinos de La Moncloa.

    ¿El resultado? En algunas partes, un ente totalmente inútil. Pregunte a un ciudadano de Barcelona, Sabadell o Tarragona dónde está la sede del Consell Comarcal, si sabe quién es su presidente o, por lo menos, si sabría indicar la mayoría gobernante en el mismo. En cambio, en poblaciones pequeñas del interior es omnipresente. ¿El motivo? Básicamente, que presta los servicios que los ayuntamientos no pueden ofrecer (transporte escolar, asistente social, conservación de caminos rurales, basuras, promoción turística,…), algo así como las diputaciones, aunque en su defensa se puede decir que desde un despacho de Lleida es bastante complicado atender a las necesidades de ciudadanos residentes en La Guàrdia d’Ares o Montant de Tost, apuesto a que ahora mismo sobrarían dedos en la mano para contar el número de funcionarios de los servicios centrales de la Diputación de Lleida que podrían ubicar esas dos poblaciones en un mapa. En poblaciones grandes, esos servicios ya los prestan los ayuntamientos, por lo que poca cosa han de hacer los consells más allá de organizar las competiciones de deporte escolar. Eso si, todos con presidente y vicepresidentes (con sueldo y dietas), gerente, funcionarios, sede central,…

    Evidentemente, son nidos de corrupción y enchufismo, y el sistema de elección de los consejeros (que son los que votan al presidente) es tan poco transparente como en el caso de las diputaciones. La diferencia, en comarcas, está en que la Diputación cae lejos y el Consell está ahí mismo y se ve lo que hacen, o por lo menos una parte, tampoco llegamos al detalle de conocer si en las adjudicaciones se llevan el 3, el 10 o el 20.

    Como todo, bien gestionado y eliminando duplicidades con otras administraciones (provincial y ayuntamientos de la misma comarca que si que tienen medios para gestionar sus asuntos) tienen si utilidad, sobretodo si de lo que se trata es de acercar la administración al ciudadano. Pero uno de los problemas de este pais es que se diseña soluciones simétricas para un territorio (y su población) que no lo es en absoluto, por lo que por un extremo se mantiene entes inútiles y por el otro están infrautilizados por carecer de competencias. Y eso, independientemente de que se gestionen de forma honesta o no.

  25. Comentario de Mr. Proper (15/05/2015 08:47):

    El dato realmente profundo de esta interesantísima entrada es la historia del “alcalde de toda la vida” de Cesuras, que sólo se incorporó al PP cuando Fraga desembarcó en Galicia. El PP en Galicia gobierna desde los años 90 como cabeza de una coalición con un buen número de estos alcaldes de pequeños (y no tan pequeños) municipios del interior, capaces de salirse del partido y desbarajustar la aritmética del gobierno de la Diputación si se les recorta el presupuesto para farolas y aceras. El caso paradigmático es el de la provincia de Ourense, donde el clan Baltar mantiene simbólicamente viva su antigua enseña política de Centristas de Galicia para que los dirigentes del PPdG no olviden que su mayoría de gobierno depende de los parlamentarios autonómicos ourensanos.

  26. Comentario de bfp1984 (15/05/2015 08:51):

    Sr Jenal como habitante de este rincon del noroeste peninsular espero que se pase pronto por aqui seguro sera bien recibido,con respecto al articulo la verdad es que me he reido mucho con la escena del asesor,aunque despues pensadolo bien te dan ganas de llorar.

    El articulo pone el dedo en la llaga,los cambios administrativos se hacen sin ton ni son y a poder ser solapando estructuras administrativas unas tras otras, lo de las estructuras administrativas mancomunadas seria lo mas logico,pero hasta ahora por lo que he observado han acabado como el rosario de la aurora,por que como todo por estos lares se acaba convirtiendo en un cajon de sastre dnd colocar a los partidarios,infrafinanciacion y falta de definicion de tareas.

    #20 Lo de la distribucion de los escanos en galicia es un escandalo ya que mantenemos la circunscripcion provincial por lo menos haga que se cumpla la maxima de la democracia es que el voto de cada persona valga lo mismo,esta escusa chorra de la sobrerrepresentacion para los territorios menos favorecidos lo que hace es mantener vivo el lema venido de la transicion de “todo atado y bien atado”,decir que esto no afecta es una autentica boutade por no decur una palabra mas gruesa.

    Saludos a todos

  27. Comentario de Mauricio (15/05/2015 09:07):

    Latro,

    ¿Datos? Los de dos aldeas gallegas que han aumentado, no tengo ni idea como, unos 900.000 su presupuesto y que, con dos cojones, siguen manteniendo ambas casas consistoriales y dos ediles por concejalía. ¿Estos son sus datos?

    Para que estudiar la experiencia danesa o de Austria, Finlandia, Alemania, Noruega, Bélgica, Bulgaria, Suecia, Reino Unido, Suiza, Grecia, Italia, Portugal…, teniendo el modelo Oza-cesuras, el alfa-omega de las fusiones de municipios… de vergüenza ajena.

    Carlos Jenal,

    Me sigue pareciendo de los más naif e ineficiente su idea de que la cercanía previene la corrupción. Los pueblos se caracterizan por odios, rencillas, disputas que se heredan, casi tanto como dentro de las propias familias por unas tierras de aquí o de allá.

    Y por supuesto nadie se tiene que mudar a ningún sitio, afortunadamente estamos en el año 2015 y desde Barcelona se podría gestionar perfectamente una aldea en el desierto del Gobi.30 kms de distancia no es nada. En tiempo, menos de lo que tarda un jubilado en una gran ciudad en llegar a su ambulatorio.

    Con la fusión no solo se ganaría en eficiencia, aunque al final no se ahorrase, algo inverosímil, pero para que discutir, el ahorro vendría por la desaparición de las diputaciones. Solo con eso, es más que suficiente.
    Por si alguno le daba pereza hacer clic, copio del enlace de galaico:

    “Respecto a nivel de endeudamiento por habitante, Madrid deja el lugar de cabeza y son los ayuntamientos de municipios pequeños los que lideran el ranking. Aguilar de Segarra en la provincia de Barcelona se lleva la palma con una deuda de más de 9.000€ por habitante. El segundo consistorio con mayor nivel de deuda por habitante es Monasterio de la Sierra (Burgos), con 8.700€, y el tercero Ochánduri (La Rioja) con 7.810€/habitante.
    Entre los ayuntamientos con mayor ratio de endeudamiento por habitante están numerosos municipios turísticos como Santa Susana, con una deuda de más de 3.000€ por habitante, Platja d’Aro con 2.500€; ambas localidades de la costa catalana.
    El nivel de deuda por habitante de Madrid no supera los 2.000€, lo que la sitúa en el puesto 69 del ranking, a un nivel muy similar al de municipios como Cunit (Tarragona), Tossa de Mar (Girona) o Benasque (Huesca), que tienen entre 200 y 1.400 veces menos población que la capital.
    Mejor ratio todavía tiene el ayuntamiento de Barcelona, pues su deuda por habitante no alcanza los 750€. Por encima con entre 1.100 y 1.500 euros por habitante están ciudades como Málaga, Valencia y Zaragoza.”

    Y, por curiosidad, ¿a que viene todo esto de español antiespañol con la fusión de municipios? ¿Qué pasa, que lo español es la fusión y por eso están en contra? ¿es una broma interna de progres?

  28. Comentario de JoJo (15/05/2015 09:15):

    #Lluís, ¿qué me va a contar de población asimétrica si de 1.350.000 habitantes que tiene Aragón, 700.000 viven en Zaragoza capital? Y esos 700.000 son los que están censados que, en realidad, hay más. El resto es un páramo, o desierto o montaña y, por envejecimiento o emigración, cada vez más despoblado. Por eso es necesario que existan las comarcas pero que funcionen bien. Para que sean tan corruptas como las dipus no hace falta crearlas. En Cataluña es distinto porque la población está algo mejor repartida por el territorio y las capitales de provincia y algunas capitales comarcales son grandes pero, hace años, había un proyecto de creación de unas estructuras supracomarcales llamadas vegueries que convertirían a Cataluña en la administración más hipertrofiada del mundo. No sé con qué objeto se pretendían crear, si para sustituir las comarcas o las provincias, pero si iban a funcionar de la manera descrita casi mejor quedarse como estaban.

  29. Comentario de galaico67 (15/05/2015 09:22):

    La sobrerrepresentación no es una excusa chorra, la dimensión o la forma de aplicación de esta sobrerrepresentación Me da más miedo una Galicia con los toguitasdecidiendo sobre lo bueno y lo malo, que con los boineros marcando rayas.
    Tambien es posible que haya que cambiar la forma en que esa representación se aplique, de forma que haya representaciones distintas para ambitos distintos. Hay que haber vivido en municipios pequeños y ver lo que pueden hacer dos capitales potentes cuando necesitan algo…

    Sobe el cambio de estructuras administrativas y como fracasan/la lían las estructuras supramunicipales, echemosle algo de culpa tambien a las estructuras autonómicas. Nadie es inocente y todos mienten. Lo lógico es que los pequeños ayuntamientos se mancomunen y lo necesario es hacer cumplir a todos los pequeños ayuntamientos la ley. Desde el momento en que los ciudadanos ( o ruralanos) no ven ventajas en la mancomunidad frente al chanchulleo municipal de toda la vida, las cosas no pueden ir bien. La gente no es tonta, no le gusta que la empujen y el “es por vuestro bien” les suena igual a cuando decimos ” cariño, si no te va a doler” y “si te va a gustar, tonto”

  30. Comentario de galaico67 (15/05/2015 09:35):

    Monasterio de la Sierra, Burgos, población, 48 habitantes…, Aguilar de Segarra, 250… antes de dedicarse al cherrypicking, debería tener la verguenza torera de investigar a que se debe esta deuda y como se ha llegado a ella, en vez de confirmar la teoría marxista de las tres mentiras.
    De todas formas, tres cerezas – o anomalías estadísticas por causas desconocidas- no quitan validez a un mapa lleno de azul – deudas menores a un euro por habitante- en esas zonas donde lo guay es concentrar municipios para “ahorrar”.
    Es triste tener que recordar, a estas alturas de la película, que los mayores ahorros siempre deben empezar por mirar por donde se te van los duros, no los centimos.

  31. Comentario de Latro (15/05/2015 09:52):

    Mauricio, el dato es que UN TERCIO DE LA DEUDA SE VA EN LAS CAPITALES DE PROVINCIA y UN SEXTO EN MADRID.

    Con lo que cualquiera con dos dedos de frente saca la conclusión lógica de que UNA SOLA INTERVENCION EN MADRID parando delirios faraónicos, ahorra mucho mas que andar buscando 100 ayuntamentitos de mierda donde rascar “fusiones” estilo “ahora en vez de dos jardineros tenemos uno”.

    El dia que los “profesionales gerentes” que usted supuestamente pide le metan mano a Madrid, Barcelona, Valencia, Coruña, etc, por donde se van millonadas en gilipolleces, entonces si tal hablamos de como reducir los ayuntamientos y ahorrarnos el chocolate del loro a base de joderles un poco mas su calidad de vida.

  32. Comentario de Latro (15/05/2015 10:01):

    Ah, y antes de que me salga con la obviedad de que 2/3 son fuera de capitales de provincia, claro. Porque es TODO EL RESTO DEL PUTO PAIS.

    Y son lo sitios donde todo se hace a gasto y no hay casi ingreso. Asi que poner una farola o limpiar una cuneta es todo gasto y endeudamiento.

    Mientras, en Madrid se pulen (supongo que entre todos, pero su parte le tocará al ayuntamiento) 9.000 millones de euros en intentar 3 veces que le den el pufo olímpico.

    No hay forma de ahorrar ese dinero en los gastos de los ayuntamientos pequeños. Ni que eche a la mitad de los funcionarios en cada uno de ellos. Ni que decida que se acabaron las farolas y volvemos a los candiles. Ni que fusione 50 juntos y les deje con un barrendero para los 50.

  33. Comentario de Garganta Profunda (15/05/2015 10:20):

    ¿A estas alturas tengo que explicar al respetable el Principio de Pareto?

    http://es.wikipedia.org/wiki/Principio_de_Pareto

    Ya saben “Pocos vitales, muchos triviales”…pues eso, o somos “Pareto-eficientes” o lo demas en mi pueblo se llama “ahorrador de peseta, gastador de duro”

  34. Comentario de Trompeta (15/05/2015 10:44):

    Latro y gracias a todos los dioses que no les dieron las olimpiadas.Porque entonces la deuda española sería aún peor.Un ejemplo de otro país
    http://www.libremercado.com/2015-05-14/la-ruina-del-mundial-de-brasil-estadios-de-futbol-convertidos-en-parking-y-campamentos-de-mendigos-1276547914/

    Los mundiales y olimpiadas deberian ser financiados con el dinero de los políticos y constructores, que son los que se lucran.Pero no, privatizar beneficios, socializar perdidas…

  35. Comentario de Mauricio (15/05/2015 11:27):

    Solo con el ahorro de las diputaciones justifica más que de sobra la desaparición de los pequeños municipios. Estamos en el s.XXI, no en el XIX, gestionar 20 municipios con una dispersión de 50 kms, muchos más, y varios miles de habitantes no supone problema alguno.

    Las comarcas como minidiputaciones es otro chanchullo para cometer tropelías pero como entidad supramunicipal para centralizar la gestión, siempre y cuando sus gestores pudieran ser elegidos por voto directo me parecen cojonudas; sustituyamos elecciones municipales por comarcales y que desde ahí se gestionen los distintos municipios de la demarcación que mantendrían su hecho diferencial.

    El Real Madrid podría deber el doble de su presupuesto y le seguirían prestando dinero, el Rayo Aviles como no le llegue para pagar los recibos el día 30 le cortan la luz.
    No se trata de ahorrar céntimos o euros, se trata que esos pueblos con ese nivel de deuda no son operativos, y la diputación o la CCAA, todos, acabaremos pagando la mala gestión del alcalde de turno que se creía que con su idea de bombero iba a levantar el pueblo sin contar con nadie más que para eso era el alcalde…

  36. Comentario de Latro (15/05/2015 11:53):

    Lo dicho, para que discutir con usted, disco rayado.

    La “mala gestion del alcalde de turno con ideas de bombero torero” que estamos pagando entre todos es la de Gallardon, Botella, Clós, Rita. Y la estamos pagando por miles de millones de euros.

    Pero no, el problema URGENTE a atajar es el alcalde de Donde Cristo Perdió Las Botas y su despilfarro en cuatro baldosas para la calle principal y única. Ahi, ahi se desangra España, seguro. Y lo que nos vamos a ahorrar cuando fusionemos todo y en vez de 4 baldosas pongamos 2, ¿eh?

  37. Comentario de Latro (15/05/2015 12:00):

    #34 Leia ayer que uno de los grandes y fabulosos nuevos estadios de fútbol que se hicieron en Brasil para el flamente mundial ese que cuatro resentidos perroflautas querian sabotear…

    … es hoy en dia el estacionamiento de los autobuses municipales.

    O que el grandioso estadio que construyeron en Manaos para lo mismo ahora… pues claro, no se usa, porque en Manaos el equipo es del equivalente de segunda B o menos de la liga brasileña y pagar las facturas para usar tamaño monstruo no sale a cuenta.

    Lo malo es que no nos hemos librado, porque con la idea del PP madrileño de que algun dia nos la daran por tener la ventaja estratégica de que YA HEMOS HECHO LAS OBRAS CASI TODAS (lease, me he tirado la pasta ya, porfa, damelo)…

  38. Comentario de Lluís (15/05/2015 15:46):

    Mauricio,

    ¿Las diputaciones son gestión eficiente? Yo no lo veo así.

    Gestionar municipios con una dispersión de 50 Km no representa un problema grave para el gestor, pero si para el gestionado. Ni todos los trámites se pueden hacer por Internet ni todo el mundo tiene Internet y, incluso en el caso de tenerlo, no se desenvuelve demasiado bien. Y si le añade el hecho de que la administración on-line española tiene algunas particularidades que la convierten en particularmente lamentable (de nota la gestión que hacen con los motores de Java), uno sigue necesitando ir a resolver las cosas en persona. Obligar a alguien que carece de recursos que tenga que desplazarse unas cuantas veces a 45 Km. para pedir una ayuda para el transporte escolar parería un chiste, sólo que el que se encuentre en esta situación no creo que riese demasiado.

    Es cierto que se pueden mejorar unas cuantas cosas. Pero si quiere atajar el caos de la administración local, ganaría mucho más metiendo en cintura a los ayuntamientos de Madrid, Valencia o Barcelona que obligando -a ser posible contra la voluntad de los residentes, que esto es España- a fusionar municipios pequeños. E incluso en un contexto de optimización de la administración, lo mejor sería cepillarse directamente las diputaciones y transferir sus competencias a las CCAA’s. Ya me dirá qué se gana con una diputación gestionando parques de bomberos, bibliotecas o carreteras.

  39. Comentario de Mauricio (18/05/2015 10:50):

    Lluis,

    ¡Pero si estoy diciendo que las eliminen!

    Lo que he dicho que la fusión de ayuntamientos se pude hacer en forma de comarca: por un lado, se eliminan potenciales susceptibilidades respecto a que un municipio se diluya, someta, etc, a otro y, por otro lado, la comarca, cuyos gestores serán elegidos por sufragio, tiene la suficiente entidad para prescindir de las diputaciones. Aunque la fusión en si no supusiera ningún ahorro, aunque costase lo mismo gestionar 5 municipios por separado que unidos bajo la comarca, solo con la supresión de las diputaciones nos ahorraríamos 20mil millones de euros.

    Y si les parece mal cómo se gestiona Madrid o Bilbao, pues voten por otra alternativa, pero no veo que relación tiene eso con que nos podamos ahorrar 20 mil millones eliminando las diputaciones.

    Desplazarse 45 kms en una comarca semidespoblada son 30 minutos máximo, por no hablar, que al igual que con médicos y otros servicios que van rotando semanalmente por los pueblos, se podría hacer lo mismo con según que trámites administrativos.

  40. Comentario de Lluís (18/05/2015 14:14):

    #39

    Lo de mas comarcas sigue siendo el café para todos, porque igual comarca es el Barcelonès con sus 2 millones largos de habitantes que la Alta Ribagorça, más extensa que el Barcelonès pero que no llega a los 4000.

    Luego, están las problemáticas de gestionar entornos urbanos y entornos rurales, que tienen necesidades muy diferentes. La experiencia, además, me dice que en los municipios que consisten en un núcleo urbano de cierta magnitud y el campo adyacente, como la diferencia de población (y de votantes) suele ser muy elevada a favor del nucleo urbano, los que viven en el campo suelen estar bastante dejados de la mano de Dios. Eso si, la “contribución” (sea urbana o rústica) se la ponen cara.

    ¿Como hacen el cálculo de ahorro con las diputaciones? Porque me temo que simplemente están diciendo que si las eliminan todas se pueden ahorrar el presupuesto, indistintamente de si estamos hablando del sueldo del presidente y de su secratario o de lo que invierten en conservación de caminos. Puede prescindirse de las diputaciones (y estoy de acuerdo), pero no de los servicios que proporcionan, o del personal encargado de gestionar dichos servicios. Quizá algún día una máquina quitanieves se moverá sola, pero de momento necesitan un conductor humano, un mecánico y un garaje donde guardarla, y eso ha de estar repartido por el territorio. En resumen, diría que dan la cifra de 20.000 millones con bastante alegría y bastante poco rigor, pero en fin.

    Luego, lo de lo de rotar servicios administrativos ya es de traca. Se supone que teníamos que ahorrar en gastos estructurales, y al final resulta que habrá que mantener distintos locales (porque si uno va a recibir instancias, se supone que no plantará la mesa debajo de un roble), igualmente necesitará personal administrativo y, posiblemente, tendrá que pagarle dietas y desplazamientos, ahora si el secretario municipal y el arquitecto que va tres horas a la semana viven a 50 Km. de la casa consistorial, es su problema, el desplazamiento corre por su cuenta.

    Oiga, no estoy en contra de la supresión de ayuntamientos pequeños. Pero debería hacerse con racionalidad. Y por supuesto, preguntando a la gente del territorio, que quizá no desea que les vengan a salvar unos señores de la capital que no tienen ni idea de como van las cosas por allí. Me recuerda mucho a los desastres que hacían, en la extinción de incendios forestales, unos cantamañanas que intentaban apagarlo desde su despacho en la consejería de Agricultura.

  41. Pingback de Españazas (7): Aragón – La rebelión de los mencheniques « La Página Definitiva (22/05/2015 12:37):

    […] cuando lo suyo es que el respetable preste atención a lo que está sucediendo en lugares como Oza-Cesuras o Segovia? Pero luego recordé que Aragón es tierra de mencheniques, lo cual constituye, sin duda, […]

  42. Comentario de josep m. fernández (25/05/2015 01:22):

    Pablo no ha defraudado.

  43. Pingback de 24M: Rajoy cancela la suscripción al Marca « La Página Definitiva (26/05/2015 09:10):

    […] sobre Segovia, Madrid, Barcelona, Bilbao, Granada, Sevilla, Córdoba y Valladolid. ¡Tan sólo en Oza-Cesuras el PP ha logrado una victoria incontestable por mayoría […]

  44. Pingback de 1864 « La Página Definitiva (29/06/2015 20:11):

    […] que durante esos años viven en su pueblo –propiedad de un “Barón” que lo controla todo cual cacique gallego- una idílica juventud que incluye retozar entre las flores y escenas erótico-festivas con menage […]

Comentarios cerrados para esta entrada.