Receta: pato a la afgana

En las navidades del 2001, el ex-presidente español Aznar hacía un regalo de Reyes o de Papá Noel a George Bush, con la aprobación del envío de tropas a Afganistán. Pocos meses antes se había producido la tragedia de las Torres Gemelas. Estados Unidos era una nación herida en su orgullo nacional. Y no una nación cualquiera, sino la que tiene el ejército más poderoso y una concepción de la historia y la religión como elementos complementarios que forman un destino de la que es abanderada. En esos momentos Aznar empezaba la fase napoleónica de su mandato, que completaría tiempo después hablando en mejicano, ya con el imaginario uniforme del emperador de Francia puesto y rematado por un sombrero cordobés. Tras los resultados electorales del 2004, Aznar llevaría más allá este síndrome para tratar de convertirse en el tercer miembro de Faemino y Cansado, protagonizando alguno de los mejores sketches, como el del boli entre las tetas de la locutora o el discurso en a favor de conducir bebido, y demostrando que si bien ya no podía contar para formar parte de la corte o cohorte de Bush, sí que podía encontrar su sueño americano a través de Saturday Night Live.

Si la primera parte de la venganza se centró en Afganistán, con excusas como la lucha contra el terrorismo, reforzada con la lucha contra la droga, que siempre cala más entre los biempensantes, e incluso con la guinda humanitaria de la lucha a favor de las mujeres oprimidas por los talibanes, poco después llegaría la segunda parte centrada en Irak. Afganistán estaba más cerca de la impresión producida por los atentados en los rascacielos, la propaganda fue efectiva, los talibanes no son hermanitas de la caridad y todo encajaba. Se aceptó barco como animal acuático y “vendetta” como una guerra en pro de la libertad mundial. Las resoluciones de la ONU, que son aquellas soluciones previamente decididas por Estados Unidos pero que con un aspecto de emanar de esta organización justifican finalmente lo que el Imperio había decidido hacer de todas formas (y para ello sólo hay que remontarse a la primera guerra de Irak y el famoso plazo para que Hussein retirara las tropas de Kuwait), cumplieron bien su función y el ejército de Estados Unidos se metió en la cabina telefónica para salir ataviado con capa y calzoncillos por fuera. Ahí estaba Supermán. En España la oposición a esta guerra fue mínima, cosa de cuatro jipis que seguramente tenían piojos en las rastas o como mínimo liendres y algún rezno mejor no saber dónde.

Con Irak la propaganda no funcionó de la misma forma. El sentido de la venganza era el mismo. Pero las excusas no fueron tan populares. No había dronja dura, tampoco demasiadas mujeres oprimidas. Saddam Hussein era muy malo, es cierto, pero no podía pasar por tan malo como los talibanes, ya que lo “dejaron escapar” en la primera guerra de Irak. Y era así como laico, mmmm, la cosa está complicada. Y así llegó la historia de las armas de destrucción masiva, uno de los pasajes de la historia reciente más surrealistas que se pueden recordar, no en vano se ponía ese chivo expiatorio en un país que había gaseado a niños y mujeres (episodio de los kurdos), y al que se enviaban inspectores para revisar que no había nada en el altillo o donde quieran que guarden esas cosas, y todo esto previo aviso, lo que preludia tanta efectividad como una inspección de trabajo avisada tres días antes al empresario por su cómplice sindicalista o trabajador de la administración. Las hemerotecas conservan esta tragicomedia. Unas veces los inspectores de la ONU iban y no los dejaban pasar, o los recibían apenas entornando la puerta pero con la cadena echada. Otras veces pasaban y la casa estaba vacía, o los llevaban directamente al jardín trasero sin dejarles entrar en las habitaciones, cuando no los llevaban directamente a la taberna a tomar medios de fino. Y a todo esto con la desautorización velada de Estados Unidos y una guerra ya pregonada que no conseguía encontrar los justificantes adecuados. Falló el guión de las coartadas. Eso ya no era tan creíble para la manipulada opinión pública. Maldita sea, ¿dónde estaba Spectra? A la nueva película no le acompañó ni el éxito de taquilla ni el de público. Los espectadores le dieron la espalda. Empezaron las protestas, sobre todo en Europa. En el caso de España no podías salir a la calle sin chocarte con un miembro de la familia Bardem pegando voces y una manifestación.

Pero incluso en una situación así, la comparación con Afganistán producía glups en las gargantas de los que se oponían a Irak pero no movían una pestaña por el país que estaba un poco a la derecha en el mapa mundi. A la oposición aznarista le interesó el juego, y nació ese mantra que todavía hoy se repite y que ha alcanzado un nivel religioso, puesto que se cree en él sin que pueda resistir el más mínimo análisis racional. Se trataba de la letanía de la guerra ilegal, en oposición a otra legal, siendo la diferencia entre ambas la aparición o no de una resolución que de todas formas, como indicamos, era la corroboración, el sello, de una decisión previa, y nunca la consecuencia de un verdadero debate donde concursase el derecho internacional, un tipo de derecho que cuando se menciona suele ir acompañado de risas enlatadas. Ambas guerras nacían de la venganza pero una tenía un papel con la firma de un bedel de Bush. La otra no. Eso era indignante. Ambas naciones se han convertido en un caos, los muertos se cuentan por miles. Pero una de cada dos bombas es ilegal y mientras cae recibe los abucheos de muchísimas personas. La otra cae detrás del telón. En ambos casos, Afganistán e Irak, se demuestra la capacidad que tienen los grupos de medios de comunicación para hacer que sencillas consignas se tornen lemas impresos en los cerebros, aunque esto merezca otro análisis.

El caso es que ya está aquí Obama, un presidente tan alto, tan estilizado, tan guapo, tan elegante, tan negro y tan esperanzador que seguramente tenga sangre española en las venas, de otra forma no es posible semejante perfección. La comparación con Bush juega a su favor. A nadie a estas alturas, salvo a necios y neoliberales, valga la redundancia, se le escapa que el gobierno de Bush ha sido lamentable, condición sine qua non en el presente para que dentro de tres décadas sea considerado como un presidente magnífico. Pero aquí también hay que estar atentos a la propaganda, una propaganda tan martilleante que en numerosos medios españoles, en blogs, en foros, un sinfín de ciudadanos alaban la increíble campaña de Obama, cuando a la zona ibérica ha llegado en forma de pildoritas en los informativos entre la parte de sucesos que abre el telediario y la parte de moda, que comprende la política nacional y la pasarela con anoréxicas.

Así que no es de extrañar que una de las primeras medidas anunciadas por Obama, la de reforzar la presencia de su ejército en Afganistán, se considere como un plan de diálogo, pues así lo han calificado algunos de sus consejeros, aunque me gusta más la expresión del Washington Post de un “enfoque más agresivo y creativo”. La creatividad de enviar más tropas e implicar a más países contrasta con el anuncio del diálogo con Irán. Esta parte creativa se considerará “estabilidad geoestratégica en la zona”.

Y es cierto que la amenazante guerra contra Irán que parecía proponerse Bush hubiera significado más inestabilidad y más errores y más muertes. Y es cierto que la implicación de más países fomentará las relaciones diplomáticas entre regiones que estaban en tensión, aunque sean relaciones diplomáticas según el concepto de la diplomacia que tiene Estados Unidos, es decir, de arriba hacia abajo, donde abajo hay una bota que pisa un cuello, de forma que con el primer sonidillo de las crujientes vértebras se alcanzan acuerdos diplomáticos que suponen la glotis intacta para uno y la victoria sin (demasiada) necesidad de armas para Estados Unidos. Y es cierto que todo ello, quizá, evitará la extensión de la guerra por otros puntos de Oriente.

Sin embargo, en este nuevo mundo de prosperidad que anuncia Obama, donde osos amorosos sostienen un arco iris que rodea el globo, se escapa algo que supone una perversión ética como mínimo a la altura del perverso Bush.

Con el anuncio del diálogo con Irán o la posible y dudosa retirada de las tropas de Irak, Estados Unidos ha de buscar una salida victoriosa y no sólo en el campo de la diplomacia. Una retirada de tropas no tiene excusa en un país donde la palabra “perdedor” equivale a “apestado”. En esa zona tiene miles de soldados. Una vez que miles de soldados se encuentran allí, con una industria del armamento detrás cuyo poder y dimensiones no tienen parangón, la suerte está echada e incluso las causas de la agresión, por superficiales que fuesen, caen en la inercia que genera haber cruzado el Rubicón armados hasta los dientes. Algunos autores hablan de cómo la fuerza de las armas se apodera llegado un punto de aquel que tiene la responsabilidad de manejarlas, y pasan de ser un medio a constituir el fin. Cada gran despliegue del ejército americano en las últimas décadas se ajusta a esa especie de “apropiación” que el arma hace de su portador una vez que se ha disparado, aunque el disparo en este caso equivale al desplazamiento de tropas y material suficiente para combatir a los marcianos si hiciera falta.

Copiopego de El País: Pero los asesores de Obama y los estrategas militares consultados coinciden en destacar que los esfuerzos de EE UU en Afganistán se han visto muy perjudicados por las intromisiones ideológicas y diplomáticas, así como por el objetivo poco realista de levantar una democracia moderna. Más pragmático hubiera sido estabilizar el país para que luche duramente contra Al Qaeda y el extremismo islámico.

Con los anuncios recientes y el sutil párrafo anterior, todo parece indicar que Afganistán, como suele decirse, va a pagar el pato. Ahí está esa perversión ética. Obama, enfrentando su política a la política perniciosa de su antecesor en el cargo, no duda en aprovecharse del subterfugio que valió en su momento para abrir en canal a Afganistán, precisamente como pato al que se puede rellenar a estas alturas casi con lo que sea, siempre que se mantengan unas excusas o se inventen otras en la misma línea que se ha mostrado como útil para ocultar los deseos de venganza tras el 11-S. Puede que el nuevo presidente americano refuerce las medidas policiales y los servicios de inteligencia que en realidad pueden luchar con garantías contra el terrorismo islámico, puede que mejore las relaciones diplomáticas, pero para llevar esto a cabo se cuela por la herida que tiene una nación que está moribunda y a la que sacrifica para mantener intacto el orgullo patrio aprovechando la inercia de su máquina de guerra una vez se pone en marcha. Eso sí, es una guerra legal. Tendremos una nación cadáver legal, con su etiqueta en el pie y en su camita en la sala del forense.

En su momento Aznar se subió al carro del emperador. Ahora trata de hacerlo Zapatero, que con su reciente éxito “la silla de Sarkozy” tararea ahora la cantinela afgana con el anuncio de la ministra Chacón de acabar con los límites de efectivos que tiene allí el ejército español por si fuese necesario mandar más. De momento Zapatero hace encaje de bolillos para que el aumento se perciba como un aumento de “pacificadores” y no de soldados de los que hacen piñaun piñaun de verdad. Las maneras son distintas, las consecuencias cuantitativas con Irak de por medio más graves con de Bush/Aznar, pero en los dos casos existen países masacrados por Nuestra Señora de la Venganza y una profunda miseria moral, quizá más grave ahora por sustentarse las acciones en un intento de resolver desaguisados anteriores pero aprovechando, ya puestos, uno de los frentes bien masticados por la efectiva propaganda y bien vendida la mierda a la opinión pública, empaquetada, con su lacito rosa y como ungüento para suavizar el cutis. Este aprovechamiento de la corrupción anterior -del chivo expiatorio que posibilitó una venganza apresurada- y que hace más corrupto al que opta por ella -quizá no de cara a la galería, sí en el caso de que hablemos de ética- no supondrá mancha alguna para el nuevo presidente de Estados Unidos y su nuevo escudero español, deseoso como está de realizar la  pertinente reverencia para resolver sus problemas con USA. Tampoco supondrá caras de asco en casi nadie, que ya hubo reparto de pinzas para la nariz en el 2001. Tampoco habrá manifestaciones en las calles españolas ni un Bardem en cada esquina. Demos, pues, la bienvenida a la revolución. 
 seo раскрутка ценыtranslation english to russian language


Compartir:

  1. Comentario de supersalvajuan (12/11/2008 19:04):

    ¿Lo de Afganistán no es un guerra pura y dura? ¿Por qué tanto eufemismo en buena parte de la prensa?

  2. Comentario de HORUS (12/11/2008 22:13):

    Menos mal que por fin os dejais de cortinas de humo y vais a lo importante,ya vereis a Obama ya.
    Ahi va un yoyalodije como una piramide(copiado de lo que dije en casa del Popota):

    “HORUS // Nov 11, 2008 at 2:58 pm
    Siempre podran los parados ser reciclados por los gobiernos de turno en estos trabajillos:
    http://en.wikipedia.org/wiki/2004_Equatorial_Guinea_coup_d%27%C3%A9tat_attempt#Spain

    Y si, la grafica se las trae,ya montaran una guerra para reducir el paro.
    Total los patricios no van al frente mas que de visita.
    Por cierto mi mas sentido pesame a las familias de los militares muertos en la “mision de paz”.
    Pueden llamarlo como quieran pero los que se juegan la vida son los soldados.
    by HORUS un halcon de luto.”
    Pues eso, a las penas puñaladas y a las crisis guerras.
    Y vosotros mortales con lo de la ficha de ajedrez,los titanics en el ojete,etc…Un consejo a los parados,ID viendo pelis de guerra,que los patricios son capaces de resucitar la movilizacion obligatoria.Ser parado, ser soldado,ya vereis ya.Recordad como se acabo con el crack del 29,ahora estan buscando adolfitos, a falta de un adolfote.
    By Horus A PROUD asqueado de los patricios.

  3. Comentario de Jaime de Andrade (12/11/2008 23:26):

    Más guerras es lo que tenía que haber. No se cabe ya en ningún lado. El metro está hasta arriba de gente. En los supermercados las filas de los carritos hacen que pierdas la mañana entera. Los putos atascos a todas horas.

    A más guerras, menos gente, más bienestar, más petróleo para consumir y más barato.

    La guerra sólo tiene ventajas

  4. Comentario de paco (13/11/2008 09:59):

    Puagggg,

    Europa es la novia q te dice q no le partas la cara a un hijoputa enano y imbecil q se ha cagado en tu madre y todos tus muertos. Pero a ti el cuerpo te pide partirle toda la caja de los dientes y meterselos por la cuenca de los ojos uno a uno.

    Pero es la misma novia q si le robara a ella la iPod el mismo enano-cabron te exigiria q le aplicases la ley islamica y le cortaras ambas manos a mordiscos.

    Solucion: sodomizarla y abandonarla para q empezara un nueva relacion con el gran oso ruso, de evidente caracter comercial q rapidamente la pondria hacer la calle.

    Asi son las cosas y asi se las hemos contado. Olvidate de Aznar, Chikitistan, Bush y el “No a la guerra”. Piensa en grande, de los q nos has hablado es lo mismo q intercala Ana Rosa entre los reportajes de Gran Hermano: BALAS DE PAJA PARA LAS OVEJAS.

    Saludos
    paco

  5. Comentario de Qué país... (13/11/2008 12:16):

    El artículo iba bien, hasta que me encontré con esto:

    “salvo a necios y neoliberales, valga la redundancia”.

    ¿Por qué los neoliberales son necios? ¿Cuál es la definición de neoliberal?

    Si es una persona a favor de pagar menos impuestos para quitarnos de enmedio llorones, poltronas y coches oficiales, entonces soy un necio.

  6. Comentario de Karraspito for President (13/11/2008 12:29):

    Supongo que el neoliberalismo al que hace referencia el autor (qué paradoja, que los conservadores más ultras sean tan liberales en cuestiones económicas) es ese que propicia que las empresas, sobre todo las más grandes, puedan hacer exactamente lo que les salga de los cojones, como masacrar tribus africanas con la ayuda del ejército del país correspondiente para poder disponer tranquilamente del petróleo que aflora en sus tierras, explotar bestialmente trabajadores en Asia, Centroamérica, etc, pagándoles menos de lo que necesitan para sobrevivir a cambio de jornadas de 14 o más horas, en condiciones insalubres, sin poder ir ni siquiera a mear y sin informarles jamás de sus derechos (que a veces ni tienen) y despidiéndolos a la mínima señal de que se están sindicando, llevar la publicidad de sus marcas hasta al contenido de las clases de ciertos institutos, o llenar las ciudades de megacentros enormes que acaban con el pequeño comercio y obligan a los proveedores a venderles el producto a veces con un margen ínfimo de beneficio. Y SI, el modelo neoliberal salvaje de economía ha favorecido en gran medida todos estos excesos al reducir al mínimo el intervencionismo de los estados sobre las empresas…

  7. Comentario de asertus (13/11/2008 13:11):

    Pues sí, eso como esos indios de Ecuador, que piden que Repsol no se vaya, porque a ver quién les proporciona médico, vacunas y un mínimo de apoyo entonces… ¿no se fiarán de sus socialistas Ecuatorianos bolivarianos?

    Por cierto, el análisis claro, el de Paco, si yo fuese useño, irak, afganistán y lo que sea, para los europeos.., y que paguen la gasofa a varios euros litro…

    Y el camino obamiano creo que va por ahí…, veremos las risas…

    Saludos

  8. Comentario de Cayetano (13/11/2008 22:46):

    Hay que ser consecuentes. Evacuar Afganistán y dejarles que se gobiernen solos. Es posible que haya matanzas sin cuento, niñas quemadas vivas por ir a la escuela y todas esas cosas que forman parte de sus tradiciones, que pueden sorprendernos pero que tanto ofenden a las ONG neoliberales y del pp que pedirán hacer algo (¿enviar soldados?). Habrá que mantenerse firmes.

  9. Comentario de Belisario (14/11/2008 01:07):

    A mi lo que más me gusta del ejército norteamericano es su capacidad sin parangón, para la comedia. Como cuando pone nombre a sus operaciones “libertad duradera” o genera estrategias de marketing imposibles aquí en Europa. Me gusto especialmente aquella baraja que sacaron con todos los nombres de al-qaeda: impagable. De todo lo demás que hacen sabemos que es lo que les sale de los huevos.

  10. Comentario de Andayá (14/11/2008 08:26):

    los que se juegan la vida son los soldados.

    Pues claro. Para eso están. Se supone que van a un sitio peligroso, y que yo sepa ninguno va obligado.

    Lo que no tiene sentido es mandar apenas cien soldados para hacer el paripé y quedar bien, y luego tenerlos allí encerrados jugando a las cartas, no sea que se vaya a torcer un tobillo alguno.

    No digo que corran riesgos innecesarios, pero es que hay muchos riesgos que sí son muy necesarios, y ésos sí hay que correrlos.

    Anoche ya estuvo el telediario haciendo campaña sobre lo fuertes que se han vuelto los talibanes, parece que nuestro Zapi ya está preparándonos para una foto chupiguai con Obama en plan Azores, sólo que en lugar de tres serán 20+1+1, con él sentado en un taburete en un extremo. Y luego anunciará el aumento de nuestro contingente en Afganistán para repartir aún más flores. Ya se sabe, es mejor que nos maten a matar, como dijo otro iluminado.

  11. Comentario de Baku (14/11/2008 10:02):

    Muy fino el análisis sobre la ONU, Alfredo. Ahora nos explicas por qué a Bush junior le resultó imposible conseguir una resolución para Irak como la que tan fácilmente obtuvo para Afganistán. Hasta el punto de tener que reunirse en Azores con los otros dos grandes lideres mundiales para decidir que, con o sin resolución, ellos iban a hacer lo que les saliera de los huevos.

  12. Comentario de Andayá (14/11/2008 11:56):

    Otra perlita de Alfredo:

    … en los dos casos existen países masacrados por Nuestra Señora de la Venganza

    Claro, todo el mundo sabe que tanto en Irak como en Afganistán los malos malosos de los yanquis están arrasando ciudades enteras. ¿Aún no te has enterado de quiénes, de verdad, ponen las bombas que matan gente? Parece mentira que haya que aclarar algunas cosas.

    Y no, ni lo de Afganistán ni lo de Irak es una guerra pura y dura. Aquí no hay un Verdún, ni un Stalingrado. Esto es una guerra de guerrillas, de las peores, y de las que duran. No hay fórmulas mágicas, y lo de “menudo follón, mejor nos vamos cuanto antes” no me parece una gran estrategia.

  13. Comentario de Alfredo MG (14/11/2008 13:22):

    Baku, la invasión estaba decidida, tan sólo a la espera de buscar el chivo expiatorio para justificarla. Lo de los inspectores, excusa buscada con demasiadas prisas, no funcionó como debería, aunque se agarraron a la resolución 1441. Si llegan a atinar mejor y no tienen tanta premura por extender la venganza por las torres gemelas hubieran buscado un justificante mejor. De hecho, la muestra de que con o sin resolución iban a hacer lo que quisieran refleja hasta qué punto las resoluciones de la ONU se adaptan al interés del que manda, salvo en caso de metedura de pata por precipitación, e incluso entonces hay genuflexiones. Incluso los algunos “expertos” en su momento manifestaban que la 1441 era suficiente.

  14. Comentario de Alemania (14/11/2008 14:25):

    Y no olvidemos que Irak tenía en Rusia cierto apoyo, mientras que a Afghanistan no lo quiere ni su padre (bueno, en el sentido de querer/estimar, porque en el sentido de querer/”to pa mi” sí que lo quieren muchos).

  15. Comentario de paco (15/11/2008 09:16):

    Venganza? No, con eso solo cargas el trabuco y sales a montar a la calle uno como la de PuertoUrraco.

    Los USA son ricos, de los q tienen dos coches y la gasolina mas barata q nosotros. No te digo mas q para estar alli por debajo del umbral de la pobreza tienes q ganar menos de 20.000$.

    Eso les permite gastar en cosas como la SEGURIDAD. Si un grupo terrorista les ataca y tienen un estado como el afgano q les da apoyo, pues le dan un buen ostion.

    Porque tienen un señor ejercito, q se pagan, y no lo tienen como el q tiene una coleccion de soldaditos de plomo.

    Si hay un estado como Irak q esta sentado encima de una maquina de hacer dinero, sus recursos petroliferos, y se dedica a dar pasta a las familias de los suicidas de Hamas y mil cosas mas. ZAS

    Y si el gorila Chaves pasara a hacer cosas mas peligrosas q enfrentarse televisivamente con el “gran satan”. ZAS

    #10 totalmente de acuerdo, si se dijera claramente el papel de los soldados españoles en Irak y Afganistan los altos mandos de nuestro ejercito serian como poco untados en brea y cubiertos de plumas.

  16. Comentario de AlfredoMG (15/11/2008 11:19):

    Con venganza entiendo una reacción desmesurada y apresurada donde no interesa realmente combatir el terrorismo que atentó contra las torres gemelas, y que dado su modus operandi y complejo sistema de financianción difícilmente se puede atribuir a un país. Si el asunto requería de la policía y servicios de inteligencia, creo que a estas alturas está claro que ambas guerras son una demostración de fuerza por un lado para calmar a buena parte de una sociedad bastante patriótica, por otra para dar salida al ese monstruo armamentístico que no para de crecer y que ha de ponerse en marcha de vez en cuando para desentumecerse, y por último para quedar satisfechos porque el atentado no quedó impune. Incluso aunque existan intereses económicos o relacionados con el petróleo, tras años de guerra también parece que son secundarios en torno a esa intención “emocional”. La seguridad ante el terrorismo se consigue de otra manera.

  17. Comentario de lluis (15/11/2008 11:29):

    Parece ser que el sistema empleado hasta ahora para luchar contra el terrorismo no acaba de dar sus resultados.
    Se puede entender la operación de EEUU contra el gobierno afgano, que daba soporte (y se vanagloriaba de ello) a una organización terrorista con ramificaciones internacionales que apoyó el 11-M.

    Ya se ve como está Afganistán hoy día. Tras años de ocupación, sigue exitiendo la violencia armada, y no parece que vayan a ser capaces de franerla.

    Y tras ello, lo que interesaba. Un recorte significativo de las libertades civiles en Occidente (por no hablar de Guantánamo o masacres de civiles inocentes a los que se tomó por terroristas). En según qué circunstancias, meras sospechas bastan para que te suspendan los derechos elementales, eso en países de honda raigambre democrática, ya no hablamos de sistemas como el español o el turco.

    Ahora, Bin Laden o Saddam son los malos. Hace unas décadas, eran firmes aliados de Occidente, en el caso de Bin Laden incluso recibió armamento y formación de la CIA para oponerse a la “acción humanitaria” de los soviéticos en Afganistán. Digo yo que al habría que pedir algún tipo de responsabilidad al departamento de selección de personal de la CIA, toda vez que no es la primera vez que un títere se les desmelena y tienen que reducirlo a tiros (otro ejemplo: el panameño Noriega). Un cínico podría argumentar que esos personajes les hacen el juego, lo de Noriega permitió prolongar su influencia en el Canal de Panamá, y Bin Laden permite poner pie en el Asia Central ex-soviética y Saddam, en primer lugar, obligó a los monarcas del Golfo a echarse en brazos de EEUU y, posteriormente, a que las compañías americanas adquiriesen derechos en Iraq en detrimento de la competencia rusa y francesa. Y encima esa gente no tiene agradecimiento ni nada, a Noriega lo encierran acusado de narcotráfico, a Saddam lo cuelgan y Bin Laden tiene puesto precio a su cabeza (suponiendo, evidentemente, que todavía esté vivo). Retribuyendo así a sus mejores colaboradores, lo tendrán difícil para encontrarles sustitutos de nivel.

    Otra cosa es que hayan actuado chapuceramente. Lo de Panamá salió bien, pero en Afganistán acabarán saliendo como los soviéticos y en Iraq, aunque la situación se haya tranquilizado un poco (a coste de miles de muertos) hay hastante más terrorismo ahora que antes de la intevención.

    Y ya veremos qué pasa cuando Irán consiga su bomba nuclear o los islamistas se hagan con el poder en Pakistán, país que ya cuenta con arsenal nuclear.

    Digo yo que por el camino actual no vamos bien. Lo que no sé es si es el único camino posible o, por contra, merecería la pena intentarlo por otro.

  18. Comentario de Espiña (15/11/2008 14:45):

    ¡Karraspito! ¡que ya no te veo por lo del Mauro! Me se de alguien que se acaba de leer No Logo…

  19. Comentario de Karraspito for President (15/11/2008 15:09):

    Ejem, ejem, ¿tanto se ha notado? Yo que quería que pareciera que todo eso formaba parte de mis vastos conocimientos anteriores…

    Acabo de dejar un comentario dirigido al tal Armtrongfl ese, que siempre está hablando de otra persona…

    Saludos

  20. Comentario de Espiña (15/11/2008 15:44):

    Jajajajaja, eres un monstruo. De todas formas no nos desviemos, ya que el autor del post se acaba de leer “Hegemonía o supervivencia” de Noam Chomsky y hay que sacar provecho del tema.

  21. Comentario de Karraspito for President (15/11/2008 16:10):

    ¡Ese no “le” tengo! Me lo tendré que leer rápidamente para poder comentar. Es lo que tiene frecuentar estas webs de empollones…

  22. Comentario de paco (15/11/2008 16:43):

    #16, Alfredo,

    Entiendo q puedas opinar q el golpe de Afganistan fue excesivo. Pero no fue mas alla de un puñado de comandos, 2 portaviones en el Indico mandando aeronaves a bombardear y columnas de la Liga Norte , compuestas por paisanos, escoltadas por helicopteros Apache americanos. Y el mula Omar escapando en una Derbi.

    Era dificil combatir efectivamente a un grupo terrorista si no se eliminaban sus bases en Afganistan.

    Luego la post-ocupacion, donde se ha destinado un numero insuficiente de tropas… y algunas de ellas han montado su fuerte Alamo… ir pa’eso.

    #17, Lluis.

    Lo de no dar resultados es relativo dependiendo del punto de vista. Los americanos pueden pensar q ahora parece q no les vuelan por los aires embajadas, no tienen atentados en su territorio, no les estrellan lanchas contra sus destructores…

    Si piensas “y en Iraq hay bastante más terrorismo ahora que antes de la intevención” puede q para ti lo ideal seria q no aparecieran noticias horrendas de estos paises en el telediario… como cuando Solana les decia a los serbios, croatas y bosnios lo de “por favor, no hagan tanto ruido, q aqui estamos intentando echar una siesta”.

    Saludos
    paco

  23. Comentario de Qué país... (15/11/2008 17:54):

    Hasta que Europa o la ONU me demuestren que son capaces de algo más que de ser señoras de la limpieza cuando el trabajo duro lo hacen los americanos, entonces tendrá sentido que Europa y la ONU alegen algo de representatividad.

    Lo digo porque en la guerra de Bosnia fueron los americanos con su OTAN los que impidieron que siguieran las masacres de civiles. Eso sí, después, cuando ya está todo pacificado, mandamos a los soldados en “misión de paz”.

    Europa le debe a los yankis ser lo que es, lo queráis o no. Obviamente podemos ir de pacifistas y de buen rollo si sabemos que tenemos un primo de Zumosol protegiéndonos el culo. Empezando por la Segunda Guerra Mundial, siguiendo por la Guerra Fría (cuánto le hubiéramos durado a los rusos?) y acabando por el fanatismo islámico.

    Y como le toquemos muchos los huevos al amigo americano, se cansará de tanta tontería y se va a desentender de nosotros. Y entonces Europa sí que tendrá un problema, y de los gordos, con Africa. Al tiempo.

    PD: Lo peor de tanto antiamericanismo es, razonando un poco, uno se vuelve cada vez más pro-yanki.

  24. Comentario de Lluis (17/11/2008 16:30):

    Paco,

    En Iraq, no se encontraron las presuntas armas de destrucción masiva. Tampoco las interconexiones entre Saddam y Bin Laden. Respecto a estas últimas, eran bastante poco probables. Para los extremistas islámicos, Saddam era un “ateo”, tan despreciable y merecedor de la muerte como cualquier occidental. No fueron esos los que le lloraron cuando le colgaron.

    Además, Bin Laden es sunní, una de las principales ramas del Islam, la misma a la que pertenecen los talibanes. Otra de las grandes familias, los shiíes, es la que gobierna en Irán y la dominante en el actual Iraq, aunque sea en su rama más moderada; en cambio, el régimen de Saddam se apoyaba en los sunnies, ahora minoritarios y donde se apoya la insurgencia. No hará falta que te diga lo que se aprecian ambas ramas del Islam.

    Se trataba de buscar un pretexto, y lo encontraron. Pero la invasión de Iraq es comparable a la de Checoslovaquia por los nazis.

    Me dices que el mundo es un sitio mas seguro para los americanos, que no les vuelan edificios ni embajadas. Pero no creo que los familiares de los muertos en sitios que a duras penas saben pronunciar piensen igual. Y evidentemente no hablamos de los “efectos colaterales” de la “acción humanitaria”, total son moros y eso les pasa por vivir cerca de terroristas.

    Y si mal no recuerdo, los atentados de Madrid y Londres se produjeron cuando ya se había desencadenado la guerra contra el terror. Y para un occidental, hacer turismo en cualquier país con presencia islámica es también seguro.

    Saludos.

  25. Comentario de Lluis (17/11/2008 16:37):

    Qué país,

    Los americanos acostumbran a actuar en defensa de sus intereses.
    Quizá te guste lo que hayan hecho por Europa, pero en frenar a los nazis colaboraron también (y durante más tiempo) los ingleses (esos de Gibraltar) y los pérfidos rojos. Nosotros, además, podemos agradecerles que nos dejaran al caudillo cuando, en 1945, hubiesen bastado unas pocas semanas para liquidarlo.

    Evidentemente, en Europa tenemos nuestros problemas, pero el primer interesado en que se mantenga la cosa tal como está ahora es el amigo americano. No les sería demasiado conveniente un contrapoder efectivo.

    El problema de África es el que hemos creado nosotros, tanto europeos como americanos. Son intereses neocoloniales los que mantienen algunas guerras en ese continente, de momento allí se contentan con poder comer. Si alguna vez la emprenden contra nosotros, estaría bien recordar lo que hemos estado haciendo nosotros allí.

    Por cierto, también es muy interesante la actuación de EEUU en América Central, el buen patriota español debería estar un pelín mosqueado sobre como se perdieron Cuba o Puerto Rico.

  26. Comentario de Andayá (19/11/2008 08:20):

    Lluis,

    …la invasión de Iraq es comparable a la de Checoslovaquia por los nazis. -> Mandíbula en el suelo… Sin comentarios.

    …en frenar a los nazis colaboraron también (…) los pérfidos rojos. -> “¿colaboraron?” ¿Te suena de algo el pacto Molotov-Ribbentrop?

    …en 1945, hubiesen bastado unas pocas semanas para liquidarlo [a Franco] …¿de verdad?

    Mira, elucubra lo que quieras sobre Irak, Afganistán o lo malos que son los yanquis y yo te escucharé, pero la historia del siglo XX mejor te la repasas un poco antes de hacer el ridículo así.

    Hasta ahora he apreciado tus opiniones (sin compartirlas), pero aquí has flaqueado de tal manera que no sé qué pensar.

  27. Comentario de Turbomix (10/12/2008 16:28):

    Qué País:
    – Podemos acordarnos del pacto de Múnich y de cómo las democracias europeas (Francia y Alemania) pactaron con el Diablo antes que la URSS
    – Lo de los Rojos…Pues hombre, ahí está Stalingrado, Kursk, la toma de Berlín

    No es sano ver antiamericanos por todas partes, ni gastar tanta arrogancia porque se te puede volver en contra.

  28. Comentario de Turbomix (10/12/2008 16:28):

    Donde puse Alemania quería poner Gran Bretaña

Comentarios cerrados para esta entrada.